Suscríbete

El castigo a Chivas

Chivas tiene que aguantar burlas y, ahora, la humillación de que el único que no tiene extranjeros, pierda puestos en la Selección

Qué golpe tan duro que a tan pocos meses del Mundial y cuando vienen los dos partidos más importantes para el equipo de Juan Carlos Osorio, no aparezcan los habituales jugadores de Chivas en la convocatoria, solamente Rodolfo Cota, el tercer portero de la Selección.

Más allá del bajo nivel de juego que mostraron en los últimos meses, que llevó al equipo a ser eliminado de Liga y Copa, estos futbolistas no fueron puestos en su sitio a tiempo; los solapó el presidente de Chivas en sus actos de indisciplina e incluso se pasó por el “arco del triunfo” las ordenes de Matías Almeyda, quien siempre solicitó a la cúpula que impusiera sanciones y lo ignoraron.

Chivas se despedirá del campeonato el 18 de noviembre contra el León, de visitante; el sábado, tiene en casa el compromiso contra Atlas, que nada más un ignorante de la historia del equipo podrá tenerlo como un argumento de salvación de temporada. Pueden golear y nadie, incluido Jorge Vergara, aceptará que la temporada está “salvada”. 

La directiva de Chivas tiene que aguantar burlas por lo pésimo que fue el torneo y, ahora, la humillación de que el todavía campeón, el único que no tiene extranjeros, pierda puestos en la Selección a semanas de Rusia 2018.

Pero es merecido y Juan Carlos Osorio sabe que es vital tener un grupo unido. Tal vez por eso no quiso hacer ruido interno y no convocará a Avilés Hurtado.

Este semestre es un ejemplo claro de lo que no debe permitir un equipo de futbol. Chivas fue el que en esta muestra de incapacidad de freno de la indisciplina ya está pagando con la prematura eliminación. La realidad es que tendrán tanto tiempo sin futbol que deben componer el camino de aquí a enero, porque no pueden permitir volver a fallar en una institución de la grandeza del Guadalajara.

Hoy no consideran a muchos de sus futbolistas con la Selección, mañana pueden volver a pelear por el no descenso. Así que, si de verdad el control deportivo recae en Almeyda, que lo dejen tomar decisiones y no más protección a amigos de los ejecutivos. 

Al momento de escribir este texto, estaban confirmados los planes que aquí se describen y sería terrible que por presiones de un patrocinador, convoquen a quienes no estaban contemplados, como Orbelín Pineda y Oswaldo Alanís, quienes estuvieron en la presentación de la playera oficial. 

Todo lo anterior no quiere decir que no volverán a ser llamados los futbolistas de Chivas, pero tendrán que recapacitar en algunas de sus acciones para no perderse la posibilidad de ir al Mundial. 

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios