José Narro Robles, Premio ANUIES 2015

Jaime Valls Esponda

Su participación en la educación superior es de larga data en su Alma Mater, en donde comenzó como Profesor de Asignatura “A” de la Facultad de Medicina Humana de la UNAM en 1974

José Narro, mexicano ejemplar, ha sido reconocido unánimemente por el Consejo Nacional de nuestra Asociación con el Premio ANUIES 2015, Conmemorativo del 65 aniversario de fundación de esta organización no gubernamental, por su trayectoria y contribución al desarrollo de la Educación Superior de México. Esta distinción le será entregada en la XLIV Asamblea General Ordinaria, en la ciudad de Puebla.

La hoja de vida de José Narro es extensa en todas las dimensiones de la profesión: médico especialista en medicina comunitaria, académico, funcionario universitario, servidor público y reconocido actor social. En todas sus funciones recorrió, desde los niveles de menor jerarquía, toda la estructura burocrática, hasta alcanzar, por méritos propios, los niveles más elevados de las organizaciones en las cuales ha colaborado.

Su participación en la educación superior es de larga data en su Alma Mater, en donde comenzó como Profesor de Asignatura “A” de la Facultad de Medicina Humana de la UNAM en 1974. Desde entonces, su vida quedaría indisolublemente ligada al desarrollo de la Universidad y al de la educación superior, pues, a la par de una intensa actividad académica en la formación de generaciones de médicos y en la producción científica y editorial, fue ascendiendo en la estructura institucional ocupando diversos cargos en su Facultad de Medicina, hasta llegar a la Dirección, y cargos de mayor jerarquía como la Dirección General de Extensión, la Dirección General de Planeación y la Secretaría General.

Al término de la Rectoría que con gran visión internacionalista condujera el doctor Juan Ramón de la Fuente, el doctor Narro coronó su brillante trayectoria universitaria con la llegada al máximo cargo de la UNAM en el año 2007, desde donde asumiría el liderazgo de la educación superior de México, haciendo contribuciones fundamentales a la educación superior, en momentos cruciales del país.

Su desempeño en la conducción de la UNAM durante ocho años fue por demás reconocido por los propios universitarios, quienes vivieron no sólo una etapa de desarrollo académico y científico sostenido, sino que gozaron de la estabilidad y la paz social que se requiere en el campus universitario para el desarrollo armonioso de la actividad académica.

Como aliado permanente de las instituciones de educación superior, el doctor Narro fue líder indiscutible de opinión, convirtiéndose en el vocero ante los medios de las causas universitarias. Fue, asimismo, interlocutor privilegiado ante el gobierno de la República, en el diseño de las políticas públicas y en la defensa del gasto en educación superior, considerado como la inversión más rentable y estratégica en el desarrollo de la sociedad mexicana.

Su pensamiento social sobre la educación quedó plasmado en una frase que pronunciara en la III Reunión de Rectores de Universia, en Río de Janeiro, ante la presencia de más de mil 200 rectores iberoamericanos y del recordado prócer del internacionalismo educativo don Emilio Botín, que cito:

“Comienzo por afirmar que la educación es una responsabilidad irrenunciable de los Estados modernos. En este sentido soy uno de los muchos que pensamos que es cierto que sin más y mejor educación, va a ser complicado vencer los problemas que enfrentan nuestras sociedades, los problemas de siempre y los que anticipa el porvenir. Sin educación no hay justicia y tampoco democracia. Sin educación ni los individuos ni las colectividades pueden ejercer la libertad a plenitud. Si un día los seres humanos hemos de vivir en paz, será porque hay más y mejor educación, porque existe la oportunidad para todos de contar con educación permanente. Será en razón de que mediante la educación hemos caminado por el sendero del humanismo, de los principios, de los valores laicos”.

Ni duda cabe que el homenaje que la ANUIES le prodigará al doctor Narro es un justo reconocimiento a su historia de vida, que compartimos con todos aquellos que dan su esfuerzo cotidiano y honesto por la educación; una distinción que mucho honra a nuestra Asociación.

Secretario general ejecutivo de la ANUIES

@jaimevalls jaime.valls

@anuies.mx

TEMAS RELACIONADOS

Comentarios