17 | FEB | 2019
Luis María Aguilar, presidente de la SCJN; el presidente Enrique Peña Nieto, y Luis Maldonado Venegas, durante la entrega del reconocimiento Ignacio Ramírez, El Nigromante, al jefe del Ejecutivo, en el marco del Día del Abogado. Foto: PRESIDENCIA

EPN: reformas, sin sello personal ni partidista

13/07/2018
02:53
Francisco Reséndiz
-A +A
Su único fin es el bienestar colectivo, asegura el Presidente; ofrece garantías y respaldo en transición al nuevo gobierno federal

[email protected]

El presidente Enrique Peña Nieto sostuvo que el paquete de reformas en materias política, económica y social que fueron impulsadas durante su administración “no tienen sello personal ni color partidista. Su único fin es el bienestar colectivo”.

Al encabezar en Los Pinos la ceremonia oficial por el Día del Abogado, advirtió que desde el fin de la Revolución cada gobierno ha edificado sobre los logros de sus antecesores y ha corregido el rumbo cuando ha sido necesario. “En esta administración tuvimos claro que el desarrollo de México no parte de cero cada seis años, pero que también era necesario llevar a cabo ajustes que habían sido pospuestos durante décadas”.

Afirmó que la historia de México es una evolución permanente hacia un país de leyes e instituciones; que en la Independencia la ley significó soberanía; en la Reforma, libertad, y en la Revolución, justicia social, y que hoy la ley es factor de certidumbre y estabilidad del régimen democrático.

“El orden constitucional es lo más grande que hemos construido como nación y está más allá de cualquier coyuntura. En todo momento, nuestro deber consiste en asegurar su validez, su vigencia y su aplicación. Los guardianes del orden constitucional de nuestro país somos todos los mexicanos”, aseveró.

Reconoció a las fuerzas que, dijo, con visión de Estado antepusieron el interés de México al partidista.

Aseveró que, a diferencia de otros momentos de la vida nacional, hoy estos cambios son producto de una democracia madura, en donde cada reforma fue resultado de un proceso donde participaron los tres poderes y los tres órdenes de gobierno, pero también la sociedad.

Dijo que desde su nacimiento como país independiente cada etapa de cambio en México ha estado acompañada de una profunda transformación legal, con la que se ha dado rumbo y contenido a los más altos anhelos de la sociedad mexicana.

Indicó que hoy con la participación de miles de mexicanos se logró concretar los cambios de fondo más importantes. Dijo que se trata de modificaciones que fortalecen el régimen institucional, permiten acelerar el crecimiento económico y amplían los derechos de las personas.

En esta etapa innumerables abogados han estado detrás de las transformaciones en materia de justicia cotidiana, juicios orales y el Código Penal Único, que también han sido ellos los arquitectos en materia de derechos humanos y amparo, y en la edificación de una nueva relación entre el gobierno y la ciudadanía.

Tranquilidad en elecciones. Tras recibir el reconocimiento del ministro presidente de la Suprema Corte, Luis María Aguilar Morales, y del secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete, por su papel en el pasado proceso electoral, el presidente Peña afirmó que se actuó con estricto apego a la legalidad para garantizar tranquilidad en los comicios.

“Y a esta etapa ya corresponde al gobierno de la República, primero, como lo hicimos desde el primer momento, reconocer el resultado de esa elección; apoyar y respaldar a las autoridades autónomas electorales.

“Y ofrecer garantías, respaldo y apoyo para que, de aquí a que asuman sus responsabilidades, prevalezca el orden, una transición ordenada, pacífica, eficiente; se brinden las condiciones de seguridad para quienes habrán de asumir sus responsabilidades y, con ello, México se acredite ante sí mismo y el mundo entero que es un país democrático, que vive sus procesos en este clima de festividad cívica y que es absolutamente respetuoso de los mismos”, dijo.

El secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, afirmó que la gobernabilidad democrática es un asunto que compete a todos los mexicanos, que a los gobiernos y poderes públicos corresponde aplicar y hacer valer la gobernabilidad.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios