Gabriel Orozco: "No manejo el dinero de Chapultepec; pregúntale al gobierno"

10/02/2020
|
00:11
|
Sonia Sierra
Gabriel Orozco encabeza desde abril de 2019 el rescate de Chapultepec. Fotos: DIEGO SIMÓN. EL UNIVERSAL

Gabriel Orozco: "No manejo el dinero de Chapultepec; pregúntale al gobierno"

10/02/2020
00:11
Sonia Sierra
-A +A
El artista, coordinador del proyecto, calcula que tendrá un costo de 10 mil mdp, y que podría estar en cuatro o cinco años

Pese a que en el presupuesto de Cultura de 2020 hay una partida específica para el proyecto Chapultepec por mil 668 millones de pesos, es decir, poco más del 12% del presupuesto de esa secretaría, el artista Gabriel Orozco, coordinador del proyecto de Chapultepec, sostiene que no se quitaron recursos a la Cultura.

“No es correcto, y no es preciso, hablar de que el presupuesto viene del presupuesto de Cultura. Chapultepec tiene su presupuesto como proyecto, es un proyecto y un presupuesto que se decidió cuando se hizo el planteamiento del programa maestro de un centro cultural, eso se decidió y se platicó con Presidencia, secretaría de Cultura, secretaría de Defensa Nacional y la Ciudad de México”, dice Gabriel Orozco en entrevista, en la feria Material, donde en la semana presentó con la galería Kurimanzutto su nueva obra Trazando dinero.

Define el proyecto de Chapultepec como una plataforma sana, sustentable, cultural y ambiental y añade que “por supuesto que lo podemos y lo tenemos que lograr en estos cuatro, cinco años”.

Argumenta que la idea es que sea “un proyecto bien balanceado pero complejo a la vez”, y que la meta es hacerlo cultural, “no nada más un monumento, una especie de elefante blanco, un capricho arquitectónico, o una de las cosas que tanto hemos visto en que terminan los proyectos culturales”.

También lee: A consulta pública, proyecto de Cetram en Chapultepec

A la pregunta de cuánto costará, responde: “Calculamos que 10 mil millones de pesos”. Detalla que esos recursos se distribuirán en las cuatro secciones, 2 mil 500 por sección, y que lo que este año comenzará son  las obras de interconectividad; otra de las primeras obras será el Museo del Maíz,  que estará en el antiguo Molino del Rey. Insiste en que 80%  de lo que se hará es en infraestructura existente: “Casi todo es más remodelación, rehabilitación, restauración, poda; lo que es construcción nueva es mínimo, 10%”.

esp_gabriel_orozco-9_110382166.jpg

Detalla: “Vamos a empezar por la conexión entre la Primera y la Segunda sección, donde tenemos planeado un puente, que llamamos calzada peatonal. Vamos a intentar un cruce de Constituyentes para unir la Tercera con la Cuarta y, a su vez, abrir la Cuarta sección y empezar a implementar la infraestructura; al abrirla vamos a establecer tres accesos, tenemos que construir otro puente ahí y abrir otra entrada por la Ermita de Quiroga” (ésta última será restaurada).

Para la interconectividad se planea un transporte interno, Chapulín, y habrá a la vez circuitos en cada una de las secciones.

—¿Por qué un artista contemporáneo encabezará el Proyecto del Bosque de Chapultepec?

¿Por qué? Pues porque me invitaron a coordinar un proyecto para un centro cultural. Normalmente este tipo de proyectos se los encargan a... no sé, funcionarios públicos, arquitectos relacionados con la administración en turno, pero un proyecto de este tamaño, en nuestra historia, pues no sé, si piensas en Diego Ri vera, en las participaciones que tuvo en Chapultepec, en fundar museos, o en el mismo Rufino Tamayo o en Francisco Toledo; los artistas siempre han sido muy participativos. Entonces no veo la sorpresa.

Gabriel Orozco enfatiza a lo largo de la conversación que no cobra un peso por este proyecto. Al preguntarle, responde que le dedica las 24 horas, a la par que hace su obra; que a lo largo del mes está entre México y Tokio, donde reside: “Quiero aclarar que no me pagan mi boleto de avión, si me ven viajando en bussines no piensen que me está pagando el gobierno, así viajo, así vivo”.

Énfasis en las secciones

En la Primera sección, la apuesta es por un circuito de museos, donde a los museos existentes se sumará el Pabellón Contemporáneo Mexicano; en la Segunda, lo ambiental, técnico y científico, donde se implementará un Centro de Cultura Ambiental y allí se abrirá un jardín botánico; la Tercera —describe— será más un lugar de senderismo, con un programa agroforestal e hídrico —que demandará muchos recursos para restauración hídrica, acota— y ahí mismo, la recuperación del Panteón de Dolores; de la Cuarta sección dice que en sí es como un Central Park, con una topografía sinuosa, que la idea es abrirla y que se conozca.

Entre las obras por construirse, estará el Pabellón Contemporáneo Mexicano, que le interesa de manera particular. Orozco calcula que puede estar en tres años y define que no será un museo, porque no tendrá colección, que será una sala de exhibición, con biblioteca, y un espacio para “exponer expresiones de la contemporaneidad”, con ejemplos de fotografía, arquitectura y arte. Ese Pabellón, se planea, estará  donde hoy está el jardín botánico.

“Creo que si logro implementar ese Pabellón Contemporáneo Mexicano va a ser algo en lo que todos vamos a ganar, porque es un museo que no tenemos, y cuando viene la gente a México y quiere ver mi obra o la obra de mi generación, no tiene  a dónde ir, no está”.

cats_31.jpg
Dentro de la feria de arte Material, Orozco presentó su obra Trazando dinero.
 

El dinero y los artistas

Aunque se le cuestiona que el Presidente había dicho que el proyecto estaría listo en  tres años, Orozco ataja:

 “No vamos a arriesgar la calidad del proyecto por prisas innecesarias. Así que no entiendo esa insistencia. ¿Para qué quieres saber? Si te digo que lo vamos a acabar en tres años, sabes perfectamente que no está en mis manos y que no es así como trabajo. Ahora, si el Presidente dice eso, pregúntaselo a él”.

También lee: Peatones ganan espacio en avenida Chapultepec
 

—Los artistas, en un año convulso, han cuestionado los recursos, a algunos no les han pagado...

Yo no soy…  Ok. Ahí te va mi respuesta muy clara y, por favor, ponla: Yo nunca, como artista, he dependido del gobierno, entonces no sé nada de esto, no sé ni de qué me estás hablando. Todo lo que he hecho es independientemente del presupuesto del gobierno. Ahora, esta es una segunda comisión, hice una ballena, una vez, para una biblioteca, que la pagó el gobierno. Me estás pidiendo que haga comentarios como si fuera funcionario público.

Cuando se le cuestiona a Orozco qué piensa de la situación de los artistas, que han reclamado a la Secretaría de Cultura la falta de pagos y que, en contraste, dentro del Presupuesto de la secretaría de Cultura, 2020 más de 10% está destinado a Chapultepec, responde:

“El proyecto tiene su presupuesto que viene y  va a venir por varias Secretarías (...) Eso no quiere decir que del presupuesto de Cultura en todo el país se quitó para meterlo en este proyecto. Jamás se planteó de esa manera”.

En cuanto a los problemas de situación económica de los artistas dice: “Siempre los ha habido, yo mismo crecí con problemas económicos y en relación al gobierno ni se diga, por eso precisamente yo mismo pasé del gobierno porque sabía que no iba a vivir de eso, no dependía mi carrera de presupuestos para becas y exposiciones porque simplemente nunca quise depender de eso. No me asombra la situación de lo que está pasando porque se ha vivido, desde que tengo memoria siempre ha sido un problema. Entonces, por eso no opino sobre eso, no es algo sobre lo que me parezca que yo pueda dar una opinión, más que el hecho de que yo nunca me he metido en ese tipo de discusiones porque se van a repetir, se van a seguir repitiendo.

No entiendo esa obsesión que tienes para preguntarme cosas para las que yo no soy la persona indicada.

—Yo te hago la pregunta porque encabezas un proyecto que va a recibir más de 10 % de los recursos de Cultura...

No está recibiendo…

—Sí. Puede que reciba de otras Secretarías también, es un hecho. Pero de Cultura va a recibir más de mil 600 millones de 13 mil que es el presupuesto. A eso me refiero.

A ver, nada más, así de simple. De ese presupuesto para este año, 90% lo va a ejercer la Ciudad de México. Si quieres entrar en detalles de por qué es de una manera u otra, de cómo el gobierno va a ejercer el presupuesto para ejecutar el proyecto que yo estoy coordinando, pregúntaselos a ellos. Yo estoy diciendo, de una vez, que yo jamás, no lo he visto, y no lo veo porque así está, ¿quién está usando ese dinero y para qué? Está en todas las Secretarías, ahora, si en esta ocasión vino a través de Cultura, y eso quiere decir que le están quitando dinero a Cultura para hacer Chapultepec, me parece un error de cálculo tremendo porque no es así, no es un hecho como tú lo planteas.

También lee: Proyecto Chapultepec revela más de 4 mil piezas prehispánicas

—¿Cómo ves al país?

El país está en ebullición, muy emocionante, motivado, hay mucha cultura política nueva, la gente habla de política de una manera como nunca antes había visto; en el mundo del arte seguimos muy entusiasmados, creciendo, el abanico que se ha abierto para la diversidad creativa —cuando menos en las artes plásticas— es evidente; tenemos mucha creatividad.

“Entonces, lo veo muy bien, comparado con otros países, lo veo fenomenal; por supuesto con otros países, hay cosas que están un poquito peor aquí. Pero, en términos generales, me gusta mucho, en el México que estamos viviendo hay algo muy interesante que está pasando, que no va a ser fácil, está siendo difícil la transición en ciertos aspectos, pero —y en gran medida por eso estoy involucrado en este proyecto— siento que sí hay posibilidad de cambiar muchas cosas que en todos los sentidos estaban muy atoradas, atrofiadas en el país, y creo que el equipo de trabajo de gobierno está haciendo lo que puede con la gente que tiene y con el dinero que se pueda, y es un tipo de cosas tan interesantes, porque se siente que sí están tratando de trabajar, trabajar por el bien común, como servidores públicos, desde el Presidente.

Me da gusto trabajar en este proyecto que es un tipo de proyecto de arte público, y en un momento en donde estoy muy motivado con lo que está pasando, y casi toda la gente con que he platicado, desde los más fifís, hasta jardineros y vendedores ambulantes, todos están contentos con entrarle y hacer algo.

TEMAS RELACIONADOS

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios