¿Cuándo terminará la corrupción en el COM?

Nelson Vargas

El pasado 4 de julio, la Federación Internacional de Natación envió la lista de nadadores con marca B que seleccionó para los Juegos Olímpicos de Río 2016. Esta lista fue enviada a los comités olímpicos de todos los países y extrañamente el Comité Olímpico Mexicano no se ha pronunciado al respecto. Por la necedad de sus dirigentes, estos atletas se pueden quedar sin asistir a este evento, el más importante en sus carreras.

Ricardo Vargas (mil 500 m libre), Liliana Ibáñez (50 m libre) y John Long Gutiérrez (100 m mariposa) son los únicos que dieron marca A y que directamente van a los olímpicos, aunque también tienen la posibilidad de participar en otras pruebas en las que dieron marca B. De acuerdo con el ranking mundial y sus registros, Vargas podría participar también en 400 m libre, Ibáñez en 100 m libre y mariposa, y Long Gutiérrez en 200 m libre. Pero no son los únicos nadadores de nuestro país con los tiempos necesarios para ser seleccionados por la FINA.

En representación del estado de Coahuila tenemos a Miguel de Lara (100 y 200 m pecho) y Esther González (100 y 200 m pecho). Por el Estado de México a Fernanda González (100 y 200 m dorso) y Mónica González (200 y 400 m combinado individual). De Chihuahua está Melissa Rodríguez (100 m pecho) y, finalmente, por San Luis Potosí están Montserrat Ortuño (200 m libre) y María José Mata Coco (200 m mariposa).

El otro caso que no puede pasarse por alto es el de la entrenadora Tina Vidal, quien es la única que ha trabajado con al menos uno de estos muchachos (Vargas) y que lo hace en nuestro país. Hasta ahora el plan es llevar a un entrenador japonés —quien ni siquiera habla español— para que se haga cargo de estos nadadores, cuando no es la mejor opción.

Vidal tiene una larga trayectoria avalada por resultados, pero ahora resulta que porque no entregó los papeles para ingresar a una llamada “lista larga” no fue considerada para ser parte de la delegación. Sería bueno que el señor Padilla explique a qué se refieren con esto, porque ahora que tuve la oportunidad de hacer una cobertura del selectivo de Estados Unidos en Omaha, ninguno de sus entrenadores ahí presentes conocieron este procedimiento.

Si la Federación Internacional ha seleccionado a alguno de estos nadadores, que se les respete ese lugar. No obstante, en el COM parecen más preocupados por conseguir las acreditaciones para los familiares y amigos de los presidentes de las federaciones y por seguir con el abuso de poder debido a los beneficios que les otorga la Carta Olímpica.

Está documentado que el COM prácticamente obligó a la Federación Mexicana de Natación a aceptar que, si los nadadores no daban la marca A, no irían a los Juegos Olímpicos aun cuando la FINA los seleccionara. La fecha de cierre para aceptar esta selección es este 8 de julio, después de esto será imposible. Es aberrante que no hagan pública la lista de posibles seleccionados por la FINA, pensando que nadie se dará cuenta de lo que hacen.

Como amante de la natación y en reconocimiento al trabajo de estos chicos apelo a esas autoridades, para que no se cometa una injusticia con estos deportistas. No es justo que las diferencias que existen entre el comité, la Conade y la FMN sean suficientes para que se lleven entre las patas a los nadadores.

Señor presidente de la República, Enrique Peña Nieto; señor secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño; señor director de la Conade, Alfredo Castillo, les solicito que ayuden en esta situación y pongan en su lugar a los dirigentes del COM para que respeten el esfuerzo de nuestros deportistas. Si fueron seleccionados para ir a Río, que vayan y no se queden sin esa experiencia por el capricho y corrupción de unos cuantos.

Profesor.

[email protected]

TEMAS RELACIONADOS

Comentarios