Ahora, Bonilla usa su televisora para atacar a edil

Kiosko

Ahora, Bonilla usa su televisora para atacar a edil
Jaime Bonilla Valdez
Estados 08/07/2020 03:25 Actualizada 03:25

Donde arde Troya, nos cuentan, es en Baja California, pues el pleito que hay entre el gobernador Jaime Bonilla y la alcaldesa de Tecate, Zulema Adams (Morena), ya llegó a la Segob y el Legislativo federal, una vez que senadoras de diferentes partidos se sumaron y lograron un exhorto desde la Cámara alta, para que don Jaime se disculpara por ejercer violencia de género en contra de la edil, tras señalar que se la pasa “en el salón de belleza haciéndose manicure”. No obstante, nos indican, una sorpresa se llevaron cuando el mandatario, en lugar de pedir perdón, aseguró que nunca se disculparía “con alguien que no trabaja” y hasta un oficio emitió para aseverar lo mismo. Pero eso no es todo, nos revelan, pues el morenista además aprovechó para pedirle a un reportero de la empresa televisora que es de su propiedad, que exhibiera una nota sobre la alcaldesa, con la instrucción —nadie sabe si como gobernador o como su jefe— de que siguiera investigando a la funcionaria. ¡Qué tal!

Y en el país de los privilegios...

A quien le salió muy caro eso de intentar quedar bien, nos aseguran, fue al gobernador de Coahuila, Miguel Riquelme Solís (PRI), luego de declarar que todos los viernes se realiza la prueba del Covid-19, para que le tengan los resultados el sábado y así lo dejen ver a su nieto, publicando incluso, el fin de semana pasado, los resultados negativos de su más reciente estudio. En este sentido, nos dicen que mientras algunos tomaron la postura hasta con tintes nostálgicos, otros criticaron la rapidez con la que le entregan la prueba al mandatario, mientras casi 4 mil coahuilenses esperan por sus resultados hasta por más de 72 horas, y exponen su vida y la de sus familiares a un posible peligro mortal. ¿Será que hasta en plena pandemia en Coahuila hay niveles y privilegios?

De conferencias, taqueros y “chafiretes”

Desde Chiapas, nos cuentan que quien de plano tiró la toalla… de las conferencias diarias, fue el secretario de Salud, José Manuel Cruz Castellanos, lo cual fue aplaudido, pues hasta ahora acumulaba una serie de cuestionados dichos. Entre las polémicas que generó, nos recuerdan, está su respuesta a las exigencias del personal de Salud, que pidió más insumos para hacer frente a la pandemia y sólo recibió un “si no les gusta, que se vuelvan taqueros”. Además, nos relatan, nadie ha olvidado cuando don José afirmó que quienes han padecido la enfermedad quedan “medio chafiretes”. En la tierra del pozol, nos aseguran, ya hay también quienes hacen apuestas por el día en que el secretario de plano se baje del ring.

Lo “gaseoso” de la política

Nos dicen que en Reynosa, Tamaulipas, el que acaparó los cuestionamientos fue el diputado local Rigoberto Ramos Ordóñez (Morena), luego de que con ayuda de dos pipas se pusiera a regalar gas butano a familias de diversas colonias. Aunque don Rigo aseguró que su acción fue desencadenada por una petición ciudadana y que continuará con esta labor, sobre todo luego de la pandemia, nos señalan que desde la oposición hubo quien cuestionó tanto ánimo de trabajar conforme más se acerca el proceso electoral 2021. ¿Coincidencia o buen corazón?

Temas Relacionados
Kiosko Jaime Bonilla

Comentarios