X

Meade: después de la política “estoy contento y reinventado”

Al participar en un webinar organizado por la Universidad Anáhuac de Querétaro, quien fuera secretario de Hacienda confió en que México saldrá de la crisis del Covid-19

Meade: después de la política “estoy contento y reinventado”
Foto: Especial
Cartera 24/06/2020 14:38 Antonio Hernández Actualizada 14:56
Guardando favorito...

El excandidato a la presidencia de México, José Antonio Meade, aseguró que después de su vida como funcionario y en el espacio político, actualmente se encuentra contento y reinventado y se dedica a la participación en consejos de empresas así como a actividades de consultoría

“Estoy bien. Contento, guardado. Desde ahí se ve el cambio y la reinvención. Contento del reencuentro de espacios familiares, participando en consejos, participando en conferencias, en foros internacionales, metido en el tema del cambio climático, con un portafolio bien balanceado de temas, metido en la consultoría, con una dimensión que está siendo satisfactoria en lo personal”, dijo.

Al participar en un webinar organizado por la Universidad Anáhuac de Querétaro, quien fuera secretario de Hacienda, confió en que México saldrá de la crisis del Covid-19, pero advirtió que es necesario resolver antes el tema de salud en el país, ya que sin este factor la economía se mantendrá debilitada.

“Va a depender de que tan bien resolvamos el tema de salud y que tan bien sincronicemos nuestra apertura con la apertura global, especialmente la reapertura de los principales socios comerciales”, dijo. 

También lee: Trump ya espera al “buen tipo” de México

En ese sentido, explicó que ante el regreso a la actividad económica, será necesario aumentar el número de pruebas y aplicar buenos controles de prevención en el transporte, empresas, escuelas, así como mantener el cuidado de la población más vulnerable al Covid-19.

Así, sobre la entrada en vigor del Tratado Comercial México, Estados Unidos y Canadá (TMEC), Meade dijo que si bien el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha dejado atrás varios acuerdos en materia política con otros países, mantuvo el libre comercio con México, lo cual debe reconocerse como un ejercicio de pericia por parte del gobierno mexicano.

“Así como el tratado de 94, eso ancló al tratado y les hizo ver a quienes no querían que en el tratado había valor, que a integración de los mercados había competitividad, que Estados Unidos sin México en la mesa no podría enfrentar los retos que implicaba un mundo global y competido, sobretodo, dada la evolución que está teniendo Asia y México, en el concierto de lo que va a pasar, es absolutamente fundamental. Tener un nuevo marco vigente en lo comercial sí le da a México una palanca de desarrollo, en medio de un contexto diplomático difícil. Hay que reconocer el mérito, de dos administraciones, de una relación bien complicada. Hubo talento y capacidad de administrar muy bien una relación súper complicada”; dijo.

Sobre las elecciones de 2021, Meade dijo que será importante la participación de la ciudadanía evaluando las promesas de campaña de los políticos y qué tanto se puede cumplir para convertirse en acciones de gobierno.

“Nos hemos dados cuenta siempre, pero sobre todo en los últimos momentos, en un México que está plenamente metido en la alternancia, que las elecciones tienen impacto, tienen consecuencias, que es importante revisar las plataformas, escuchar a los políticos. Vale la pena esa reflexión hacia el 21”, dijo.
 
“Pensé que me daba un infarto cuando ganó Trump”

Al inicio de la charla con el rector de la Universidad Anáhuac de Querétaro, Luis Eduardo Alverde, Meade, dijo que uno de los momentos más complicados en su vida como funcionario de Hacienda, fue en noviembre de 2016 cuando el entonces candidato Donald Trump ganó las elecciones en Estados Unidos y su efecto sobre la economía mexicana para el año siguiente, con la amenaza de una baja en la nota crediticia por parte de las calificadoras.

“Me acuerdo que estaba en un evento como estos, dando una ponencia de cómo se veían las condiciones económicas en el año siguiente. Y literalmente, sentí que me iba a dar un infarto. Tanto, que le mandé un chat a Juana, mi esposa para que me recibiera el cardiólogo. Salí corriendo después de la conferencia a ver al cardiólogo y me preguntó ‘¿qué te pasa? ¿Hay algo que te estresa?’ Yo le decía soy el secretario de Hacienda, se me fue el tipo de cambio, las inversiones se están cayendo. Todo eso va a acabar pasando. Ahí me di cuenta que hay que poner las cosas en perspectiva y dos meses después, resultado de decisiones complicadas que se tuvieron que tomar, todas las calificadoras nos mejoraron a estables”, dijo.

vcr/hm

Guardando favorito...

Noticias según tus intereses

Comentarios

El Universal

Las Indispensables

Termina tu día bien informado con las notas más relevantes con este newsletter

Al registrarme acepto los términos y condiciones