López Obrador y empresarios se reconcilian

Juan Pablo Castañón acepta colaborar en programa de apoyo a jóvenes; en Congreso no se impondrá nada, todo se va a argumentar, dice el líder de Morena
Confianza y certidumbre en reunión con AMLO: CCE
El virtual presidente electo Andrés Manuel López Obrador serenó y dio confianza al Consejo Coordinador Empresarial (CCE), integrado por los hombres de negocios más importantes del país, en una reunión privada. En campaña, intercambiaron críticas. (CUART)
05/07/2018
02:06
Misael Zavala y Alberto Morales
-A +A

[email protected]

Tras una reunión que se alargó más de dos horas, el virtual presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, serenó y dio confianza al Consejo Coordinador Empresarial (CCE), integrado por los hombres de negocios más importantes del país, quienes aceptaron trabajar en conjunto en la transición al próximo gobierno.

Entre los asistentes hubo empresarios a los que el tabasqueño calificó en campaña como una “minoría rapaz”. Acudieron Alejandro Ramírez, presidente del Consejo Mexicano de Negocios; Carlos Slim Domit, consejero de América Móvil; Claudio X. González Laporte; Valentín Díez Morodo, miembro del Consejo de Aeroméxico; Marcos Martínez Gavica, presidente del Consejo de Administración de Grupo Financiero Santander; Moisés Kalach, director general del Grupo Kaltech, entre otros.

López Obrador propuso a Juan Pablo Castañón, presidente del CCE, que apoyen el programa Jóvenes Construyendo el Futuro, para que los empresarios conformen una red para darles empleo a jóvenes y que el salario sea pagado por el próximo gobierno.

Castañón aceptó y el virtual presidente electo detalló que darle empleo y becas a 2 millones 600 mil jóvenes significa una inversión de 110 mil millones de pesos al año.

López Obrador dijo que ese es uno de los grandes programas del próximo gobierno, así como aumentar al doble las pensiones a adultos mayores, lo que se traduce en una inversión de 40 mil millones de pesos anuales. El presupuesto para ambos programas (150 mil millones de pesos), dijo, será resultado de una política de austeridad, acabar con los privilegios y combate a corrupción.

“Aunque nos quedemos sin camisa va a ganar la austeridad en el gobierno, se tienen que liberar fondos y saldrá del ahorro de las medidas que se van a tomar”, indicó.

En el caso de las pensiones a adultos mayores, éstas se van a regir por el salario mínimo, pues si éste es de 100 pesos, será de 50 pesos lo que se tiene que entregar a diario.

Tras el encuentro en el Hotel Camino Real Polanco, el virtual ganador explicó que la palabra clave de la reunión fue confianza, además, dijo hay una actitud muy responsable y un ambiente de confianza mutua.

“Tenemos confianza en el sector empresarial y ellos han manifestado su confianza en el nuevo gobierno que va a encabezar la transformación en nuestro país”, dijo.

Expresó que se inaugura una etapa nueva para la transformación de México por el “camino de la concordia” y aclaró: no se va a imponer nada en el Congreso, donde Morena tendrá mayoría, sino a argumentar.

“No se va a actuar de manera prepotente, no se va a imponer nada (...) estamos construyendo una auténtica democracia, no una dictadura”, aseveró.

Estableció una agenda con los empresarios a través del equipo de transición, principalmente en seguridad, salud, finanzas, proyección económica, el área internacional y diversificación de mercados.

Luego de manifestar su gratitud al CCE por actuar con respeto y responsabilidad, reconociendo su triunfo en las urnas, les solicitó también que den prioridad a mecanismos que permitan invertir en el sur y trabajar la inversión hacia el norte del país.

Aunque el tema del aeropuerto no se tocó, López Obrador informó que se van a crear equipos para que de inmediato se analice una mejor opción. Mientras que en el sector energético, advirtió, se van a revisar los contratos para evitar que no haya actos de corrupción.

Juan Pablo Castañón —a quien López Obrador calificó como un empresario con visión cívica y dimensión social— dijo que México necesita un gobierno sólido y fuerte que fortalezca la unidad de los mexicanos. Además, propuso que para el proyecto de jóvenes se desarrollen aulas virtuales que vinculen a los jóvenes con las empresas.

Los empresarios y el virtual Presidente sostendrán reuniones cada tres meses para dar seguimiento a las acciones de gobierno y la economía.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS