Sacan pedazos de huesos en Jojutla

Arranca la primera jornada para recuperar cadáveres sepultados en fosa clandestina

Foto: Tony Rivera/ EL UNIVERSAL
Estados 22/03/2017 01:27 Justino Miranda / Corresponsal Jojutla.— Actualizada 08:34
Guardando favorito...

En la primera jornada para recuperar cadáveres de la fosa de Jojutla, sepultados de forma irregular en 2014, se encontraron fragmentos de huesos aunque se desconoce si pertenecen a un solo cuerpo o varios, por lo que peritos especializados cernieron la tierra a fin de recuperar la mayor parte de éstos, informó el fiscal general Javier Pérez Durón.

El proceso inició a las 8:00 horas, pero hasta las 12:40 una máquina extrajo casi 50 piezas óseas, que fueron separadas de la tierra y colocadas en reserva para “armar” el cuerpo y determinar si es de una persona.

La Fiscalía abrió una carpeta de investigación para documentar la extracción y la localización de dos botellas con números de carpetas, atribuidas a algunos de los restos. Los trabajos seguirán hoy.

“Se va a contratar más personal para realizar este trabajo y agilizar el proceso; una vez que se llegue a la primera ‘cama’ de cuerpos se pararán los trabajos”, dijo Pérez Durón.

Sobre el número de cuerpos existen varias versiones, algunas señalan que son 35, 38 o 68, pero el fiscal ha dicho que pueden ser más de 34.

Frente a las distintas versiones el funcionario pidió “esperar el resultado de la diligencia para saber qué nos vamos a encontrar”.

Los antecedentes de esta fosa refieren que los restos correspondían a hombres y mujeres que murieron entre 2011 y 2014, víctimas de la violencia, quienes no fueron identificados o reclamados por sus familiares.

Una ficha técnica refiere que la saturación de cuerpos en las cámaras frigoríficas de la Fiscalía General del Estado motivó a las autoridades ministeriales solicitar el apoyo del municipio de Jojutla para la inhumación de los cuerpos en una fosa común del panteón de la colonia Pedro Amaro.

Visitadores de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Morelos, quienes atestiguan los trabajos de exhumación, señalaron que una versión extraoficial refiere que en 2011 se realizó una primera inhumación de 15 personas, y en 2014 sepultaron otros 35 cuerpos.

Según los visitadores, los huesos extraídos ayer corresponden al primer grupo de cuerpos inhumados, cuyos restos fueron sacados para colocarlos encima de los 35 cuerpos sepultados en 2014. La versión no fue confirmada ni desmentida por la Fiscalía.

En los trabajos de exhumación participan también representantes de la CNDH, su similar en Morelos, notarios públicos, así como la Comisión Nacional de Atención a Víctimas y la Comisión Ejecutiva de Atención y Reparación a Víctimas y Representación Social, así como organizaciones civiles como la Red de Eslabones por los Derechos Humanos, entre otras.

Guardando favorito...

Comentarios