GastaN 10.9 mdp en patio de Xicoténcatl

La rehabilitación fue realizada por el Corporativo Ebidar, SA de CV; en los trabajos intervinieron 17 arquitectos e ingenieros

Durante las obras de restauración de la casona se descubrió un arco de soporte del siglo XVIII, el cual estaba cubierto por concreto, aplanados, arcilla y mampostería que aparece en la gráfica (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
Nación 09/10/2015 04:10 Alberto Morales y Juan Arvizu Actualizada 13:59

[email protected]

Para rehabilitar el patio central de la antigua sede del Senado, conocida como la vieja casona de Xicoténcatl, el Senado suscribió un contrato por 10 millones 939 mil 563 pesos con una empresa privada, aunque el monto final aún no se sabe pues sigue la verificación de estimaciones.

Así lo respondió la Secretaría General de Servicios Administrativos de la Cámara Alta a la solicitud de información número 00061315-001, presentada por EL UNIVERSAL, en la cual se detalla que la empresa contratada para los trabajos de rehabilitación fue el Corporativo Ebidar, SA de CV.

El Senado informó que en sus áreas no encontró copia del “Proyecto Integral para la Rehabilitación del edificio sede del Senado de la República, ubicado en Xicoténcatl número 9”.

El pasado 11 de agosto, el entonces presidente del Senado, Miguel Barbosa Huerta (PRD), dijo que ese informe podría ser solicitado por medio de la Ley de Transparencia, pero la Cámara Alta dijo que no lo localizó.

La intervención de la antigua sede del Senado comenzó el 15 de junio y terminó el 15 de agosto pasado.

De acuerdo con la respuesta a la solicitud de información, en los trabajos de rehabilitación intervinieron 17 arquitectos e ingenieros; cuatro arquitectos restauradores; 60 albañiles; 38 herreros, paileros, pintores, yeseros, pulidores, carpinteros y plomeros, así como 38 canteros, marmoleros y patinadores.

Asimismo, EL UNIVERSAL solicitó copias simples de los permisos otorgados por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), la Cámara Alta no entregó dicho documento.

En su respuesta, el Senado dijo que el INAH otorgó el permiso de autorización número 238/15 para la rehabilitación de los trabajos.

Las labores de rehabilitación del patio de la antigua sede del Senado se inauguraron con el Informe de Actividades y Resultados del Tercer Año de Ejercicio de la 62 Legislatura de Miguel Barbosa, quien fue presidente de la Cámara Alta hasta agosto.

Se conoció que durante el proceso de rehabilitación, arquitectos restauradores laboraron incluso jornadas de 24 horas en la recuperación del patio central.

Tras su intervención se descubrió un arco de soporte del siglo XVIII, que estaba cubierto por concreto, aplanados, arcilla y mampostería.

Se trata de uno de los hallazgos más importantes de la obra, comentó en su momento la arquitecta responsable de los trabajos de recuperación. Paula González, de la empresa Ebidar.

“Vimos una grieta, pensamos que se trataba de un problema estructural porque vimos varias fisuras, debido a que es un punto grave, porque aquí carga el pleno [del antiguo Senado]. Vimos muchos materiales… y cuando abrimos descubrimos las dovelas de un arco, sentimos mucha emoción”, dijo entonces.

El área que tuvo mayor intervención fue el ala izquierda, cuyas oficinas fueron desmanteladas, junto a la calle de Donceles, donde se encontraban las oficinas de los coordinadores parlamentarios del PRI y PAN, el banco y los baños.

La sala de prensa que fue instalada en un tapanco soportado por un piso de concreto de más de 25 centímetros, montado en una estructura de metal, también fue retirada.

En la rehabilitación del patio central, los restauradores dejaron al descubierto los muros del inmueble que albergó al Hospital General llamado de San Andrés, y en el que se dice que hubo un gran entierro en el patio, aunque de eso no hay evidencia testimonial porque no intervinieron el piso de la casona de Xicoténcatl.

Además se liberaron todos los muros de material, conforme a las prácticas de conservación y rehabilitación de inmuebles, y de acuerdo con la historia del edificio se decidió respetar todas las modificaciones.

El recinto fue sede de las dos últimas sesiones de la Comisión Permanente del Congreso de la Unión del tercer año de la 62 Legislatura.

Se tiene considerado que Xicoténcatl, además de museo, sea sede alterna de la Cámara Alta y en su salón de plenos se entregue la medalla Belisario Domínguez cada año.

Comentarios