¿Quiénes son el 30% de la pirámide?

37 millones de mexicanos están en ese rango dentro del sector acomodado

¿Quiénes son el 30% de la pirámide?
Para que un hogar sea considerado de clase media, debe gastar casi 4 mil 400 pesos al trimestre en comida y tener un crédito hipotecario. Foto: ARCHIVO EL UNIVERSAL
Nación 26/04/2020 01:26 Elsa Hernández Rodríguez Actualizada 03:02

¿Quiénes conforman el 30% de la población de la que habla el Ejecutivo? El presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer que —como base de su reactivación económica del país— protegerá “directamente” a 70% de los hogares mexicanos, mientras que el otro 30%, anunció ayer, se verá beneficiada directa o indirectamente como resultado de las obras de infraestructura, del no aumento de impuestos y del tratado comercial con Estados Unidos y Canadá.

Con base en la última Encuesta Nacional de los Hogares (ENH- 2017), proporcionada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en México existen alrededor de 34 millones 67 mil 895 hogar es, lo que representa 123 millones 569 mil 401 mexicanos (último trimestre de 2019, 126 millones 371 mil 258 de mexicanos), es decir, quedan dentro de 30%, con mayores ingresos, 10 millones 220 mil 368 hogares, lo que significa que al menos 37 millones 815 mil 363 mexicanos no tendrían un beneficio directo por parte del gobierno federal, pero sí por medio de las acciones dirigidas a ese sector.

Para López Obrador, alrededor de 38 millones de mexicanos pertenecen a la “clase media alta y grandes corporaciones”, palabras emitidas ayer en un mensaje difundido en sus redes sociales a la población.

Las clases sociales se miden por criterios económicos y sociológicos. Una persona o familia que forme parte de la clase baja no es en sentido estricto pobre, ya que estar por debajo del umbral normativo de ingresos no es el único requerimiento, sino también el no poder acceder a bienes y servicios públicos que le impidan desarrollar sus capacidades.

Según el Inegi, para que un hogar sea considerado clase media debe tener computadora, gastar alrededor de 4 mil 400 pesos al trimestre en alimentos y bebidas fuera del hogar, tener algún crédito para acceder a una vivienda; uno de sus integrantes estar dentro del mercado laboral formal, en particular en el sector privado. El hogar debe estar conformado al menos por cuatro personas y encabezarlo alguien con educación media superior con estado civil casado y que sus hijos asistan a escuela pública.

De acuerdo con un estudio realizado por el Banco Mundial (BM), para ser parte de la clase media en México se debe vivir con un ingreso por persona de entre 10 y 50 dólares al día (entre 248 y mil 243 pesos al cambio actual).

Según la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo a finales de 2019, hay 55 millones 683 mil 450 de población ocupada (aquellos hombres y mujeres de 12 y más años que durante la semana de referencia trabajaron al menos una hora o un día, o mantienen un vínculo formal con su empleo en cuatro semanas o menos para producir bienes y servicios a cambio de una remuneración monetaria o en especie).

Estos más de 55 millones de personas mantienen a los 126 millones 371 mil 258 mexicanos, si piramidalmente ponemos a estas personas que reciben un ingreso, con base en el Inegi, 70% gana menos de 11 mil 89 pesos mensuales, por ende, el otro 30% más de esa cantidad; por tanto, si alguien gana más de 2 salarios mínimos, según el criterio 70/30 del gobierno federal, es considerado “clase media alta”.

Es importante mencionar que las dos medidas que el Presidente enfatizó se entregarán a esta población vulnerable (70%) será 3 millones de créditos y 2 millones de empleos; sin embargo, este sector de la población representa actualmente alrededor de 24 millones de hogares, es decir, unos 90 millones de mexicanos, lo cual implicaría que el apoyo directo, de concretarse, beneficiaría a 12.5% de hogares pobres y a 8.3% de familias con empleo.

Comentarios