En Santa Rosa Xochiac evitan salir de casa

En Álvaro Obregón, las personas se cubren hasta con tres capas de ropa (ARIEL OJEDA. EL UNIVERSAL)
01/02/2018
01:07
Andrea Ahedo
-A +A

[email protected]

Cuando hay temperaturas de cuatro grados bajo cero, la gente del poblado Santa Rosa Xochiac, ubicado en la delegación Álvaro Obregón, se encierra en sus casas después de las seis de la tarde. A esa hora, cuando los rayos del sol ya no pegan directo en sus viviendas, beben café y se envuelven en cobijas a mirar el televisor. Sólo cerca de 40 personas, comen sopa y bebidas calientes que les llevan empleados de la delegación hasta la plazuela Hidalgo. 

Este miércoles los niños no tuvieron clases, fueron suspendidas por el intenso frío que amenazaba con golpear este poblado, cercano al Desierto de Los Leones.

“Siempre ha sido así”, dicen los ancianos mientras hacen ejercicio para entrar en calor. Los que llevan más de cincuenta años en este lugar saben que de noviembre a febrero deben vestir más de dos capas de ropa y salir pocas veces de casa.

En la calle, con sus pijamas y un par de suéteres los hermanos Bryan, de seis años, y Donovan, de 10, rodaron sus bicicletas en la plaza para acompañar a su mamá por un nuevo ropón para el Niño Dios. Están felices por no ir a la primaria; prefieren quedarse en casa a estudiar que ir a la escuela por el frío.

“El frío como que cala los huesos; hoy nos levantamos tarde, vamos al mercado. Y al rato nos encerramos en la casa porque es cuando hace más frío”, dice María del Carmen.

Otros niños del poblado ayudan a sus papás en las compras del día, otros en puestos ambulantes, algunos más atienden las tiendas.

María del Carmen Salinas cuenta que en la temporada de invierno es común comer alimentos caldosos; resalta que por la noche, la cabeza y los pies le duelen por las bajas temperaturas, lo único que le funciona es hacer ejercicio en casa.

Las mujeres que venden comida en la calle se sientan y se abrazan a sus ropas y abrigos, como la señora María de Jesús Navarro, quien ofrece jugo de naranja y otras garnachas. El frío más intenso fue hace tres días, cuando hasta cayó granizo.

“Ayer se sintió mucho frío ahora no tanto pero no se ha querido componer... Las partes más afectadas son los límites, donde cayó aguanieve ”.

Mantente al día con el boletín de El Universal