22 | MAR | 2019
El pasado 26 de septiembre concluyó el mandato del actual Comité Ejecutivo Seccional (CES) de la Sección 22, encabezado por Rubén Núñez (cuarto de izq. a der.), pero no había sido lanzada la convocatoria para el relevo. (ARCHIVO. EL UNIVERSAL)

Sección 22 prepara agenda para relevo de dirigencia

30/12/2016
02:05
Teresa Moreno
-A +A
El 7 de enero, en asamblea estatal, CNTE definirá fecha para congreso político; a más tardar en febrero habrá sustitutos de Núñez y Villalobos, afirma vocera

[email protected]

La Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) en Oaxaca definirá, en su asamblea estatal del próximo sábado 7 de enero, la fecha en la que llevará a cabo su proceso para renovar el actual Comité Ejecutivo Seccional (CES), liderado por Rubén Núñez Ginez.

La vocera de la CNTE en Oaxaca, la profesora Isabel García Velasco, señaló que la coordinadora aceptó la convocatoria emitida por el sindicato y que ahora el siguiente paso es que en su asamblea estatal, el máximo órgano de decisión, los maestros puedan determinar con precisión las fechas en las cuales continuará el proceso para renovar su dirigencia estatal.

“Nosotros tenemos la convocatoria, se está construyendo la ruta. La convocatoria que recibimos fue un borrador porque todavía se puede modificar la fecha que ahí se maneja, el 20 y 21 de enero, pero también se puede ir hasta febrero. Será determinante la asamblea estatal del 7 de enero porque es cuando vamos a determinar las fechas [para el congreso político]”, dijo en entrevista desde Oaxaca.

García Velasco reconoció que desde ahora empezaron a “hacer campaña” algunos profesores que tienen aspiraciones a ocupar la dirigencia de la sección más numerosa de la Coordinadora en el país, y reclamó que estas son prácticas aprendidas de los partidos políticos que no deben continuar creciendo al interior de la disidencia magisterial, puesto que van en contra de sus propios principios.

Esta práctica está claramente sancionada en los propios principios de la CNTE, señaló. En este sentido, el actual Comité Ejecutivo Seccional tiene que validar las actas de reuniones de las asambleas de las delegaciones donde se escoge a quienes van a participar en el congreso político y, por lo mismo, pueda ser elegible.

Será precisamente en la asamblea estatal del 7 de enero cuando se aprobarán las fechas para llevar a cabo las reuniones delegacionales y posteriormente el precongreso y congreso político de la Sección 22, donde se llevará a cabo la elección de la nueva dirigencia en Oaxaca.

“En todos los momentos se ha dado que quienes quieren llegar al CES buscan esos apoyos, votos, como si fueran partidos políticos. En nuestros principios si detectamos a alguien que anda haciendo trabajos antes de las fases de reuniones, los tenemos que denunciar y no pasan. Tiene que ser de base, independientemente de los grupos que andan trabajando; andan haciendo sus grupos, pero nosotros no los validamos”, mencionó. “El proceso se podría dar antes de la primera quincena de enero”.

De acuerdo con la convocatoria emitida por el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), el congreso seccional extraordinario en el cual la Sección 22 de la Coordinadora renovará a su dirigencia, se celebrará entre el 20 y 21 de enero del próximo año.

En este congreso se elegirá a los nuevos dirigentes que sustituirán a Rubén Núñez Ginez y a Francisco Villalobos Ricardez, como secretario general y secretario de organización al frente de la representación de la disidencia magisterial que tiene mayor número de agremiados en todo el país.

 

Retraso. El proceso electoral de la CNTE se llevará a cabo con cuatro meses de retraso, puesto que el mandato del actual Comité Ejecutivo Seccional, encabezado por Núñez Ginez, había llegado a su fin desde el pasado 26 de septiembre, sin que el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación emitiera la convocatoria correspondiente para renovarlo.

Según el documento orientador para el IV Congreso Político de la Sección 22, es necesario “refundar” al Movimiento Democrático de los Trabajadores de la Educación de Oaxaca.

Este reto se deriva del alejamiento de las bases por casos de corrupción, “servilismo y clientelismo”, que las bases no se están identificando con el movimiento y no tienen formación política, e incluso existe un “abuso de poder” y casos de abuso sexual al interior de la dirección política de la Sección 22 de la Coordinadora.

Uno de los grandes retos a los que se tendrá que enfrentar la nueva dirigencia será recuperar las cuotas sindicales que desde julio de 2015 han sido retenidas por el Sindicato Nacional, señaló Isabel García, y conformar un nuevo “fondo de la resistencia”, integrado por las aportaciones de los propios maestros o crear una caja de ahorro para poder sufragar los gastos de representación de los profesores.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios