Cae en Jalisco Diego “N”, presunto asesino de Jessica

Fiscalía de Michoacán realiza los trámites para ponerlo a disposición de un juez; familia confía en que se hará justicia

Cae en Jalisco Diego “N”, presunto asesino de Jessica
Diego Urik “N” fue detenido la tarde de ayer en un hotel del estado de Jalisco. Foto: TOMADA DE VIDEO
Estados 01/10/2020 01:07 Carlos Arrieta / Corresponsal Actualizada 01:13

Morelia.— El fiscal de Michoacán, Adrián López Solís, informó que personal a su cargo detuvo a Diego Urik “N”, presunto feminicida de Jessica González Villaseñor, quien fue asesinada a golpes en la ciudad de Morelia.

Asimismo, señaló que la institución realizó los trámites para ponerlo a disposición del juez de control que lo reclama.

El Registro Nacional de Detenciones (RND) reveló que Diego Urik “N” fue detenido en Cihuatlán, Jalisco. La captura del probable feminicida se realizó a las 4:30 de la tarde del miércoles, sobre la calle Morelos de la colonia Barra de Navidad.

Los datos de la ficha refieren que la Policía Ministerial realizó la detención afuera de un hotel de esa localidad.

Más tarde, el fiscal General de Michoacán dijo que la captura fue resultado de la investigación de sus elementos, por lo que no fue necesario utilizar el mecanismo de la recompensa.

Piden castigo ejempar
 

Cristo Adán, hermano de Jessica, dijo a EL UNIVERSAL que al enterarse de la captura en su familia hubo sentimientos encontrados. “Tenemos mucha tristeza todavía. Continuamos destruidos aunque lo hayan detenido, pues a nosotros no nos van a regresar a mi hermana”, señaló.

Dijo que una vez detenido Diego Urik lo único que pide es justicia, porque lo que quieren, al igual que la sociedad, es un castigo ejemplar para el presunto feminicida de la joven de 21 años.

“Si no es así, lo único que va a propiciar es que más hombres crean que pueden matar a una mujer por el simple hecho de serlo y quedar impunes”, indicó.

Cristo enfatizó en que para él y su familia es imperativo que sea un juez el que determine la culpabilidad o no de Diego Urik.

“Confiamos en la justicia y las autoridades. Si no, desde el primer momento no hubiéramos acudido a ellas al saber que algo pasaba con mi hermana y que estaba desaparecida”, destacó.

El hermano de Jessica agradeció a todas las personas que se sumaron a las acciones de la familia porque, dijo, esa presión social ayudó a que la fiscalía actuara.

Ella era muy humana
 

Para Cristo Adán, Jessica era una mujer muy humana; le gustaba ayudar y ver por los demás.

“Era la persona más humana, una mujer muy inteligente, muy luchadora por sus ideales, pero sobre todo muy preocupada por toda la sociedad”, enfatiza.

Jessica era originaria de Morelia y era recién egresada de la licenciatura en Educación por el Colegio Salesiano Anáhuac. Acababa de ganar el concurso para una plaza de docente.

“Justo cuando se titula lo primero que dice es que confiaba en que Dios le iba a mandar las palabras correctas para transmitirlas a sus alumnos”, recuerda.

Comentarios