Suscríbete

Movimiento gay es pacífico, afirma Patria Jiménez

Descarta choque con Frente por la Familia; no queremos libertades a medias, señala

Patria Jiménez, vocera del Frente Orgullo Nacional MX, señala que el ánimo de la organización no es confrontarse sino hacer presencia y defender el Estado laico (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
Nación 22/09/2016 02:18 Astrid Rivera Actualizada 02:18

[email protected]

El Frente Orgullo Nacional Mx no pretende confrontar a los integrantes del Frente Nacional por la Familia, sino hacer presencia para que miren la vista hacia ellos. Aunque traten de invisibilizarlos, “no hay barrera que pueda contener nuestra libertad”, afirmó Patria Jiménez, vocera de la organización.

En entrevista, resaltó que hay mucho “pánico” en torno a la posibilidad de confrontaciones entre los integrantes de ambas manifestaciones; sin embargo, recordó que en 40 años han demostrado que los integrantes de la comunidad lésbico, gay, bisexual, transexual, travesti, transgénero e intersexual (LGBTTTI) no son violentos y que sus marchas se realizan de manera pacífica.

Destacó que aunque Hugo Valdemar, vocero de la Arquidiócesis de México, haya pedido a las autoridades de la capital del país que colectivos de la diversidad sexual no se manifestaran el mismo día que el Frente Nacional por la Familia, aseguró que eso no los limita, puesto que son ciudadanos que tienen derecho a circular y a expresarse cuando ellos decidan.

“No hay una acción que nos impida concentrarnos. Nosotros como colectivos no queremos libertades a medias, creo que nosotros queremos ser libres para manifestarnos igual que toda la gente. Hay mucho pánico de parte de ellos, y lo que están buscando sería invisibilizarnos, pero por puro orgullo nosotros no nos vamos a esconder, vamos a ondear nuestras banderas. No hay barreras que puedan contener la voz, nuestra presencia, nosotros no tenemos ese pánico”, expresó Patria Jiménez.

Aseguró que el ánimo de la organización no es confrontarse sino hacer presencia, “que vean que somos de carne y hueso”, así como defender el Estado laico. Indicó que no impedirán el paso a la marcha de las familias, sino únicamente se concentrarán al pie de la columna de la Independencia en Paseo de la Reforma, monumento que consideran emblemático, al resumir el concepto de la libertad.

“El Frente Nacional por la Familia tiene todo el derecho a manifestarse e incluso a sacar lo de la familia natural como su ejemplo único de familia existente. Pero no pueden hacer a un lado a nuestras familias. No es una confrontación, es un encuentro de familias, nosotros también somos familias y eso nos gustaría que lo vieran”, enfatizó.

En un inicio, los colectivos de la comunidad LGBTTTI habían planeado realizar una movilización el domingo 25 de septiembre, la cual partiría del Hemiciclo a Juárez hacia el Ángel de la Independencia.

El martes pasado, durante una asamblea, cambiaron de planes y decidieron realizar una concentración a partir de las 10 de la mañana en el Ángel de la Independencia el sábado 24 de septiembre, el mismo día en el que el Frente Nacional por la Familia se movilizará en la capital del país para defender a la “familia natural” y expresar su rechazo a la iniciativa presidencial de matrimonio igualitario.

Christian Galarza, también vocero del Frente Orgullo Nacional Mx, dijo que esta “es nuestra ciudad y vamos a utilizar los espacios públicos. Nosotros no les estamos impidiendo la libre expresión, no vamos a impedirles que marchen, que lancen sus consignas, no hemos pedido que a alguien le coarten esa libertad y ellos sí lo están haciendo”, señaló.

Mario Alberto Romo, vocero del Frente Nacional por la Familia, dijo que no se sienten “provocados ni alterados” por la concentración de los colectivos en favor de la diversidad sexual, sino que lo consideran como un “error estratégico”, incluso para su causa, porque se están mostrando “intolerantes” con quienes no comparten su causa.

Descartó la posibilidad de que se origine una confrontación entre los participantes de ambos contingentes puesto que “vamos a tomar todas las medidas necesarias y también los mismos participantes tenemos muy claro a qué vamos”.

Aunque no solicitarán elementos adicionales de seguridad, más de 500 voluntarios formarán una valla humana para acompañar al contingente “con el fin de que todo avance y todo camine en orden”.

Comentarios