18 | FEB | 2020
“Adelanto de fondos no frena crisis”
Secretario de Finanzas y Administración de Michoacán, Carlos Maldonado. Foto: JUAN CARLOS REYES. EL UNIVERSAL

“Adelanto de fondos no frena crisis”

24/01/2019
03:45
Julián Sánchez
-A +A
Propuesta de López Obrador compromete finanzas del estado; lo que necesita la entidad son recursos extraordinarios, afirma

[email protected]

El gobierno de Michoacán no tiene la capacidad financiera para pagar la nómina de los maestros de enseñanza básica, que es de 480 millones de pesos al mes, y el hecho de recibir un anticipo de participaciones como lo ha ofrecido el presidente Andrés Manuel López Obrador, “no resuelve, y compromete las finanzas” de la entidad, afirmó el secretario de Finanzas y Administración de la administración local, Carlos Maldonado Mendoza.

En entrevista con EL UNIVERSAL, el funcionario explicó que recibir un anticipo significa adelantar el ejercicio del gasto. Es decir, lo que alcanzaría para octubre o noviembre, sólo podrá utilizarse hasta mayo o junio, y paralelamente se canalizarán menos recursos a sectores como el campo, turismo, cultura, salud, y principalmente a seguridad.

Maldonado Mendoza destacó que debido a la situación que se vive en el estado ante esa falta de recursos, que ha detonado en protestas del magisterio local, es necesario el apoyo del gobierno federal para ministrar recursos extraordinarios, mas no un adelanto, con la finalidad de hacer frente al pago de los salarios de los maestros en los siguientes meses, en lo que se encuentra una solución al problema estructural.

“Para resolver el problema se requiere de la fortaleza, del músculo que la Federación puede tener para ayudarnos a ministrar recursos extraordinarios para enfrentar las siguientes semanas, que a lo mejor se vuelven meses, pero no muchos, seis o cinco, para encontrar una solución, para después encontrar cómo, estructuralmente, replantearlo de origen; es decir, desde la Ley de Coordinación Fiscal”, destacó.

En el marco de la situación que se vive en Michoacán, donde integrantes de la Sección 18 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) han bloqueado desde el pasado 12 de enero vías férreas, en demanda del pago de bonos y salarios, lo que ha impedido el paso de trenes con combustibles y alimentos, el Presidente de la República dijo ayer por la mañana que “estamos en la mejor disposición de trasladar, transferir [recursos] al gobierno de Michoacán para que les pague [a los maestros]. Pero como un préstamo, un adelanto a las participaciones federales”.

Anoche, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) informó que analizará la solicitud del gobierno de Michoacán para adelantarle recursos de las participaciones federales, pero no detalló el monto solicitado por la entidad federativa.

Señaló que Michoacán se comprometió a que dicho adelanto, junto con sus correspondientes cargas financieras, lo pagará en cantidades mensuales iguales en un plazo comprendido entre febrero y noviembre del presente año.

Carlos Maldonado pidió, por otro lado, apoyo del gobierno de la República para que “encabece un operativo para mover a los maestros de las vías férreas”, con la base de que son de competencia federal, y consideró que un adelanto de las participaciones será como destapar un hoyo para tapar otro y que la difícil situación financiera continuará en la entidad.

Explicó que el antecedente de esta crisis viene cuando se modificó un convenio firmado por el gobierno de Michoacán en 1992, en el que para el pago de la nómina de los docentes de educación básica y normal era que la Federación aportaba 90% y el estado 10%. Después de unos años se estableció 26% el estado y 74% la Federación, lo que representó un impacto financiero que ha derivado en un déficit operativo anual en los últimos cinco años de 5 mil millones de pesos, en promedio.

Maldonado detalló que ante esto, el gobernador Silvano Aureoles presentó a la SEP —el pasado 26 de noviembre— un escrito en el que expone que Michoacán se salía del convenio referido, porque no le era posible, financieramente hablando, continuar con su cumplimiento y porque se seguirá endeudando al estado.

En el marco de esa situación, explicó que la Federación asumió con plena disposición coadyuvar con recursos extraordinarios, por un monto de 500 millones de pesos para cubrir la primera quincena de diciembre y la primera exhibición del aguinaldo para los maestros.

Luego la misma cantidad para la segunda quincena del mismo mes y la segunda parte del aguinaldo.

Sin embargo, se venció la primera quincena de enero, cuando el gobierno del estado “está listo” para el pago, de acuerdo con lo que le autorizó el Congreso local, pero no se cuenta con los recursos extraordinarios provenientes de la Federación.

Detalló que para solventar el compromiso con los maestros y pagar una nómina de 480 millones de pesos al mes, el gobierno estatal puede destinar 261 millones de pesos y el gobierno de la República la diferencia de 219 millones de pesos.

“Con eso la Federación podría fortalecer las finanzas públicas de Michoacán y cumplir con lo que legítimamente demandan los maestros”, destacó Maldonado Mendoza.

Pidió que se entienda la problemática que vive Michoacán y “la necesidad imperante de que el gobierno federal, a través de la Secretaría de Educación Pública, fortalezca al estado para poder cumplir las demandas que enfrenta”.

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios