Invertirán 35 millones de pesos para restaurar zonas mayas en Yucatán

Eduardo López Calzada, director del Centro Regional del INAH, informó que el dinero se invertirá en las zonas arqueológicas de Chichén Itzá, Uxmal, Dzibilchaltún, Ek Balam y Kulubá; elogió que el Patronato Cultural no esté de acuerdo con seguir otorgando permisos para dar espectáculos
Zona maya de Chichén Itzá
Foto: Archivo / EL UNIVERSAL
11/10/2018
19:11
Yazmín Rodríguez / Corresponsal
Yucatán
-A +A

Mérida.- El director del Centro Regional del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), Eduardo López Calzada, reveló que invertirán 35 millones de pesos para restaurar y explorar cinco zonas mayas de Yucatán, que serían Chichén Itzá, Uxmal, Dzibilchaltún, Ek Balam y Kulubá.

Asimismo, manifestó estar de acuerdo con la postura del Patronato Cultural del Gobierno del Estado de evitar conceder la zona arqueológica de Chichén Itzá para dar espectáculos porque únicamente "se somete a una presión a los mismos monumentos y el sitio arqueológico".

Acerca de las inversiones por 35 millones de pesos, manifestó que es parte de un convenio con el gobierno del Estado, en el que se entrega un porcentaje del dinero que se recauda por acceso a las zonas mayas. Ese dinero servirá para restaurar, mejorar y explorar los cinco sitios mayas de Yucatán y de esta manera garantizar que estén en buenas condiciones para recibir al turismo nacional y extranjero.

El proyecto podría durar entre 3 y 5 años, y los convenios de este tipo se van renovando cada año, indicó López Calzada. Reiteró que la zona arqueológica que más visitantes recibe al año es Chichén Itzá.

Por otro lado e independientemente de ese dinero, el INAH tiene entre 15 y 20 millones de pesos autorizados para este año, para labores de mantenimiento, exploración y cuidado de las zonas mayas.

"El mantenimiento a los sitios arqueológicos es constante, nada más que en temporada de lluvias los detenemos porque es inconveniente trabajar en eso sino hasta después", acotó.

López Calzada manifestó entre otras cosas que el convenio suscrito con el gobierno del Estado beneficia finalmente el trabajo de investigación, porque en las zonas mayas siempre es necesario estar explorando y también investigando nuevas características de los lugares.

Las cinco zonas mayas que estarán integradas en este proyecto son porque demandan no solo mantenimiento sino constante cuidado. “Son las zonas y el patrimonio arqueológico más importante que hay que preservar y cuidar”, dijo.

En relación a los espectáculos en la zona maya de Chichén Itzá, elogió que el Patronato Cultural no esté de acuerdo en que se sigan otorgando permisos para esos eventos porque como quiera que sea, propician una "presión extraordinaria" sobre edificios y monumentos arqueológicos tan importantes en Yucatán.

afcl

Mantente al día con el boletín de El Universal