Se encuentra usted aquí

AMLO contra las Momias

08/02/2019
00:29
-A +A

Por: Arlequín.

Ha vencido a mafias. Ha protegido al país de las “fuerzas retardatarias” y empresarios rapaces. Se ha subido al ring con Zedillos, Foxes y Calderones. Pelea contra huachicoleros y otras alimañas, y ahora, el presidente Andrés Manuel López Obrador, dio a conocer el rostro de sus nuevas enemigas: las momias.

Y cómo él no es un florero, ni una momia, sino el héroe de la película, ya les declaró la guerra a estos mudos pero peligrosos personajes.

Aprovechando que le quedan disponibles muchas armas luego de que declaró finalizada la guerra contra los capos del narcotráfico, ahora AMLO enfila toda la artillería contra las peligrosísimas momias.

Así, del creador de “becarios, no sicarios” y de “abrazos, no balazos”, llega ahora la nueva estrategia llamada “momias, no capos”, que aunque no rima tan bonito como las otras, es igual de importante para la nación.

“Ya sabemos que no nos ven con buenos ojos, pero nosotros tenemos que dar respuesta a todos los cuestionamientos, aunque vengan del conservadurismo y de los que se callaron como momias durante el periodo neoliberal, durante el neoporfirismo, que no les pidieron nunca la declaración de bienes patrimoniales a Salinas, ni lo tocaban ni con el pétalo de una rosa...”, dijo esta semana el presidente López Obrador en referencia a los cuestionamientos de que en la versión pública de la declaración de bienes de su secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, no aparece un departamento en Houston, Texas, con un valor estimado en unos 11millones de pesos.

amlo_confe_78830284.jpg

Un día antes, ya había dejado ver que la traía contra las momias malas y contra los ex presidentes inmorales que trabajan para compañías que tuvieron algún contrato en el periodo que gobernaron el país.

“El caso de (Ernesto) Zedillo lo tengo que plantear, porque yo siempre digo lo que pienso, soy presidente y tengo que cuidar la investidura. Pero no creo que deba de callar como momia”, dijo.
No cabe duda que el pleito está casado, los enemigos están muy claros: momias, casi todos los ex presidentes vivos, prensa fifí y fifís en general, conservadores, huachicoleros, inmorales, corruptos, neoliberales y neoporfirstas (de Porfirio Díaz, no de Muñoz Ledo, no vaya a usted a equivocarse de adversario).

Sí, sí, ya se ve venir su conservadora critica. Seguro dirá que en el gabinete hay varios funcionarios que de callan como momias cuando el Presidente les ordena hacer públicos todos, absolutamente toditos sus bienes, pero ya con anterioridad hemos tratado de hacerle ver en este espacio que el Presidente ha dicho que estos nuevos funcionarios no son corruptos, que estos sí son honrados, y si él lo dice usted no tendría porque no creerle.

Ahora no vaya a decir que están intentando esconder sus fortunas, en su desmedida desconfianza es usted capaz incluso de acusar a estos buenos hombres y mujeres de empobrecimiento inexplicable, que en todo caso sería el único delito permitido en la 4T.

Ya le explicaron una y otra vez que lo de doña Olga, y de algunos otros miembros del gabinete, fue un error, que ella si quería que apareciera la lista completa de sus bienes, pero que un fallo técnico lo impidió. Y no hay que ser mal pensado, pero quizá una momia mala que el anterior régimen haya dejado enquistada en la Secretaría de la Función Pública fue la causante de sabotear el sistema para hacer quedar mal al nuevo gobierno.

Son tantos los enemigos que quieren empañar el trasparente cristal de la 4T que cualquiera de ellos podría estar detrás de esta estratagema.

Y por favor, quítese de la cabeza esa peregrina idea que lo de doña Olga fue fuego amigo, que alguien pasó el dato de que el departamento en Houston estaba en su declaración de bienes pero decidió reservarlo en su declaración pública. Si usted piensa eso, estaría queriendo decir que la secretaria de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval, cuya dependencia es la única que conoce las partes reservadas de las declaraciones patrimoniales, le dio una patada por debajo de la mesa a su compañera de gabinete. Eso es imposible, dentro del nuevo gobierno no hay pleitos, ni envidias, no solo son honrados, sino buenas personas. Además, dónde quedaría la solidaridad de género, esa sería una conducta indigna de la Cuarta Transformación e iría en contra de lo que marca la Cartilla Moral, eso pasaba entre priistas, panistas y perredistas, eran otros tiempos, tiempos de balazos, ahora más que un grupo político se trata de una gran familia, de una hermandad cuyo signo es la pureza, tiempo de abrazos.

Y sí, algunos de los patriotas que luchan a lado de AMLO son ricos, muy ricos, millonarios en dólares, pero deles tiempo para poder entrar de lleno a la austeridad, no es tan fácil acabar de un plumazo con grandes fortunas y ajustarse a vivir en la justa medianía que promueve el Presidente. Pero de una cosa puede estar seguro: que en cuanto les sea posible llegarán a los niveles de estrechez dignos de esta transformación. Sea paciente, el imperio romano no se destruyó en un día.

Uno como Arlequín debe cuidar su investidura, pero no ser una momia, así que le pido que reflexione y se olvide ya de esto de andar esculcando en los bienes y dineros de los demás. Es decir quédese callado como una momia, como momia buena, como momia de la 4T.

Me canso ganso: A últimas fechas no hay nada más riesgoso que caer en el círculo mortal. Así se le conoce a la práctica con la que alguien es golpeado y aturdido en la mañera, y por la tarde crucificado y rematado en las letales redes del frente defensor de la 4T. Abrazos, no balazos. Becarios no cibersicarios.

Me re canso ganso: Finalmente con la ayuda de los legisladores de Morena el escritor y jefe máximo del Fondo de Cultura Económica, Paco Ignacio Taibo II, cumplió con lo presumido y ahora sí podrá decir: En efecto, doblada compañeros, doblada.

***Fotografías: Andrés Manuel López Obrador. (Archivo / EL UNIVERSAL)

Más sobre el autor

Comentarios