“Fue más fácil tener beca que un trabajo”

Aunque Josefina acabó sus estudios, el cierre de oficinas le dificultan trámites

“Fue más fácil tener beca que un trabajo”
Debido a la pandemia, la búsqueda de empleo se ha co mplicado para toda la población. Foto: ARCHIVO EL UNIVERSAL
Cartera 31/08/2020 01:41 Rubén Migueles Actualizada 01:41

Josefina es egresada de la Universidad y lleva más de un año buscando empleo. Al hecho de no contar con experiencia y el título, ahora se suma el problema de la pandemia, lo que ha complicado más sus posibilidades de enrolarse al mercado laboral.

“He mandado mi currículum a varias bolsas de trabajo por internet, pero por el Covid creo que se está postergando el proceso, porque no hay las condiciones como para que las empresas ofrezcan oportunidades, de hecho, las oficinas ni siquiera han abierto y por eso se dificulta”, explica la joven pasante de Administración.

Comenta que cuando estudiaba le hubiera gustado laborar, pero se le dificultaba porque tenía actividades extracurriculares, como aprender inglés y compromisos en casa.

“Cuando terminé la carrera comencé a hacer registros en la bolsa de trabajo de la Facultad. Ahí podías encontrar vacantes gracias a convenios que tiene la UNAM con empresas e instituciones, donde los estudiantes pueden ir viendo que es lo que están solicitando”, señala.

Si bien, en aquella ocasión no pudo conseguir un trabajo, una institución financiera le dio la oportunidad de realizar prácticas profesionales con beca de 3 mil 600 pesos al mes por medio tiempo: “Conseguir la beca fue más fácil que ahora encontrar trabajo”, subraya.

“Apoyaba revisando estados financieros, haciendo reportes, enviando notificaciones, checando que estuviera en regla la documentación para llevar a cabo auditoria a empresas ligadas con la institución. Esto duró seis meses, pero me dieron la posibilidad de prórroga por un mes más, mientras buscaba trabajo”, relata.

Sus jefes le dijeron que había posibilidad de que la contrataran, pero hasta que se abriera una vacante: “En ese momento, al menos en mi área no tenían plaza disponible y con el cierre de oficinas por la emergencia se canceló”, expone.

Josefina aplica para las vacantes que se difunden a través de diferentes bolsas de trabajo por internet, así como redes sociales y en la página de la Secretaría del Trabajo. Incluso hay un profesor de su Facultad que publica vacantes.

“Pero la mayoría te piden como requisito estar titulado, por esa parte se me complica y no podría aplicar, porque todavía no me lo dan debido a que se atrasaron los trámites por la suspensión de labores”, dice.

Pese a lo difícil que le ha sido encontrar un empleo, Josefina no pierde la esperanza de colocarse en una plaza, aunque no esté relacionada con lo que estudió, explica.

Temas Relacionados
becas empleo Covid-19

Comentarios