Oportunidad para la democracia interna

Ivonne Ortega Pacheco

Esta semana sucederán hechos determinantes para el futuro político del PRI y de México. Las Mesas Nacionales Temáticas y la Plenaria de la XXII Asamblea priísta se desarrollarán del día 9 al 12, y en ellas se delineará el trazo del partido rumbo a la sucesión presidencial de 2018, pero también su contexto sociopolítico como organización.

Para quienes sostenemos la urgente necesidad de abrir el partido a la democracia interna, consultando a la militancia y a la ciudadanía todos los procesos de selección de candidatos, es claro que el tricolor y el sistema político mexicano han sido alcanzados por el futuro: una sociedad más participativa y ciudadanos más enterados y demandantes quieren formar parte de la toma de decisiones en todos los ámbitos. Sería un error garrafal cerrarles la puerta.

El Movimiento #RecuperemosAlPRI ha consultado a militantes y simpatizantes en todo el país, y credencial de elector en mano 235 mil 389 ciudadanas y ciudadanos han firmado las propuestas que serán presentadas formalmente a la dirigencia nacional del partido, para ser incluidas en las discusiones de la Asamblea.

Estas propuestas son:

1. Que la consulta directa a la base y a la ciudadanía sea el método para seleccionar a todos los candidatos del PRI en las elecciones de 2018.

2. Eliminar requisitos partidistas que impiden la democracia interna.

3. Sancionar con dureza los actos de corrupción de cualquier militante, establecer la eliminación del fuero para cualquier servidor público, así como la revocación del mandato.

4. Establecer gobiernos más legítimos, promoviendo la segunda vuelta y los gobiernos de coalición, entre otras figuras.

5. Promover una nueva política social y económica en el país, que tenga como principal objetivo la igualdad de desarrollo y oportunidades, y reconozca los méritos como el principal medio para progresar.

Las propuestas también han sido presentadas por militantes e incluidas en los planteamientos de al menos 18 Asambleas Estatales; por lo tanto no son ocurrencias individuales: es el reclamo de militantes de un partido, que también somos ciudadanos que queremos ejercer libremente nuestros derechos políticos.

Queda ahora en manos de los delegados a las Mesas Temáticas, y después de los delegados al Pleno de la XXII Asamblea, el futuro del PRI como partido político democrático y el papel que desempeñará en la historia inmediata de nuestro país.

Diputada federal por el PRI

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios