Una charla sepultada por el terremoto del 19S

Ulises Castellanos

Hace cosa de un mes, cinco días antes del terremoto, charlamos con Joan Fontcuberta, el analista internacional de la imagen más importante de habla hispana.

 

La conversación se dio por allá, en el Foto Museo Cuatro Caminos que dirige la incansable Guadalupe Lara. Aunque la entrevista se publicó el pasado 19 de septiembre en estas mismas páginas, por obvias razones, su contenido virtualmente quedó sepultado bajo los escombros mediáticos de aquella tragedia sísmica.

 

Por eso, y por la importancia de algunos conceptos ahí expresados, quiero reflexionar aquí sobre lo que platicamos con Fontcuberta aquel día; adicionalmente, hoy mismo se liberan seis cápsulas en nuestro portal de Video para ver y escuchar de primera mano lo que conversamos con este especialista.
 

Joan Fontcuberta es un verdadero apasionado de la imagen y su filosofía, crítico siempre, nos compartió su idea sobre el futuro visual afirmando que hoy en día: “La fotografía se está diluyendo en una categoría de imagen muchos más híbrida, una categoría de imagen absolutamente mestiza” Nos dijo que ahora es “prácticamente imposible discernir, qué queda de lo fotográfico en muchas de las imágenes que circulan en los medios de comunicación o en Internet, con apariencia fotográfica” y nos dio varios ejemplos.

 

—Y entonces ¿cuál es el futuro del creador de imágenes?, le preguntamos.

 

—El futuro del creador de imágenes seguirá siendo el de aquel que es capaz de hacer que las imágenes digan algo. Por lo tanto, lo importante primero es tener algo que decir y, luego, saber articular un determinado discurso visual que dé sustento de una forma eficaz a este tipo de contenido que se pretende transmitir.

 

—¿Dónde queda el fotoperiodismo? ¿Todavía es necesario el fotoperiodista en nuestros días?

 

—Yo creo que nada sobra, todo depende de los modelos fotoperiodísticos que preconicemos. Es un debate que podemos trasladar al periodismo puro y duro; es decir, ¿va a desaparecer el periodismo? No. Simplemente los modelos de periodista van a tener que multiplicarse; entonces, el fotoperiodista ¡claro que va a ser necesario! Lo que pasa es que será el fotoperiodista del futuro.

 

Y por cierto, eso quedó claramente demostrado en el pasado terremoto, las mejores imágenes, las que serán recordadas y que la mayoría de los medios publicamos, fueron precisamente las de los fotoperiodistas profesionales. No las del usuario de Twitter. Al parecer, esta vez, el ciudadano se congeló frente a la tragedia o se concentró en tareas de rescate y solidaridad, que dejaron en segundo plano su Instagram.
 

col-ulises_drupal_main_image.var_1507954895.jpg

Foto: Joan Fontcuberta, reflexiones sobre la imagen. (CAMILA MATA. EL UNIVERSAL)

 

Y ya para terminar, le preguntamos a Fontcuberta, sobre lo que piensa respecto de la posibilidad de que el fotógrafo incorpore el video a su narrativa.

 

Lo reflexiona un segundo y sin dudar nos dice: “Cada vez hay menos distinción entre imagen fija o entender el video como una sucesión de fotografías en movimiento. El equipamiento tecnológico, la cámara de hoy, nos permite simplemente cambiando un botón, obtener imagen en movimiento o estática”.

 

Entonces, el dilema para Joan Fontcuberta ya no está en el tipo de lenguaje, sino en la decisión profesional respecto de con cuál narrativa nos queremos desarrollar y con qué tipo de procedimiento visual resolveremos nuestros proyectos. Tema en el que ya profundizaremos en próximas entregas. Pero al final, nada nos enriquece más, que incorporar nuevas habilidades a nuestra mirada contemporánea.

 

@MxUlysses

TEMAS RELACIONADOS

Comentarios