Suscríbete

Desconéctate del mundo virtual

Cada vez dependemos más de la tecnología, pero es sano aprender a desconectarnos de las redes sociales y a vivir la vida ‘en directo’. Atrévete a dejar tus gadgets en un cajón, por lo menos por unos días

Desconéctate mundo virtual DETOX DIGITAL
¿Qué tan importante es que estés siempre conectado? Mucho menos de lo que crees ¡despégate de tus dispositivos!
Techbit 17/01/2019 14:18 Carlos Tomasini Actualizada 14:18
Guardando favorito...

Aura López se dedica a hablar de temas relacionados con la tecnología desde hace más de una década en diferentes medios y a pesar de que está inmersa en ese ambiente, de vez en cuando trata de aplicar en su vida algo que pocos se atreven a hacer: desconectarse por un tiempo del mundo digital.

A este ejercicio se le conoce como detox digital, es decir, la desconexión temporal de dispositivos electrónicos y de la red, con el fin de generar conciencia del uso responsable de la tecnología.

El primero de los detox digitales que Aura se autoimpone periódicamente fue hace siete años, cuando el uso de herramientas como las redes sociales o hasta los mapas no era algo tan común. “Dejé mi teléfono en un cajón durante una semana y fue muy raro porque en esos días vi que yo no estaba en onda con lo que conversaban mis amigos, además de que, por ejemplo, me sentía insegura cuando manejaba, porque si se me ponchaba una llanta, no podría hablarle a nadie”, dice.

Hoy, desconectarse es cada vez más difícil, asegura, pero vale la pena hacerlo de vez en cuando. En un mundo donde el refrigerador, el foco o hasta el collar de un perro están conectados a la red, no es fácil iniciar un detox digital.

Crear una necesidad

“Las estrategias de mercado de las compañías que desarrollan los productos tecnológicos están hechas para promocionar su uso intensivo”, advierte Eulalio López García, miembro de Liberaddictus, una organización civil especializada en prevención y tratamiento de adicciones. Y por si fuera poco, “las aplicaciones tecnológicas actuales desarrollan un estímulo placentero en las personas, por lo que suelen sentir alguna gratificación al utilizarlas y, por esa razón, los individuos experimentan la necesidad de volver a ellas constantemente”, apunta.

Según López García, el exceso en el uso de la tecnología hoy solamente suele verse como una especie de mal hábito y no como algo que puede convertirse en un problema de salud.

Leonor Burgos, especialista en psiquiatría, menciona que el uso compulsivo de la tecnología puede ser imperceptible para muchas personas. “Por eso todos deben analizar qué tan necesaria es la tecnología para su vida diaria o su trabajo, además de identificar si usarla les afecta en otros aspectos personales”, destaca la también especialista del directorio de médicos y clínicas en México, Doctoralia.

El primer paso: querer hacerlo

Aura dice que decidió tomar estos detox digitales cuando descubrió que su contexto se estaba volviendo más pequeño.

“Todo lo que consumimos en internet es muy personalizado. El algoritmo de productos como Spotify, Netflix, Twitter o Instagram está adaptado a tu pequeño mundo y te da solamente lo que te gusta, y eso es como vivir en una burbuja, por lo que pierdes un poco de perspectiva de la realidad”, subraya.

Asimismo, Aura detectó que solía pasar entre tres y cuatro horas, en promedio, al día viendo Instagram; demasiado, si se considera que ese tiempo lo pudo ocupar en otras actividades.

“Hacer un detox digital es igual que una dieta: necesitas muchísima voluntad y eso es lo más difícil”, advierte.

Cada quién a su ritmo

Burgos dice que cada vez se observan más casos de personas que requieren disminuir su uso de la tecnología, pero también que no hay una solución general o una receta que funcione por igual para todos. “Cada quién debe identificar su punto me dio”, afirma.

Aura recomienda que los detox digitales que funcionan mejor son aquellos en los que damos pasos pequeños, en donde se establecen metas reales de acuerdo con nuestra forma de vida y de trabajo.

En realidad, en el mundo actual, todos necesitamos de algún nivel de detox digital para tener tiempo para reflexionar, observar, distinguir entre lo urgente y lo importante y conectar mejor con otras personas, ¿por qué no te planteas empezar hoy mismo?

Siete pasos básicos

Actualmente hay empresas, hoteles, spas y hasta clínicas que ofrecen diversos programas para desconectarse de la tecnología durante unas horas o hasta varios días, pero hacerlo en casa es más sencillo y, especialmente, más económico. Estas son algunas recomendaciones de los expertos consultados para tener un detox digital efectivo y que todos pueden realizar:

1. Marca tiempos: Establece cuánto tiempo quieres que dure y cuántas horas del día le dedicarás. Así, por ejemplo, puedes hacerlo primero de viernes a domingo y al siguiente mes durante una semana.

2. Establece metas: Responder a la pregunta “¿a qué quiero llegar?” es algo básico, como si deseas pasar menos tiempo en tus redes sociales, ver menos series de Netflix o jugar con tu consola solamente los sábados.

3. Aléjate de los dispositivos: Cómprate un despertador y saca el teléfono de tu recámara a la hora de dormir; haz algo parecido a la hora de la comida o la cena colocando tus dispositivos fuera de tu alcance. También desconecta tu consola de videojuegos, Apple TV y Chromecast, y guárdalos, para que solamente los saques durante los horarios que estableciste.

4. Regresa a los básicos: Lee libros o revistas en papel y escribe en un cuaderno las notas de las juntas de trabajo. Habla con tus amigos para ir al cine o para practicar algún deporte, como salir a correr por la mañana.

5. Bloquea las notificaciones: La mayoría de las apps de tu smartphone, laptop o tablet pueden esperar, como la actualización de un videojuego o la recomendación de una nueva serie. Así que accede al menú de tu sistema operativo y apágalas. Haz lo mismo con los grupos de Whatsapp que no son prioritarios.

Puedes aprovechar la función de tu celular que permite ahorrar energía y activa únicamente las llamadas telefónicas y algunas tareas básicas.

6. Avisa a tus contactos: Para que no te reclamen que los dejaste en visto, avisale a tus contactos que no estarás disponible o que tendrás poco acceso a tus redes, mensajes y correo electrónico durante los siguientes días.

7. Mide los resultados: Una vez que pase el plazo que te marcaste, revisa cuánto avanzaste y establece la próxima fecha para tu detox digital, mejorando las metas que quieras alcanzar.

¿Qué es el mindfulness?

Concentrarse en el presente (porque tener la mente en el pasado o el futuro puede generar pesar y enfermedad) es una de las premisas principales del Mindfulness.

Esta técnica, también conocida como “concentración plena”, se ha vuelto muy popular en los últimos años y está basada en la meditación budista, aunque se separa de cualquier relación con la religión.

En plena era del multitasking del siglo XXI, la idea principal del Mindfulness es que quien lo practique pueda vivir mejor “el aquí y ahora” a través del estado que se logra con la meditación y enfocarse en una sola actividad a la vez, como cuando lee, duerme, come, trabaja o se baña.

Sus objetivos

Como todas las actividades que se ponen de moda, se le suelen atribuir logros como bajar de peso o sanar enfermedades. Sin embargo, su función central es eliminar el estrés y ansiedad de la vida cotidiana y la falta de concentración, para que la mente y el cuerpo funcionen de manera adecuada y las personas generen conciencia de la realidad sin que se les escape algún detalle y puedan disfrutarla plenamente.

Para practicarla es necesario tener la mente abierta y estar dispuestos a hacer conciencia de la situación interna y externa que se vive con el fin de mejorarla mediante hábitos saludables, por lo que también requiere de estar abiertos a buscar soluciones creativas y escuchar otros puntos de vista.

Empresas como Nike o Google han puesto en práctica programas de esta actividad que integra conceptos occidentales con enseñanzas milenarias de la tradición budista, por lo que también se le suele relacionar con el éxito en los negocios y la alta dirección.

Dónde se aprende

En México existe una gran cantidad de lugares en los que se ofrecen desde cursos intensivos de unas cuantas horas o días hasta clases fijas en clubes deportivos, pasando por clases especiales en hoteles y spas, además de talleres relacionados.

La literatura que existe sobre el Mindfulness también es extensa y centrada en diferentes actividades, por lo que sus autores son desde monjes budistas hasta lifecoaches y empresarios exitosos.

Debido a esta amplia oferta, lo mejor es buscar la opción que se adapte a las necesidades de cada persona; además, claro, de su tiempo libre, presupuesto y objetivos que quiera alcanzar.

En lugares como el Centro Budista de la Ciudad de México (budismo.org.mx) se pueden encontrar diversas opciones a lo largo del año. (Carlos Tomasini)

TIPS

¿Cuánto tiempo pasas en ‘el Féis’?

Identificar el tiempo que pasas en Facebook o Instagram ya se puede medir y controlar:Accede desde la opción de configuración en el apartado “Tu Actividad” de Instagram, y “Tu Tiempo en Facebook” de Facebook.

Ahí también puedes establecer un recordatorio diario del tiempo que desees tener como límite. Aprovecha para silenciar las notificaciones, por ejemplo, durante las noches.

Haz cosas que antes no hacías Suple parte del tiempo que usabas para, por ejemplo, revisar tus redes sociales, con otras actividades como tomar una ducha cuando regreses a casa por la noche, haz un poco de ejercicio, ve a visitar a tu mamá, pasea a tu perro en el parque o prepara algo saludable de comer.

Seguramente descubrirás muchas otras cosas que te estabas perdiendo por dedicar demasiado tiempo a la tecnología.

México conectado ⅓ de los mexicanos están en línea más de la tercera parte del día.

7 horas diarias pasan en internet.

2.68 dispositivos usan para conectarse.

72.7 millones se conectaron a internet en 2018.
 

Guardando favorito...

Recomendamos

Comentarios