19 | ABR | 2019
El EZLN, CNI-CIG, piden la cosas de las concesiones mineras en todo el territorio nacional
El EZLN, CNI-CIG, piden la cosas de las concesiones mineras en todo el territorio nacional. Foto: Archivo/ EL UNIVERSAL

Megaproyectos se toparán con voluntad de pueblos: EZLN y Congreso Nacional Indígena

07/03/2019
14:43
Fredy Martín Pérez / Corresponsal
Chiapas
-A +A
En un comunicado conjunto, las organizaciones expusieron que la “llamada Cuarta Transformación sigue el mismo camino de sus tres predecesoras, aunque con más brutalidad”

San Cristóbal de las Casas, Chis.- La obras que pretende llevar a cabo el gobierno federal, como el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM) en Texcoco o Santa Lucía, serán “megaproyectos se toparán de frente con la voluntad de nuestros pueblos”, declararon el  Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) y el Congreso Nacional Indígena (CNI).

En un comunicado conjunto, las organizaciones expusieron que la “llamada Cuarta Transformación sigue el mismo camino de sus tres predecesoras, aunque con más brutalidad y cinismo si posible fuera”.

“Los neoliberales, primero con los delincuentes Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto y ahora con Andrés Manuel López Obrador, buscan acabar con la resistencia de los pueblos que con razón y derecho decimos NO al Proyecto Integral Morelos”, dicen.

Enumeraron que en la Reforma, “nuestras tierras comunales, sagradas para nosotros, fueron proscritas para entregarlas a los mismos saqueadores” y en la Revolución Mexicana “mientras arriba se repartían el poder político, abajo con nuestra sangre defendíamos y regamos la tierra”.

Por esto, “en cada transformación se acrecentaron y recrudecieron la explotación, el despojo, la discriminación y el desprecio contra nuestros pueblos”.

Así, para el EZLN, el CNI-Congreso Indígena de Gobierno dicen que “no tenemos duda que esta nueva etapa de gobierno profundiza el neoliberalismos y la integración forzada de nuestro país a la órbita imperial de Estados Unidos, pues se ha comprometido fielmente a dar continuidad a las políticas macroeconómicas de los anteriores gobiernos, estableciendo una austeridad y restricciones fiscales que no se veían desde el gobierno de Miguel de la Madrid”, que garantizó la autonomía del Banco de México, el respeto a las inversiones extranjeras y el impulso del libre comercio.

Por eso, la Cuarta Transformación “va contra nosotros y nuestros territorio, va por el exterminio de nuestros pueblos en cada rincón, y para ello tiende una guerra que sufrimos hoy con luto y coraje (…) vemos que es una guerra hecha de muchas guerras funcionando de forma integrara como si fura una sola”.

Consideran que la Cuarta Transformación inició con Miguel de la Madrid Hurtado, pero “se profundizó con Carlos Salinas de Gortari”, quien prosiguió “su guerra de conquista con Ernesto Zedillo Ponce de León, Vicente Fox Quezada, Felipe Calderón Hinojosa y Enrique Peña Nieto”.

Apero ahora, el presidente Andrés Manuel López Obrador “continúa con el proyecto transexenal y el Partido Movimiento de Regeneración Nacional”.

Sin embargo, “para los pueblos originarios el único cambio verdadero, es el aumento de las mentiras, los engaños, las persecuciones, las amenazas, los encarcelamientos, el despojo, los asesinatos, las burlas y desprecios, la explotación humana y la destrucción de la naturaleza; en suma el aniquilamiento de la vida colectiva que somos”.

Agrega que el gobierno neoliberal que encabeza López Obrador “tiene su vista puesta en nuestros pueblos y territorios, donde, con el Instituto Nacional de Pueblos Indígenas, se tiende una red de cooperación y desorganización, que abre el camino a una guerra que tiene nombre”

Así, “las consultas que el Instituto Nacional de Pueblos Indígenas organiza actualmente en torno al Plan Nacional de Desarrollo 2018-2024, el Tren Maya o el Corredor Transístmico son una simulación para su validación”.

“Hoy, mañosamente se le nombra democracia a la mentira a la que llaman consulta, hecha en un marco de violencia, desinformación y desprestigio, sin importar siquiera el riesgo que el Gasoducto Morelos implica en zona de peligro del volcán sagrado del Popocatépetl, sin importar que acaben con el agua de riego de los ejidos de Ayala y contaminen el Río Cuautla. O sea, la vida no vale cuando se habla del gran capital”, exponen.

“Nuestros pueblos, en ejercicio de sus derechos fundamentales de autonomía y territoriales dicen NO a las políticas y a los megaproyectos de despojo, muerte y destrucción, así como a las consultas que organizan los malos gobiernos para obtener el consentimiento de nuestros pueblos a dichas políticas y a dichos megaproyectos”, consideran en el escrito titulado “¡Samir vive, la lucha sigue! Pronunciamiento de la Tercera Asamblea Nacional del CNI del CIG y el EZLN.

Consideran que con la construcción del Tren Maya, los estados de Chiapas, Tabasco, Campeche, Yucatán y Quintana Roo, “los sitios sagrados se están arrebatando a las comunidades para acrecentar las ganancias de empresas turísticas trasnacionales”.

Entre otras cosas, el EZLN, CNI-CIG, piden la cosas de las concesiones mineras en todo el territorio nacional.
 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios