X

"La Cautiva" conmueve al Cervantino

La obra, montada por la compañía peruana Teatro La plaza, revive el conflicto armado interno que padeció Perú en los años 80

La trama está situada en la ciudad de Ayacucho, Perú, en el año de 1984. FOTO: Adrián Hernández/EL UNIVERSAL.
Cultura 24/10/2015 14:21 Guanajuato Pablo Espíndola/Enviado Actualizada 19:49
Guardando favorito...

Una niña de 14 años recostada en una mesa suplica a un hombre que no la desvista, que no le baje los calzones, por piedad­ ­—le dice—. Lo que la niña ignora es que está muerta, que se encuentra en una morgue y que el hombre, enfrente de ella, tiene la tarea de limpiar su cuerpo para ser entregada a los soldados y estos la puedan violar.

De esto va La cautiva, obra de teatro del centro de formación peruano Teatro La plaza, fundado en 2003, que el día de ayer se presentó en el Teatro Principal en Guanajuato como parte de la programación del Festival Internacional Cervantino (FIC) 2015.

La trama está situada en la ciudad de Ayacucho, Perú, en el año de 1984. La cautiva, interpretada por Nidia Bermejo, representa a las miles de víctimas que por más de dos décadas dejó el conflicto armado interno en ese país. Tragedia que a más de 30 años sigue presente en la memoria de los peruanos.

En escena la pequeña niña narra cómo vio morir a su padre en manos de los soldados, cómo miles de hombres se lanzaron encima de su madre sin que ella pudiera hacer algo, y el momento en que un disparo directo al corazón le arrebató la vida, mató sus ilusiones y desencadenó un profundo miedo en ella.

El montaje navega entre la realidad y la fantasía. Entre la historia de la niña y la locura de un hombre que bien podría ser un psicópata, ya que está hablando con una muerta y es el único que la puede escuchar, que la puede salvar. En medio de la tragedia se crea una ilusión, la morgue se viste de fiesta en honor al cumpleaños número 15 de la cautiva, para que ella no sufra más.

La puesta en escena busca resaltar lo importante que debe ser la memoria para la construcción de una nación. No olvidar, tener presente aquellas situaciones que nos golpearon, pero de las que aprendimos a ser más fuertes.

La cautiva fue la obra ganadora del Festival Sala de Parto, proyecto que nació en 2013 con el fin de fomentar la creación de la dramaturgia peruana. El texto es de Luis Alberto León, la dirección de Chela de Ferreri y contó con las actuaciones de Nidia Bermejo, Alain Salinas, Carlos Victoria, Emilram Cossio, Jesús Tantaleán y Rodrigo Rodríguez.   

 

sc

Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios

El Universal

Las Indispensables

Termina tu día bien informado con las notas más relevantes con este newsletter

Al registrarme acepto los términos y condiciones