Por omisión ante consumo de alcohol, UNAM suspende a vigilantes

El apunte

Después de que los vigilantes hicieran caso omiso a la denuncia de un estudiante, la UNAM los separó de sus cargos y abrió una investigación

Por: Alexis Ortiz

La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) suspendió a los tres vigilantes que el día de ayer hicieron caso omiso a una acusación de un estudiante de la Facultad de Derecho, quien informó al personal de seguridad sobre el consumo de alcohol y otras sustancias nocivas que alumnos de esa casa de estudio llevaban a cabo en las instalaciones de Ciudad Universitaria.

Dicha acusación fue transmitida en vivo a través de un Facebook Live que se volvió viral en los medios de comunicación. Por medio de un comunicado, la UNAM señaló que “los tres vigilantes que aparecen en el video fueron suspendidos de sus funciones y su situación será revisada de acuerdo con los términos del contrato colectivo de trabajo”.

En la transmisión puede observarse cómo el alumno Axel Lara camina hacia los vigilantes y acusa que cerca de la Biblioteca Central se encuentra un grupo de personas consumiendo alcohol y marihuana. Los reproches del alumno de la Facultad de Derecho hacen que el cuerpo de seguridad de la UNAM lo acompañe al lugar de los hechos, aunque no lleva acabo una acción concreta para detener el consumo de las sustancias.

Por denunciar el evento en redes sociales, Axel Lara también fue amenazado. “Donde te topemos solo hijo, eh”, dijeron al estudiante de Derecho después de agredirlo verbalmente. Por lo mismo, “autoridades de la Universidad y de la Facultad de Derecho han abierto un canal de comunicación cordial y permanente con el alumno Axel Lara, a quien han ofrecido el apoyo necesario para salvaguardar su integridad física”, indicó la UNAM.

En los últimos meses, activistas, periodistas, académicos y estudiantes han denunciado la venta de droga y alcohol que ocurre dentro de Ciudad Universitaria y el resto de centros de estudio de la UNAM.

Su comunicado de prensa, sin embargo, también dice que “para la Universidad Nacional, la seguridad de sus alumnos y de toda la comunidad es una tarea prioritaria, por lo que revisa los protocolos de actuación de sus cuerpos de vigilancia y continuará reforzando la capacitación de sus elementos”.

Lo anterior contrasta con lo denunciado ayer por Carlos Loret de Mola en las páginas de este diario, cuando publicó el artículo La UNAM contra el narco: un detenido en 20 años. En el texto, construido a partir de información oficial, el columnista señaló que en dos décadas la Universidad sólo ha registrado dos casos de personas sorprendidas por vender droga y sustancias ilícitas

 

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios