Suscríbete

Ricardo Peláez aguanta de todo

El directivo americanista no cedió a las provocaciones de los aficionados en León

Especial
Universal Deportes 30/11/2015 00:15 Redacción México, DF Actualizada 00:15

Ricardo Peláez fue objeto de toda clase de insultos de parte de los aficionados del León en la vuelta de los cuartos de final. El sitio que se asigna a la directiva visitante estaba rodeado de afición local que espetó toda la clase de injurias al presidente deportivo del América y compañía. Cuando llegó el gol de Benedetto, la afición leonesa aventó de todo —líquidos de dudosa procedencia— hacia los americanistas, que eran protegidos por un grueso cristal y por la seguridad privada que hacía frente a los retos a golpes que muchos fanáticos hicieron al ex delantero. Pero Peláez ni se inmutó y todo el odio lo respondió con indiferencia y con una sonrisa maliciosa, muy discreta a la hora de que el árbitro finalizó el juego, decretando el pase de las Águilas a semifinales.

Pumas sufre en la playa

El viernes, los Pumas tenían planeado un entrenamiento en la playa del hotel de Veracruz donde se concentraron para el juego de ida. Además de recuperarse en lo físico, el cuerpo técnico auriazul pretendía que el equipo se recuperara en lo mental, gracias a la paz que tendría.

Todo salió mal. Algunos medios de comunicación se enteraron y acudieron para tomar imágenes. Además, un grupo de aficionados también llegó con la esperanza de algún autógrafo o instantánea.

El panorama no agradó a Guillermo Vázquez, quien solicitó a la seguridad del hotel despejar la zona. El problema es que le fue explicado que las playas del puerto son públicas, por lo que no tuvo de otra más que realizar la práctica ante mucha gente, sin la paz deseada.

De la Garza hace la graciosa huida

Ahora que el conflicto entre la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade) contra las federaciones y el Comité Olímpico Mexicano (COM) está tan de moda, se cuestionó a Bernardo de la Garza, ex titular de Conade, sobre su opinión al respecto. Pero el ex candidato presidencial prefirió no hablar y emprendió la graciosa huida en cuanto se le tocó el tema.

De la Garza, quien encabezó el organismo gubernamental de 2009 a 2012, comentó que no era el momento indicado para opinar sobre el asunto.

Lo que sí ha hecho el político es expresar su postura mediante su cuenta de Twitter, la cual, está claramente del lado de Alfredo Castillo.

Comentarios