06 | DIC | 2019
De izquierda a derecha: Gianni Infantino, Ali Bin al Hussein, Salman Bin Ebrahim Al-Jalifa, Tokyo Sexwale (Especial)

Presidente de la FIFA deberá rendir cuentas

25/02/2016
00:23
Héctor Alfonso Morales
-A +A
El ente rector del balompié mundial estará vigilado por organizaciones externas que evitarán anomalías

[email protected]

Habrá ojos atentos que vigilarán al próximo presidente de la FIFA que se elegirá mañana en Zurich. Organizaciones como Transparencia Internacional [TI] y New FIFA Now estarán al pendiente de que el próximo mandamás del futbol internacional lleve a cabo las reformas necesarias para devolverle la credibilidad al organismo.

Cinco candidatos [Gianni Infantino, Ali Bin al Hussein, Jerome Champagne, Tokyo Sexwale y Salman Bin Ebrahim] contienden. El elegido por las 209 federaciones miembro estará bajo la lupa.

“Estamos tratando de trabajar con la FIFA para hacer recomendaciones claras para transparentar sus procesos, que sus asociaciones nacionales tengan y rindan informes financieros de una manera pública”, avisa Gareth Sweeney, jefe de la Iniciativa de la Corrupción en el Deporte de TI.

“Es posible que trabajemos juntos, hay mucho trabajo que hacer, tener la intención de ayudar a arreglar al ente. Tenemos que observar cómo va a trabajar el Consejo Independiente que se pretende crear para tener una mayor rendición de cuentas”, considera.

Damian Collins, miembro del Parlamento Británico y co fundador de la organización reformista New FIFA Now, señala que es un deber del próximo presidente transformar a la institución futbolística porque “pertenece a todos”.

“La FIFA no es un ente privado. Quienes lo dirigen, no son dueños del mismo, ni del deporte. Deben fungir como custodios en la organización del futbol, de quienes juegan y lo disfrutan”, advierte.

El diputado del Reino Unido incluso recomienda que se pensara en una persona ajena al mundo del balompié actual para comenzar con la limpieza que recupere la confianza de los aficionados.

“Alguien como Kofi Annan [ex secretario general de Naciones Unidas], sería una gran oportunidad, pero el organismo ha estado renuente a tener gente de fuera”, considera el parlamentario.

“La elección misma es una muestra, porque para ser candidato hay muchos candados para competir; tienes que ser de la familia del futbol. Debe haber un periodo de poner a alguien de afuera del futbol para que ponga la transparencia que extrañamos”, sugiere Collins.

“No será un rey”. Sea quien sea el elegido para encabezar a la FIFA enmedio de su peor crisis histórica por corrupción, Enrique Borja, ex presidente de la Federación Mexicana de Futbol, explica que “quien entre, no creo que le otorguen un poder absoluto como sucedía antes”.

Augura que “va a tener que realizar consensos en el terreno de gobierno, deportivo y comercial al momento de tomar decisiones”.

TEMAS RELACIONADOS

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios