Del cielo al infierno: caso Legarreta

Antes del escándalo en el que la conductora se involucró por sus polémicos comentarios sobre el dólar, la apreciación que usuarios de Twitter tenían de ella era positivo en el balance. Una semana después la opinión de esa red social cambió radicalmente

Tuits de Andrea Legarreta en torno a la polémica por sus declaraciones (TOMADAS DE TWITTER)
Nación 08/02/2016 02:00 María Fernanda Jiménez Actualizada 21:22
Guardando favorito...

Andrea Legarreta colabora en el programa matutino Hoy desde hace 15 años.

A través de sus redes sociales comparte su vida personal, familiar y de trabajo, con el fin de tener un acercamiento con sus seguidores y darles a conocer un poco de su día a día. Una de las fotografías que generó más de 16 mil me gusta en Instagram el año pasado, fue donde ella posaba en un bikini negro durante sus vacaciones durante el mes de octubre. La imagen llegó a circular en Twitter y en diversas revistas de espectáculos.

En octubre de 2015 compartió una fotografía en bikini negro a través de Instagram, de acuerdo con Oracle, 80% de los comentarios y reacciones en Twitter tienen un sentimiento positivo, al buscar las palabras clave Andrea, Legarreta y bikini, los usuarios expresan su admiración por su aspecto y la felicitan.

Cabe mencionar que esta no es la única publicación o fotografía que reflejaban los buenos comentarios de sus seguidores; la conductora finalizaba el 2015 con el pie derecho.

Sin embargo, el miércoles 27 de enero —luego de que intentara durante el programa hacer un comentario coherente sobre el alto precio dólar (sin éxito)— las mismas redes que antes le habían mostrado aprecio cambiaron en su contra.

Una semana después de sus polémicos comentarios y reacciones, el sentimiento generado alrededor de Andrea Legarreta en Twitter dio un giro de 180°. Mientras que en octubre de 2015 el sentimiento era positivo, después de la polémica se convirtió en negativo. De acuerdo con Sentiment140.com, el 60% de los comentarios sobre las palabras “Andrea Legarreta” fueron negativos.

Fue a las 10:45 horas, de ese 27 de enero, cuando los conductores Raúl Araiza y Legarreta sostuvieron la conversación acerca del dólar y si realmente afectaría o no a las familias mexicanas.

“No porque suba el dólar, sube el precio de todo lo que las familias consumimos ¿Quieres saber por qué?… Nuestra economía vende productos a todo el mundo y entonces se vuelve más competitiva, vende más barato a otros países y esto genera más empleos”, comentó Legarreta.

En ese momento, el también conductor Raúl Araiza comentó en respuesta: “Lo que pasa con el dólar no tendrá impacto negativo en su economía”.

A las pocas horas, el nombre de Andrea Legarreta se convirtió en trending topic en Twitter y generó una ola de comentarios negativos que no pararon sino hasta horas después.

Sin embargo, no significaba que el tema hubiera quedado olvidado. El jueves 28 de enero el tema amaneció como tendencia en la red social generando más de 200 mil 905 impresiones y se mantuvo a lo largo del día por 15 horas y 30 minutos. Fue ese día el inicio de la lluvia de críticas y memes en contra de la conductora de Televisa.

Ese mismo jueves, Legarreta publicó a través de su cuenta de Twitter un mensaje en donde aclaraba que los comentarios realizados en el programa de Televisa no eran personales, sino que eran parte del guión creado por la producción. Sin embargo, dicho mensaje no logró apagar las críticas del público, quienes expresaban en tono irónico que su comentario era merecedor de un Nobel de Economía.

Minutos después, el mensaje fue borrado, pero publicó uno más en donde parecía que ya no iba a continuar respondiendo a los comentarios relacionados con el tema.

“Entendí que no hay que dar explicaciones a NADIE! Los amigos no las necesitan y los enemigos no las creen y las ‘acomodan’ a su conveniencia”, escribió la conductora en su cuenta de Twitter.

Parecía que con eso el tema se había apagado, pero el primero de febrero retomó fuerza con una nueva tendencia: “Caso Legarreta”, la cual logró posicionarse como uno de los principales trending topics de México por más de nueve horas y consiguiendo un millón 141 mil 689 de impresiones en Twitter, es decir el número total de tweets, retweets y comentarios relacionados con el tema.

Esta vez, la polémica giraba en torno a los rumores de que a Andrea Legarreta le habían pagado para decir esos comentarios al aire. Por lo que algunos medios de comunicación y usuarios en redes sociales discutieron si esta acción viola la ley por disfrazar publicidad y propaganda como un comentario aislado propio.

Al respecto, la conductora volvió a publicar un nuevo mensaje a través de su cuenta de Instagram para finalizar con la polémica de la que fue víctima casi una semana.

“Quiero expresar mi sentir después de una semana de controversia... Y es lo último que expresaré al respecto... Gracias por leerme...” (Fragmento)

En el mismo mensaje, expresa su preocupación por la seguridad de su familia y de su integridad, ya que, de acuerdo con sus propias palabras, recibió amenazas de muerte. “...Han sido días duros, han puesto en mi boca palabras que NUNCA DIJE (se necesita ser MUY imbécil para pensar que el dólar no afecta la economía de México y JAMÁS afirmé que fuera una mención pagada) han alterado TODO y se me ha tratado como a un delincuente, hay AMENAZAS DE MUERTE a mi, a mis niñitas y mi familia, burlas y CALUMNIAS ABSURDAS a mi familia entera.” (Fragmento)

A partir de entonces, ya han pasado seis días después de esa última ola de tweets, memes, críticas y burlas, que cambiaron en casi una semana la reputación que Legarreta había creado en más de 15 años de trabajo. Sin embargo, a pesar de ya no ser trending topic, queda la pregunta de si su imagen en redes sociales volverá a ser la misma que antes, cuando Twitter la adoraba.

Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios

El Universal

Newsletter Al Despertar

Inicia tu día bien informado con las notas más relevantes

Al registrarme acepto los términos y condiciones