Turismo, aliado de la inclusión financiera

QR y BCS, las entidades con más terminales punto de venta; Cancún contribuye a liderar en cobertura de cajeros automáticos
08/10/2018
03:37
Tláloc Puga
-A +A

[email protected]

El turismo se consolidó como un importante aliado de la inclusión financiera en México, clave para reducir la pobreza e impulsar la prosperidad de la población.

Los estados con más vocación turística del país, Quintana Roo y Baja California Sur, reportan la mayor cobertura de terminales punto de venta, cajeros automáticos y penetración de los seguros en México.

En ambos estados, la cantidad de puntos de acceso a estos canales financieros por cada 10 mil adultos supera incluso la cobertura reportada en la Ciudad de México, Nuevo León y Jalisco, o en entidades industrializadas como Aguascalientes, Guanajuato y Querétaro.

Los estados que tienen lugares turísticos, principalmente para extranjeros, tienen muchas más terminales punto de venta que el resto de entidades del país, mostró el reciente Reporte nacional de inclusión financiera de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

A través de las terminales punto de venta es posible realizar pagos y compras de productos o servicios, y promueven la reducción del uso de efectivo, porque los pagos deben hacerse con tarjetas de débito o crédito.

Considerada la joya del turismo mexicano, Quintana Roo es el estado con mayor cobertura de terminales punto de venta, con 389 por cada 10 mil adultos, casi cuatro veces la media nacional, de 102 dispositivos.

Cancún, ubicado en el municipio de Benito Juárez, reporta más de la mitad (52%) del total de terminales en Quintana Roo con 46 mil 777.

Rodeado por el mar de Cortés y el océano Pacifico, Baja California Sur es la segunda entidad con más terminales punto de venta, con 263 por cada 10 mil adultos; Los Cabos y La Paz concentran 92% del total.

Cifras de la Secretaría de Turismo (Sectur) indican que Quintana Roo y Baja California Sur recibieron a seis de cada 10 turistas extranjeros que pernoctaron en hoteles de México el año pasado; se trata de la mayor concentración desde que hay cifras comparables, a partir de 1992.

En ambos estados hay presencia de al menos una terminal punto de venta en todos sus municipios.

Con estos dispositivos, no sólo se ven beneficiados los usuarios de productos financieros, sino también los comercios al aceptar otros medios de pago, asimismo, van creando un historial crediticio que les permite adquirir créditos más grandes para invertirlos en sus establecimientos.

El turismo en México contribuye a que más personas accedan al sistema financiero formal, así como al uso adecuado de productos y servicios como el ahorro, el crédito, los seguros y las cuentas de ahorro para el retiro, entre otros.
07oct2018-estadosconmayorcoberturadeserviciosfinancieros.gif

Quintana Roo también es líder nacional en cobertura de cajeros automáticos, con 11.7 por cada 10 mil adultos, el doble que el promedio nacional de 5.4, donde sus 11 municipios tienen estas máquinas.

De acuerdo con la reciente Encuesta de Acceso Financiero del Fondo Monetario Internacional (FMI), la cobertura de cajeros automáticos en México está por debajo de Brasil, Argentina, Perú o Costa Rica, más tiene un nivel equivalente a Dinamarca o las islas Fiyi.

Sin embargo, Quintana Roo presenta un número de cajeros similar a Japón y superior a países con economías desarrolladas como Francia y Suiza.

El nivel de penetración del sector asegurador también lidera en los estados con mayor vocación turística, porque algunos están más expuestos a fenómenos meteorológicos extremos, como tormentas o huracanes.

Baja California Sur presenta la mayor penetración de los seguros de daños, incluyendo los de automóviles, con 5.7% de la prima directa emitida como proporción del Producto Interno Bruto (PIB), seis veces la media nacional de 0.9%.

La CNBV destaca el gran dinamismo que presentó Baja California Sur en la penetración de este tipo de seguros, dado que a finales de 2015 se ubicaba en 1%.

Los seguros representan una parte importante en la economía de los estados, porque permiten un manejo eficiente de los riesgos tanto patrimoniales como personales.

A finales del año pasado, el ex gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, puntualizó que la inclusión financiera no constituye una finalidad en sí misma, sino que representa un vehículo para lograr un mayor bienestar económico.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS