José fue al centro comercial no a comprar, sino a buscar empleo

Metrópoli 12/07/2020 02:56 Actualizada 03:00

La reapertura de negocios representa una oportunidad de volver a encontrar trabajo. Es el caso de José quien acudió a una plaza al poniente de la Ciudad de México, no en busca de ropa o zapatos como la mayoría de las personas, sino por la oportunidad de un empleo formal. A mediados de mayo, y debido a pandemia causada por el Covid-19, se quedó sin trabajo, ha pasado un mes difícil en el que, comenta, ha tenido que hacer de todo para llevar un poco de dinero a casa.

“La situación se puso fea trabajaba como mesero en Polanco, pero me despidieron y mis gastos siguen, por lo pronto hago de todo, hasta mandados, ahorita vine a ver si hay un trabajo estable para darle de comer a mi familia y ponerme al corriente con los gastos porque ya debo mucho”, indica.

El centro comercial, a medio día lucía casi vacío de este sábado, no rebasaba ni el 20% de su capacidad, tenía la mayor parte de sus locales abiertos, pero después de las 14:00 hrs. el panorama cambió: en la entrada principal había una larga fila, y tiendas de ropa y zapatos al interior, también contaban con personas esperando afuera para poder comprar.

“Estamos felices porque ya pudimos trabajar, como pueden ver tratamos de tener medidas para que todos se sientan seguros, como son tapetes sanitizantes. gel antibacterial y les tomamos la temperatura antes de entrar, además tenemos que evitar que haya muchas personas adentro de los establecimientos”, dice una de las personas que atendían en una zapatería, que portaba cubrebocas, careta y guantes, y que prefirió mantener su identidad en el anonimato.

Poco después de la una de la tarde, el centro comercial se abarrotó de familias hasta con tres hijos, pero en su mayoría jóvenes.

César, con cuatro pares de tenis, espera sus alimentos en el área de comida, dice que alguno de sus conocidos le avisó que había rebajas en casi todas las tiendas y no podía dejar pasar la oportunidad de comprarse más zapatos, pero tomando las medidas que él consideró necesarias: aportar cubrebocas.

Al recorrer los pasillos, en casi todas las tiendas había letreros que anunciaban rebajas de hasta el 70%, la mayoría de los asistentes portaban cubrebocas ya que, si no lo hacían, en la entrada les indicaban que no podían acceder, el área de cines fue la única que se encontraba completamente cerrada, pero pudo verse a quienes buscaban encontrar un poco de diversión.

Una pareja, quienes prefirieron no dar su nombre señalaron que  con la reapertura esperaron encontrar loabierto, pero se llevaron una sorpresa porque estaba cerrado. Recordaron que después de dos mes de confinamiento ya era justo que abrieran, no solo para entretenimiento personal, sino para reactivar la economía del país.

"Hay muchas personas que dependen de esta plaza y que lamentablemente eran despedidos porque estaba todo cerrado, me da gusto que implementen las medidas necesarias y que se intente abrir de nuevo”, reprochó.

Temas Relacionados
desempleo cdmx Centro Histórico

Comentarios