Demandan redoblar la búsqueda de desaparecidos en Nuevo León

Acuerdan familiares con procuraduría estatal explorar alternativas para agilizar localización de personas
Convicción. Familiares mantienen la esperanza de hallar a sus seres queridos, a pesar de tener 10 años ausentes (CORTESÍA CADHAC)
01/02/2018
01:06
David Carrizales / Corresponsal
Monterrey
-A +A

Decenas de familiares de personas desaparecidas de Nuevo León marcharon desde la plaza La Purísima hasta las instalaciones de la Procuraduría General de Justicia del estado para insistir en su exigencia a las autoridades para que redoblen su trabajo en la localización de sus seres queridos.

Encabezados por la Agrupación de Mujeres Organizadas por los Ejecutados, Secuestrados y Desaparecidos de Nuevo León (Amores) y Ciudadanos en Apoyo a los Derechos Humanos, A.C. (CADHAC), los familiares aseguraron que mantienen la esperanza de encontrar a sus seres queridos, a pesar de que algunos casos tienen más de 10 años.

En la sede de la dependencia, un grupo de 44 integrantes del grupo Amores participó en una reunión con personal de la Unidad de Investigación Especializada en Personas Desaparecidas, donde analizaron el estado que guardan 41 expedientes que corresponden a 68 personas no localizadas —de los cuales 58 son hombres y 10 mujeres—, registrados entre 2007 y 2016.

“De los 41 expedientes 36 se encuentran en la Unidad de Investigación Especializada de Personas Desaparecidas, 3 en el Centro de Operaciones Estratégicas (COE) y 2 en Antisecuestros”, especificó la CADHAC, en un comunicado.

Sobre la reunión, la asociación indicó que se acordaron con las autoridades nuevas gestiones de los agentes del Ministerio Público que puedan conducir a diferentes caminos e ideas para continuar la búsqueda.

El organismo puso como ejemplo el acompañamiento que dieron a una familia para identificar de inmediato el cadáver de un niño de 8 años hallado el martes en un lote baldío de Monterrey. En este caso, no hubo coincidencia del cuerpo encontrado con un menor que se estaba buscando, pero hubo rapidez en el procedimiento.

“En general, el sentir de las familias, después de revisar sus expedientes es de esperanza al ver que se encuentran nuevas posibilidades de búsqueda”, señaló la asociación.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal