19 | DIC | 2018
INE recibe demanda por daño moral de 2 víctimas de acoso
Dos mujeres demandan del Instituto Nacional Electoral el pago de gastos médicos, tratamiento sicológico y resarcimiento del daño. Foto: ARCHIVO EL UNIVERSAL

Demandan a INE por ignorar acoso sexual

17/10/2018
03:32
Carina García
-A +A
Las afectadas reclaman 20.9 millones de pesos; Karla y Margarita presentan denuncia en PGR

[email protected]

El Instituto Nacional Electoral (INE) recibió una demanda por daño moral interpuesta por dos de las víctimas de acoso sexual de las que fue acusado el ex director del Secretariado del organismo, Jorge Lavoignet, quienes reclaman gastos médicos, tratamiento sicológico y resarcimiento.

Las víctimas, identificadas como Karla y Margarita, presentaron además una denuncia penal ante la Procuraduría General de la República (PGR) por los delitos de los que acusan al ex funcionario del INE, destituido el mes pasado.

El abogado Luis Hernández Moreno, quien lleva el caso, explicó que si bien se demanda por 20.9 millones de pesos, un monto alto, éste se fijó tomando en consideración la negligencia en que habría incurrido el INE, pues habría tenido conocimiento de una queja contra Lavoignet interpuesta por una tercera víctima desde 2009, sin que se haya actuado.

Eso provocó “que se siguieran repitiendo y generando más víctimas de acoso y hostigamiento sexual, de lo que pudiera desprenderse el delito de encubrimiento”, dice el texto de la demanda, en el que se presume que en el INE había “personas que se solazaban de contar con edecanes, con mujeres a quienes veían de forma lasciva”.

Es, indicó Hernández Moreno, “una suma fuerte, pero está calculada con base en una sentencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, que establece que para fijar una sanción hay que tomar en cuenta elementos objetivos, y lo es el presupuesto que se destina al área que debería estar dedicada a frenar estas situaciones, no a compilar estadísticas ni a subcontratar a terceros lo que le toca hacer: políticas para erradicar ese problema en el INE”.

Aseguró que esa área es la Unidad Técnica de Igualdad de Género y No Discriminación, misma que este año ejerce 20.9 millones de pesos.

EL UNIVERSAL ha documentado el caso de Lavoignet y su cese en septiembre pasado —por el que promovió un recurso de inconformidad que está en análisis— tras acreditarse, de acuerdo con el INE, que incurrió en acoso sexual y hostigamiento laboral, conclusión a la que se arribó, entre otros elementos, con un estudio sobre el clima laboral realizado en el área del Secretariado del INE.

Éste concluyó la existencia de temor interno a represalias si se habla, y “conductas cotidianas como bromas con contenido sexual, ademanes, gestos, insinuaciones, tocamientos, miradas lascivas, piropos, todo dentro de un marco de normalidad cultural y laboral”.

“El estudio ni siquiera lo hizo el área especializada del INE y concluyó clima adverso e indicios de acoso laboral y sexual, principalmente para las mujeres, eso habla de que alguien está fallando”, dijo Hernández Moreno.

“Sí se actúa”. En entrevista, la titular de esa unidad, Mónica Maccise, afirmó que el INE actúa con diligencia e investiga todos los casos si hay denuncia y pruebas.

Expuso que desde la creación del protocolo para prevenir, atender y sancionar el hostigamiento y acoso sexual o laboral en el INE, éste ha sido empleado como “pretexto” para acusar otro tipo de situaciones, y “del total de las quejas que se han presentado desde que existe el protocolo en 2014, sólo 2% se formalizan”.

Rechazó que exista actitud indolente, y ofreció cifras sobre el tema, ante la incongruencia en los datos que las diferentes áreas del INE reportan en respuesta a diversas solicitudes de información.

“Me gustaría aclarar el caso, porque en muchas de tus notas está, el protocolo ha sido como una buena ventana para ventilar los problemas laborales que existen en las instituciones. En todas hay conflictos laborales, cargas de trabajo, falta de comunicación entre los jefes y los subordinados, falta de coordinación entre compañeros, entonces, el protocolo se ha vuelto el pretexto para ventilar ese tipo de cosas”, declaró, pero al final pocas denuncias se formalizan.

Maccise explicó que fue la Fiscalía Especial para los Delitos de Violencia Contra las Mujeres y Trata de Personas (Fevimtra) la que realizó el peritaje y acreditó el daño sicológico de Karla, pues así lo decidió el área jurídica del INE.

El estudio de clima laboral lo realizaron expertas de la UNAM, “con la idea de que haya especialistas, con experiencia y que vienen a ver el área de forma más neutral”.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios