Por tema de aborto, obispo asusta a madre de diputada

Kiosko

Por tema de aborto, obispo asusta a madre de diputada
Foto: TOMADA DE FACEBOOK
Estados 04/10/2019 01:32 Corresponsales de EL UNIVERSAL Actualizada 02:06
Guardando favorito...

Nos cuentan desde Zacatecas que la lectura de una iniciativa de Provida, que plantea reformar el artículo 21 de la Constitución estatal, a fin de que se considere que una persona es “todo ser humano desde su concepción hasta su muerte natural”, no sólo generó encono en el recinto legislativo entre feministas y grupos profamilia, sino la bomba que explotó fue lo dicho por la diputada Alma Dávila Luévano (Morena), quien subió a tribuna para denunciar que su madre fue hostigada vía telefónica para que ella diera luz verde a esa iniciativa. Doña Alma, nos detallan, acusó en el pleno que el obispo Sigifredo Noriega y un sacerdote de la comunidad de Tacoaleche, a quien identificó como “el padre Juan”, amedrentaron sicológicamente a su madre, al advertirle que si su hija votaba a favor del aborto, caería una maldición a toda su familia por generaciones. Lo grave, denunció la morenista, es que a raíz de esta situación su mamá sufre de problemas cardiacos. Otra vez vulnerando a las mujeres, se escuchó.

 

Noroña tiene nuevas amistades

Las diputadas del Congreso de Nuevo León, Karina Barrón (MC) e Ivonne Bustos (PVEM), nos platican, intentaron exhibir como violento e ignorante al diputado federal Gerardo Fernández Noroña (PT), al llevarle un libro sobre la vida del empresario Eugenio Garza para que conociera las virtudes del regiomontano. Sin embargo, para su sorpresa, nos dicen, don Gerardo las recibió muy amable y, tras escuchar su reclamo de que no provocara violencia en el estado, les replicó que es promotor de la resistencia civil pacífica y las convenció de que nadie merece ser declarado persona non grata en uso de su libertad de expresión. Esto, nos dicen, ahora que el Congreso local ha sido obligado a dejar las cosas como estaban, antes de declarar no gratos a Fernández Noroña y Pedro Salmerón.

 

Sigue riña de colores en tierra guerrerense

La larga pelea entre Morena y el PRI de Guerrero, nos comentan, tuvo un nuevo capítulo y esta vez la disputa ocurrió en el Congreso local. Según nos cuentan, fueron los diputados Moisés Reyes, (Morena), y Omar Jalil Flores (PRI), quienes se confrontaron por la iniciativa de ley para legalizar los matrimonios igualitarios. Resulta que, nos dicen, debido a que don Moisés está a favor de la iniciativa, su compañero del tricolor denunció que el morenista está promoviendo una campaña de odio en las redes sociales contra los que, como él, están en desacuerdo. Sin embargo, nos indican, ni tardo ni perezoso Reyes Sandoval salió a desmentir a don Omar, retándolo a que en 24 horas presentara pruebas de su acusación o, de lo contrario, lo demandará por daño moral. ¡Qué tal!

 

¿Saboteo de aspiraciones?

El que quiso madrugar para no tener sorpresas, nos dicen, fue el diputado federal Luis Fernando Salazar, quien se destapó como candidato de Morena a la alcaldía de Torreón, aun cuando faltan dos años para renovar el ayuntamiento. Al parecer, nos indican, la razón de su temprana aspiración es que don Luis Fernando habría aprendido la elección, luego de que antes, cuando estaba en las filas del PAN, otros perfiles se le adelantaron y le ganaron dos candidaturas soñadas: la gubernatura de Coahuila y la alcaldía de Torreón. Pero no todo es rosa, nos aseguran, pues el destape no cayó bien entre los morenistas de cepa, quienes ya empiezan a mover los hilos para intentar que el diputado federal no sea el abanderado.

Temas Relacionados
Kiosko provida Aborto Feministas Morena
Guardando favorito...

Comentarios