05 | DIC | 2019
14
Al criminal se le atribuye el asesinato de la activista Norma Corona y de Enrique Camarena, agente de la DEA (ARCHIVO EL UNIVERSAL)

Héctor 'El Güero' Palma, de capo violento a preso bien portado

11/06/2016
03:30
Dennis A. García, Enviado
-A +A
En pocos años tocó el cielo, acumuló grandes fortunas a lado de sus aliados, pero también se ganó enemigos que se cobraron con lo más preciado: la familia

[email protected]

Su carrera subió como la espuma. En pocos años tocó el cielo, acumuló grandes fortunas a lado de sus aliados, pero también se ganó enemigos que se cobraron con lo más preciado: la familia.

Inició su carrera delictiva en el robo de autos, poco redituable. Buscó más. Su ambición lo llevó al negocio de las drogas de la mano de Miguel Ángel Félix Gallardo, El Padrino, líder del Cártel de Guadalajara, junto con Rafael Caro Quintero, El Narco de Narcos, y Ernesto Fonseca Carrillo, Don Neto.

Le dicen El Güero Palma y se llama Héctor Luis, fundador del Cártel de Sinaloa junto con Joaquín El Chapo Guzmán, a principio de 1990, tras el rompimiento con El Padrino, quien lo inició en el negocio como sicario.

Tocar la cúspide del cártel más poderoso, con alianzas con los capos colombianos en su apogeo, le costó la vida de su esposa Guadalupe Lieja y sus dos hijos, Nataly y Héctor, de cuatro y cinco años. Sus restos reposan en Jardines de Humaya, en Culiacán, sitio para dar sepultura al puro estilo del narco, con lujos.

Era violento y sanguinario. Quien se la hacía, la pagaba sin importar quién fuera, a él se le atribuye el crimen de la activista defensora de derechos humanos Norma Corona, ocurrida en mayo de 1990.

Encabezó varias balaceras en Sinaloa, Baja California y Jalisco; donde encontraba a un Arellano Félix, del enemigo Cártel de Tijuana, ahí había enfrentamiento.

Su perfil violento era lo que buscaba Miguel Ángel Félix Gallardo, quien junto con Caro Quintero y Don Neto conformaron el Cártel de Guadalajara.

A mediados de los años 1980, El Güero Palma ocupaba un lugar privilegiado al nivel de quien lo había invitado al grupo delictivo; era uno de los más cercanos a Félix Gallardo. En esa época comenzó también a tomar notoriedad Joaquín El Chapo Guzmán.

Con la captura de Félix Gallardo en 1989, cuando Caro Quintero fue sentenciado a 40 años de cárcel por el plagio y homicidio del agente antidrogas de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en inglés) Enrique Kiki Camarena Salazar y del piloto Alfredo Zavala Avelar, El Güero Palma y El Chapo Guzmán conformaron al Cártel de Sinaloa, al que también se sumaría Ismael El Mayo Zambada.

El grupo fue ganando terreno; se disputaban las plazas con el Cártel de los Arellano Félix para mantener el control de la ruta del tráfico de droga hacia Estados Unidos y la violencia iba en aumento. A partir de 1990, El Güero Palma y Guzmán Loera comenzaron a posicionar al grupo que ahora es considerado uno de los más fuertes, para ello tuvieron que enfrentar a los Arellano Félix en territorios de Sinaloa, Jalisco y Baja California, principalmente.

Félix Gallardo se sintió traicionado luego de enterarse que Héctor Palma intentaba hacer su propio negocio. El Padrino no dejaría pasar una traición y logró que el colombiano Rafael Clavel Moreno, novio de Minerva Palma Zalazar, se ganara la confianza de El Güero Palma para luego convencer a la esposa del capo Guadalupe Laija Serrano que lo dejara. Fue así que la venganza de Miguel Ángel Félix consistió en que el colombiano, estando en Venezuela con la esposa de Héctor la decapitara.

La cabeza la recibió El Güero Palma, así como un video en el que observaba cómo sus hijos eran dejados caer por el puente de La Concordia.

Durante cinco años (1990-1995) comenzó a dominar las rutas del trasiego, entre ellas los aeropuertos que disputaba con los Arellano Félix; uno de los eventos en el que se le implicó fue en el homicidio del cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo, en el año 1993, durante un enfrentamiento en el Aeropuerto Internacional de Guadalajara.

En ese mismo año, también se le relacionó con la ejecución en la Ciudad de México de quien fuera el titular de la Procuraduría General de Justicia de Sinaloa, Francisco Rodolfo Álvarez Fárber. En junio de 1995, año en que fue acusado en Estados Unidos de traficar con grandes cantidades de cocaína, Palma Salazar fue detenido en Guadalajara por
el Ejército.

De acuerdo con la información que se tiene, el capo viajaba en una avioneta, misma que tuvo algunas complicaciones y tuvo un mal aterrizaje en Nayarit; lesionado abandonó la entidad para intentar refugiarse en Jalisco donde lo esperaban.

La prisión de Puente Grande, en Jalisco, la compartió con quienes se inició en las drogas. Félix Gallardo, Caro Quintero y Guzmán Loera.

El narcotraficante fue extraditado en enero de 2007 a Estados Unidos donde fue requerido; El Güero Palma se declaró culpable. Se le recluyó en un penal de alta seguridad y fue sentenciado a 16 años de prisión por transportar 50 kilos de cocaína. El sinaloense, de 56 años, se espera que sea deportado a México por la Agencia de Aduanas y Protección Fronteriza (ICE, por sus siglas en inglés).

Lugo de nueve años de estar en una prisión de máxima seguridad de Estados Unidos, El Güero Palma Salazar salió por buena conducta. La Procuraduría General de la República (PGR) realiza una revisión exhaustiva para ver si tiene algunos asuntos pendientes con la justicia mexicana; no lo quieren libre.

El Güero Palma será deportado a Tijuana, en donde inició la batalla por el control de las rutas de la droga contra los Arellano Félix.

TEMAS RELACIONADOS

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios