"No vayas al Seguro, te apoyo sin cobrarte": enfermero a ancianos

Enfermero visita y asiste a adultos mayores en sus casas; el servicio a domicilio es para no saturar los hospitales, dice Noé

"No vayas al Seguro, te apoyo sin cobrarte": enfermero a ancianos
Noé Cortés empezó a ofrecer servicos como inyecciones, administración de suero, cambio de sonda o toma de presión arterial a sus vecinos, pero también ha asistido a personas que viven lejos de su comunidad. Foto: ESPECIALES
Nación 18/04/2020 03:11 Juan Carlos Cortés Actualizada 14:37

Por contingencia sanitaria, Noé Cortés Solís, un enfermero de Mérida, Yucatán, acude de manera gratuita al domicilio de adultos mayores que necesitan servicios médicos para que no se expongan al Covid-19.

Fue por medio de sus redes sociales que se le ocurrió ofrecer este servicio gratuito. En su publicación en Facebook se lee:

“Si vives por la colonia Sambula, Nueva Sambula, y necesitas una inyección, canalización (administración de suero), cambio de sonda nasogástrica, de sonda foley, toma de presión arterial o glucosa contáctame y con gusto te apoyo sin cobrarte un peso. No vayas al Seguro Social a saturar los servicios que en estos momentos son muy importantes y los necesitamos para verdaderas urgencias”.

Según Noé, este apoyo lo ofrece por las indicaciones que les dieron ante la contingencia: no salir de casa y no asistir a lugares públicos: “Tomé la iniciativa para apoyar a mis vecinos y para que no salgan de sus casas. Trabajé 10 años en Urgencias y me di cuenta que muchas personas asistían por cosas que no eran tan urgentes, así que creo es una forma de ayudar en estos momentos”.

Puedes leer: Ancianos se defienden solos del virus

Desde el día de la publicación, lleva al menos cuarenta visitas a personas que necesitan sus servicios. Esta labor la realiza alternándola con su trabajo en el Hospital General 12, Benito Juárez García, en Mérida.

El hombre no sólo ayuda de esa manera a su comunidad, ya que entre él y su hermana tienen dos albergues para adultos mayores. Casa de Descanso de los Abuelos es el nombre del que atiende Noé, en Mérida.

Los albergues fueron heredados por su madre, así que desde hace 16 años él y su hermana ayudan a personas de la tercera edad en situación de abandono o con problemas de alcoholismo.

Dice que esta actividad lo hace sentir bien; sin embargo, ofrecer sus servicios gratuitos fue distinto: “Ayudábamos a gente en el albergue, pero hacer esto es diferente, fue un cambio total. Dios me ha permitido mejorar el trabajo y hacerlo con causa. Si todos lo hiciéramos, nos iría mejor”.

Lee también: Recomendaciones para adultos mayores ante coronavirus

Desde que publicó su mensaje, muchas personas le han hablado para que los ayude con diversos servicios de enfermería.

“Hice la publicación para apoyar a mis vecinos; sin embargo (...) he llegado a zonas bastante lejanas, pero no importa, es gente que necesita ayuda y lo hago con mucho entusiasmo”, comenta.

Relata que hay ocasiones en las que no puede ir inmediatamente, ya que entre sus labores en el IMSS y el cuidado de los ancianos tiene que agendar las visitas a los pacientes, situación que ha mermado el tiempo con su familia.

“Tengo que cubrir mi horario en mi trabajo, después me voy a atender a los abuelitos, por eso cuando solicitan mis servicios les menciono que tengo que agendar la visita por el poco tiempo que tengo. Incluso en estos días veo solamente dos veces a la semana a mi esposa e hijos, ellos me entienden, saben que ahora es momento de apoyar a la comunidad”, destaca.

Te puede interesar: Encuentran 17 cuerpos "apilados" en hogar de ancianos afectado por Covid-19

Por esta labor, Noé ha recibido muchas muestras de apoyo: “Varias personas me escriben mensajes diciendo que no tienen dinero, pero que comprarán algunos cubrebocas para que pueda seguir haciendo mi trabajo”.

coronavirus_mexico_eluniversal__0.jpg
Por su labor, a Noé algunas personas le obsequian cubrebocas u otros artículos para que pueda continuar con su trabajo.
 

Pide respeto al sector Salud

Sobre los actos de violencia y discriminación hacia el personal de salud, Noé pide respeto por la labor que realizan todas las personas dedicadas a este rubro.

“Nos da mucha tristeza, sin afán de hacer un escándalo más grande o hacernos los mártires, que mientras estamos tratando de dar el extra por todas las personas que nos necesitan, otras nos agredan. Aquí a una compañera le tiraron café en su uniforme y a otra la bajaron del Uber al saber que era enfermera.

“No entiendo que no valoren nuestro trabajo. Tal vez piensan que la gente que trabaja en el Seguro Social gana muy bien, [pero eso] no es verdad, la salubridad en México está muy mal pagada.

También lee: Por coronavirus, población vulnerable podrá ausentarse del trabajo con goce de sueldo

“Sin embargo, aquí no se trata de cuánto ganas, cuando alguien estudia para enfermero te preguntan cuánto estás dispuesto a dar por la carrera y la gente que ayudarás”, dice.

Y añade: “Sólo pido que no nos maltraten, no necesitamos que nos regalen nada, sólo pedimos que nos respeten por lo que somos y hacemos. La gente no se puede imaginar lo que pasa un enfermero que después de estar todo el día en el área de pacientes con coronavirus termina su turno y, con el miedo de algún contagio, ver a su familia. Nosotros también tenemos hijos, padres o abuelos”.

Ante la difícil situación que se está viviendo, sólo pide una cosa a las personas: “La indicación es la misma, quédate en casa, ya habrá tiempo para salir, divertirse, para hacer lo que hacíamos antes. Dios nos va a regresar si perdimos algo, lo que no nos va a poder regresar es un hijo, un tío, un abuelo, un padre, eso no lo vamos a poder regresar con nada”.

Temas Relacionados
Covid-19 coronavirus

Comentarios