X

Cáncer y sexo: "Sentía como si tuviera un cinturón de castidad"

El cáncer y su tratamiento pueden tener efectos negativos en la vida sexual de los pacientes y muchos adolescentes no tienen la información ni reciben la asesoría suficiente para lidiar con ellos

Cáncer y sexo: "Sentía como si tuviera un cinturón de castidad"
Cait Wilde afirma que los jóvenes necesitan más apoyo y consejos sobre el sexo después de un diagnóstico de cáncer. Foto: Cait Wilde vía BBC
Ciencia y Salud 16/12/2021 10:41 BBC News Actualizada 10:51
Guardando favorito...

Cuando a Cait Wilde le diagnosticaron cáncer a la edad de 17 años, su vida sexual ocupaba uno de los últimos lugares en la lista de cosas por las cuales preocuparse. Pero después de recibir tratamiento, cuando estaba lista para volver a las relaciones íntimas, sufrió dolor, incomodidad, y vergüenza, y no supo a quién recurrir para pedir ayuda.

Cait, de Manchester, Inglaterra, tuvo un tipo de cáncer de la sangre llamado leucemia mieloide aguda.

Describe su vida sexual antes del cáncer como "bastante loca", pero durante la quimioterapia los médicos le advirtieron que el sexo podía ser realmente peligroso.

Aproximadamente el 46% de los jóvenes con cáncer dicen que la enfermedad les ha afectado negativamente su vida sexual, comparado con el promedio de 37% para todas las franjas de edad, según los estudios de la organización benéfica especializada en cuidados de salud Macmillan Cancer Support.

Casi 2 mil 400 personas entre los 15 y 24 años son diagnosticadas con cáncer anualmente en Reino Unido, de acuerdo a los datos más recientes de Cancer Research UK, una fundación de investigación británica.

Cáncer: "Un cinturón de castidad"

El tratamiento dejó a Cait con un conteo bajo de plaquetas. El no tener suficientes plaquetas significa que si tienes un pequeño corte o una rasgadura en la piel, lo que puede ocurrir durante el sexo, tu sangre no coagula y seguirás sangrando.

"Era como si tuviera puesto un cinturón de castidad hipotético", le cuenta Cait a la BBC.

Mientras veía con "celos" a sus amistades de la universidad salir con otros, Cait luchaba con varios efectos colaterales de su enfermedad y el tratamiento, incluyendo alopecia, fluctuación de peso y dolor intenso en los huesos.

Perdió interés en el sexo durante la quimioterapia, pero después de un exitoso trasplante de médula ósea, "ciertas sensaciones empezaron a retornar" y Cait quería retormar su vida sexual.

Pero cuando intentó masturbarse una noche, experimentó "incomodidad y dolor".

Lee también: Debido a la pandemia por Covid-19, casos de diabetes en México aumentan 10%

"Me sentí destrozada"

Cait no lo sabía en ese momento, pero sus tratamientos de quimioterapia y radioterapia hicieron que su cuerpo entrara en una menopausia química.

Uno de los muchos síntomas posibles de la menopausia es la atrofia vaginal, en la que la vagina se vuelve más delgada y seca, haciendo que el sexo sea incómodo.

Pero nadie le había informado de que esto le podría pasar, así que se sintió "completamente a oscuras".

"Pensé: 'Esto ya no es tan divertido como lo recuerdo'", dice Cait.

Acababa de empezar a sentirse preparada para salir otra vez, pero la mala experiencia le quitó la confianza, imaginando que tendría que explicarle a toda persona con la que tuviera una relación que no podía tener sexo.

"Me sentí, de alguna manera, destrozada. Me produjo bastante vergüenza", dice.

Cait estaba tan avergonzada que no habló con nadie durante meses sobre lo que le había pasado.

Pero finalmente "por casualidad" supo que una enfermera en el lugar que se hizo el transplante había empezado una clínica para la salud de la mujer, en la que Cait apoyo.

"Al final de esa cita salí de allí con mucha más confianza", indica.

"Tuve que volver a descubrirlo todo, pero fui capaz de hacerlo de manera informada y mucho más segura".

"Me sentía tan feo"

Jack Fielding también encontró "vergonzoso e incómodo" pedirle a su equipo de cuidado de salud consejos sobre el sexo después de que le diagnosticaron un tipo de sarcoma conocido como MPNST, por sus siglas en inglés.

Cuando Jack, de 26 años y de la ciudad de Bolton, empezó a perder peso y pelo durante su tratamiento en 2019, sintió que "parte de lo que era" había desaparecido.

"Mi autoestima estuvo muy golpeada", le contó a la BBC..

"Mi hizo sentir casi como un alienígena. Me miraba al espejo y no podía reconocerme".

"Pensar en estar desnudo frente a alguien en ese entonces me daba mucha angustia porque me sentía tan feo".


Jack Fielding y Liam Gaskell

Jack Fielding (der.) acaba de enterarse de que tiene otro tumor y está preocupado por la vida sexual con su novio, Liam (izq.). Foto: Jack Fielding vía BBC

La fundación Macmillan Cancer Support señala que el cáncer puede afectar la vida sexual de muchas maneras, incluyendo:

  • El impacto emocional del diagnóstico, produciendo una pérdida de interés en el sexo
  • Impacto del tratamiento a corto plazo, como la fatiga
  • Problemas de imagen corporal como alopecia, pérdida o aumento de peso, y cicatrices
  • Impacto a largo plazo como movilidad reducida o cambios físicos en la función sexual

Lee también: ¿Cuáles son las cirugías más efectivas para perder peso?

El servicio nacional de salud británico (NHS)sufre una "falta de recursos" en terapia psicosexual, así que muchas personas tiene que pagar una consulta privada si quieren ayuda, según Caroline Lovett, una terapeuta especializada en cáncer que forma parte de un "pequeño grupo" de empleados de este tipo.

"Tener que pasar por la pubertad pensando en tu bienestar sexual es suficientemente difícil, pero si eres un adolescente viviendo con cáncer te puedes sentir más solo", explica.

El doctor Richard Simcock coincide en que la oferta de terapia especializada es "muy inconsistente" en todo Reino Unido.

El médico especialista en cáncer y asesor clínico de Macmillan Cancer Support indica que el NHS podría beneficiarse de tener más especialistas porque los problemas que enfrentan personas como Cait y Jack no siempre se abordan.

"Necesitamos asegurarnos de que los profesionales de la salud estén capacitados para abordar esas preguntas con tacto, pero también capacitados para saber que pueden contestar esas preguntas", expresa.


Cait Wilde

Los efectos colaterales del tratamiento de cáncer de Cait incluyeron alopecia, fluctuación de peso, menopausia química y dolor óseo intenso. Foto: Cait Wilde vía BBC

Cait ha iniciado una campaña para mejorar la asesoría e información sobre el sexo y las personas con cáncer y ha trabajado con otros jóvenes sobrevivientes en la edición de una revista sobre sus historias sexuales.

"Aunque estemos revelando mucha información, son nuestras experiencias, y queremos alentar a las personas a que sean más honestas", dice.

"No quiero que la gente se quede a oscuras como me pasó a mí".

Los testimonios de Cait y Jack fueron relatados al programa de radio de BBC Newsbeat.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=XT3T-3-D7MI

fjb

Temas Relacionados
cancer sexo
Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios

El Universal
Las Indispensables

Termina tu día bien informado con las notas más relevantes con este newsletter

Al registrarme acepto los términos y condiciones