F1 única y con protesta social

Jorge León

Se espera una gran audiencia y asistencia para el evento. Tecnología avanzada, grandes atletas, conductores experimentados, patrocinios, negocios y todo lo que se relaciona a la organización de competiciones del más alto nivel. Los costos para acceder al contenido varían dependiendo el país.

El Gran Circo vuelve a México. La Fórmula Uno es llamada así por dos razones. Una, muy heroica, evoca al Circus Maximus de la antigua Roma, un estadio construido para carreras de carros, en el que gladiadores se disputaban la gloria de la victoria.

Cuando el evento más veloz del planeta volvió, hace un par de años, arrojó datos que nos dejaron impresionados a propios y extraños. Este año, se espera que los resultados sean mejores.

El Gran Premio de México consiguió el récord de asistencia en la temporada 2015, con la concurrencia de 336 mil 174 personas, durante los tres días que duró el evento en el Autódromo de los Hermanos Rodríguez. El gasto promedio por persona fue de 2 mil dólares, por concepto de comida, bebida y souvenirs, según cifras de la Corporación Interamericana de Entretenimiento (CIE), principal organizadora de la carrera.

Además de este dato, hay muchos otros, como la recaudación de la taquilla. La ganancia en venta de boletos superó los 50 millones de dólares, en 2015. El GP de México también tuvo la posición 5, de un total de 19, en boletos más baratos para entrada general, con un costo de 100 dólares.  
[email protected]

Comentarios