La ruta de los 8 cenotes de Yucatán que debes recorrer

Sitios enigmáticos donde puedes nadar o snorkelear en sus aguas cristalinas

ruta_de_cenotes_en_Valladolid
Espeleobuceo, solo para expertos. Foto: Joram Mennes / Expo Xíimbalil Ja / La Galerie MalixAr
Destinos 01/03/2021 00:52 Nadia Rodríguez Actualizada 00:53
Guardando favorito...

Los cenotes son extraordinarias formaciones naturales, cuevas inundadas de agua dulce y cristalina como ríos que colapsaron y a su vez le dieron vida a ríos subterráneos, que en algunas ocasiones se conectan con otros formando cadenas subterráneas. Algunos son subterráneos y otros están a cielo abierto porque su techo ha colapsado.

Para los mayas, los cenotes eran considerados portales al mundo de los muertos, aquí era donde los dioses, los antepasados y seres sobrenaturales vivían. Incluso en el Popol Vuh se puede leer como estos lugares eran el acceso al inframundo. 

Leer también:  Conservan plantas sagradas de los mayas

rutas_de_8_cenotes_valladolid_01.jpg
Foto: Joram Mennes /  Expo Xíimbalil Ja / La Galerie MalixAr. 

Sabías que... Yucatán es el lugar que tiene el mayor número de cenotes. Hasta la fecha, se tienen registrados alrededor de 3,000 cuerpos de agua, pero únicamente 100 tienen las condiciones necesarias para que puedan ser visitados. 

Cada cenote es único y tiene elementos que los diferencian de los demás, como el color del agua o si son de cielo abierto, subterráneos, semiabiertos o de gruta.
 
Esta última parte nos va a revelar la edad de estas maravillas naturales. Por ejemplo, los cenotes a cielo abierto son aquellos que tienen más edad y por lo tanto se les considera maduros; por el contrario, los más jóvenes son los que tienen su techo casi cerrado. 

Sabías que...  Alejandro Lemus Nava, un deportista extremo y apneista profesional, en enero de este año rompió tres récords mundiales en el cenote Ucil en las categorías de Peso Variable, Peso Variable con Monoaleta y modalidad peso constante en donde llegó a sumergirse 82 metros.      

En Destinos te contamos sobre la ruta de 8 cenotes que debes hacer. Todos están cerca del Pueblo Mágico de Valladolid en Mérida, Yucatán.

Leer también: Qué cenotes puedes visitar en Yucatán 

1. Cenote Papakal

 Es un cenote cerrado que forma parte de un sistema de grutas. Para entrar al Papakal tienes que descender por unas escaleras de madera que te llevarán a su interior. Hay estalactitas y estalagmitas, también tiene rocas que si te detienes un momento a observarlas puedes encontrar diferentes figuras.  
 
El cenote tiene varias profundidades que van desde las más baja, en la que puedes hacer snorkel, a la más honda, donde podrás practicar buceo y explorar las cuevas subterráneas del lugar, si es que ya eres todo un experto.
 

Sabías que... En el interior del cenote se han encontrado restos fósiles y restos de carbón vegetal, los cuales se creen que se utilizaron para una fogata antes de que el cenote estuviera cubierto de agua. 

 
Si vas a aventurarte a ver las cavernas llenas de agua tienes que contar con un equipo de iluminación, equipo de buceo y seguir las indicaciones que te den los guías locales. Este cenote se encuentra en el municipio de Eknakan a 39 kilómetros de Mérida, Yucatán.
 
Es parte del Área Natural Protegida “Anillo de cenotes”,  la cual es una alineación que conforma un círculo de cenotes, el llamado cráter de Chicxulub, que tiene relación con el origen de la península de Yucatán y la teoría de que hace millones de años un meteorito cayó en esa parte y formó el círculo de cenotes y la península de Yucatán.         

2. Cenote Noh Mozon

 
El 'Gran Remolino', como se le conoce en la lengua maya, es un cenote misterioso y poco conocido. Tiene una poza natural con agua azul profunda que te encantará.
 
Desde allí puedes mirar el cielo mientras estás nadando o tomar el sol para relajarte. También puedes practicar buceo, ya que tiene una profundidad de hasta 45 metros.   
 
Lo puedes encontrar en la carretera Acanceh-Tecoh a unos  56 kilómetros de la ciudad de Mérida.

ruta_de_8_cenotes_valladolid_buceo03.jpg
Foto: Pixabay

3. Cenote Nah Ya

 Es un cenote semiabierto perfecto para pasar aquellos días en los que el calor es más fuerte, pues sus aguas son templadas. En Nah Ya puedes poner a prueba tu respiración bajo el agua, y, si eres experto y amante de los deportes extremos, tienes muchas opciones, descender hasta 30 metros, bucear, practicar la apnea.
 
En los alrededores del cenote tienes la opción de acampar.
 
Para visitar este lugar, que guarda un hermoso juego de luces, dirígete hacia la comisaría de Pixiah, en dirección a la Hacienda Sabacché, de lado del camino empedrado, y llegarás a tu destino. 

Leer  también: Así es Homún, un pueblo de Yucatán donde abundan los cenotes

4. Cenote Suhem

 Después de visitar el Cenote Nah Ya, tu recorrido puede seguir al Suhem, que se encuentra en el poblado de Pixiah.
 
Es un cenote con una profundidad de hasta 48 metros, excelente para practicar buceo; y, en su parte menos honda, puedes practicar snorkel y nadar. Sus aguas son color jade brillante. Durante todo el año tienen una temperatura de 25 ºC. 

ruta_de_8_cenotes_valladolid_snorkel_04.jpg
Foto: Pixabay 
 

5. Cenote Xpakay

 En el municipio de Tekit hay un lugar donde se han encontrado fósiles de erizos marinos y de diferentes corales: Xpakay es semiabierto y alcanza 50 metros de profundidad en épocas de lluvia.
 
Hay personas aventureras que se arrojan al cenote saltado hasta 10 metros de altura, una actividad no apta para cardiacos, ya que solo los corazones que buscan adrenalina la pueden soportar.
 
De igual manera puedes bucear en las calmadas aguas azules.

Leer también:  Increíbles destinos subterráneos en México  

6. Cenote Sabak Ha

Sabak Ha es un cenote abierto, considerado el más profundo de la península de Yucatán, con una caída de 150 metros. Es ideal para practicar buceo y dentro de sus aguas se esconde un secreto.
 
A simple vista apreciaras el agua verde y turbia que se debe a la materia orgánica que se está descomponiendo en la superficie, pero si bajas 15 metros de profundidad veras el agua más cristalina que tus ojos hayan presenciado alguna vez. 

7. Cenote Oxaman

 En el interior de la Hacienda San Lorenzo Oxman, encontrarás un centro ecoturístico que resguarda un cenote lleno de lianas verdes de las que te puedes colgar como Tarzan y ramas de árboles que tienen formas de brazos. En el cenote Oxaman se practica buceo, snorkel y apnea.

ruta_de_8_cenotes_valladolid_oxman02.jpg
Foto: Unsplash 

8. Cenote Calcuch 

Es uno de los más jóvenes, ya que su cúpula apenas si está abierta. Los rayos de luz que se asoman por la cúpula dejan ver una increíble agua turquesa cristalina, la cual cambia de color con las horas del día. Está ubicado en Sabacché, a 65 kilómetros de Mérida, aproximadamente.

Leer también: Dónde está y qué ver en el Pueblo Mágico de Valladolid
 
Otro de los imperdibles se encuentra muy cerca del municipio de Tekit en Mérida, el cenote  Uitzan, el cual es famoso entre quienes disfrutan bucear. Hay una leyenda que dice que en lo hondo de sus aguas hay una olla de oro a la espera de ser encontrada y que cuando hay mucho sol se puede ver.   
 

Antes de visitar cualquier destino, infórmate sobre el estado del semáforo epidemiológico y de las actividades no esenciales permitidas en el lugar. Debes considerar que la pandemia aún está presente y que los protocolos  establecidos por las autoridades pueden cambiar de un momento a otro.   
Temas Relacionados
cenotes Yucatán
Guardando favorito...

Recomendamos

Comentarios