En Santa María del Río el rebozo no es como lo pintan

En este pueblo potosino se elaboran las más finas prendas hechas de seda, de un tejido único en el mundo
Existen 10 diseños típicos. (Foto: Turismo San Luis Potosí)
Existen 10 diseños típicos. (Foto: Turismo San Luis Potosí)
11/12/2016
07:00
Samantha Michelle Guzmán
-A +A

En Santa María del Río, San Luis Potosí, el rebozo se toma muy en serio. Los orígenes de la prenda se remontan a la cultura otomí, previa a la llegada de los españoles. Fueron estos últimos quienes le dieron su nombre y forma actuales.

El rebozo tradicional de esta región es de seda, resistente, pero tan delgada como un cabello. Se confecciona a mano, en telar de cintura. El material se distingue por su peso tan ligero.

Existen 10 diseños típicos, como el “de bolita”. El de “caramelo” es muy complejo, ya que lleva siete colores obligatorios. Crear un rebozo tarda tres o cuatro semanas.

El precio de un rebozo de seda “de bolita” ronda los seis mil pesos, mientras que el de “artisela” (seda artificial) puede costar dos mil 200 pesos. En Santa María del Río está la Escuela del Rebozo (elrebozo.gob.mx), donde laboran 28 artesanos. Arturo Estrada es maestro. Ha expuesto su obra en países como Canadá, España, e Inglaterra.

Para vagar: en la ciudad de San Luis Potosí se ubica el Hotel Museo Palacio de San Agustín (hotelpalaciodesanagustín.com). Es una casona de arquitectura neoclásica que data del siglo XVII. Se hacen recorridos guiados en la propiedad. Cada suite tiene una decoración propia y ofrece amenidades de lujo y menú de almohadas.

A 10 minutos está el restaurante Cielo Tinto (cielotinto.com.mx). En su menú incluye platos típicos, como las enchiladas potosinas.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS