ONU: crece cifra de yihadistas extranjeros

Advierte que más de 25 mil combaten en Siria e Irak
Policías revisan vehículos dañados después del estallido de un coche-bomba del Estado Islámico, en una mezquita chiíta en Dammam, Arabia Saudita. El Consejo de Seguridad de la ONU analizó ayer la amenaza extremista
Policías revisan vehículos dañados después del estallido de un coche-bomba del Estado Islámico, en una mezquita chiíta en Dammam, Arabia Saudita. El Consejo de Seguridad de la ONU analizó ayer la amenaza extremista
30/05/2015
04:18
Naciones Unidas
Agencias
-A +A

Más de 25 mil combatientes terroristas extranjeros procedentes de más de 100 países se han sumado a las filas del Estado Islámico (EI), Al-Qaeda u otros grupos radicales islámicos en Siria, Irak y otras naciones, aseguró ayer el Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Estos combatientes “pueden representar una seria amenaza para sus Estados de origen, los Estados por los cuales transitan y los Estados a los que viajan, así como para los Estados vecinos de las zonas de conflicto armado”, señaló el Consejo en una declaración aprobada en una sesión dedicada a examinar el tema.

En un mensaje a los 15 miembros del Consejo de Seguridad, antes de que fuera aprobada la declaración, el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, advirtió que desde mediados de 2014, el flujo de combatientes terroristas extranjeros en las filas del EI y otros grupos extremistas, ha aumentado en un 70%.

Es un incremento notable si se considera que un reporte anterior de 2014 consignaba la cifra de más de 15 mil combatientes de más de 80 países que se unen a grupos radicales, no sólo en Irak y Siria, sino también en Yemen, Afganistán y Libia.

“Los combatientes terroristas extranjeros aumentan la intensidad, duración e insolubilidad de los conflictos”, afirmó el Consejo de Seguridad, que insistió en los riesgos que representa el flujo mundial de terroristas extranjeros y pidió políticas integrales y mejores herramientas para luchar conjuntamente contra un problema cada día más alarmante.

La cita, en el nivel ministerial, reunió a representantes de seguridad de los países miembros del Consejo, que dieron seguimiento a compromisos anteriores de la ONU para luchar conjuntamente contra fenómenos como el reclutamiento internacional de yihadistas. “Esta amenaza puede afectar a todas las regiones y Estados miembros (de la ONU), incluso a los que están alejados de las zonas de conflicto”, señaló la declaración, que pidió abordar el problema “de manera integral”, respetando el derecho internacional y los derechos humanos, y reforzar los mecanismos que obtener información previa sobre los viajeros.

Además, lamentó que sólo haya 51 países que utilizan información por adelantado para evaluar el riesgo que puedan representar, aunque precisó que ello debe hacerse sin que implique “recurrir a perfiles basados en estereotipos” o “motivos de discriminación”.

Al abrir el debate, Ban animó a la comunidad internacional a reforzar los mecanismos de cooperación para luchar conjuntamente contra un mal del que viene alertando la ONU desde hace varios meses. “Ningún país puede afrontar este desafío en solitario”, afirmó Ban.

En la reunión, el secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Jeh Johnson, anunció que su país está trabajando en un nuevo sistema de análisis y revisión de datos de viajeros que pondrá a disposición de la comunidad internacional de forma gratuita. “Nuestra seguridad está indisolublemente ligada a la de ustedes”, dijo Johnson.

Entre tanto, milicias del EI bloquearon ayer un intento de las tropas iraquíes de recuperar el control sobre la ciudad de Ramadi, en el oeste del país, informaron fuentes militares.

También se reportó que al menos cuatro personas murieron en un ataque contra una mezquita chiíta en Dammam, en el este de Arabia Saudita, durante los rezos del viernes, en lo que constituye el segundo atentado de este tipo en el país en una semana reivindicado por el EI .

Por su parte, el Pentágono aseguró que los bombardeos de la coalición internacional contra el EI efectuados en las últimas 24 horas están negando a los yihadistas “ventajas tácticas” en Irak y Siria, donde han conseguido avances que han elevado las críticas a la estrategia estadounidense.

La mayoría de los ataques aéreos de la coalición liderada por EU se centraron en Irak, con 20 bombardeos, se informó.