¿El robo del siglo? Así fue el asalto a la tienda de Casa de Moneda de México

Metrópoli 07/08/2019 09:47 Redacción Ciudad de México Actualizada 13:05
Guardando favorito...

A pesar de la magnitud del robo, transeúntes y comerciantes de esta emblemática avenida capitalina dijeron no haberse percatado de los hechos hasta la llegada de la Policía

Un grupo de hombres armados ingresó la mañana el martes a la Casa de Moneda en la Ciudad de México y robó un millonario botín de la bóveda.

Tres delincuentes desarmaron a los guardias de seguridad y fueron directo a la bóveda, la cual estaba abierta.

“Uno de los individuos fue guiado, a través del sistema manos libres, hacia la bóveda, que casualmente estaba abierta”, comentó el abogado penalista Gabriel Regino

Afuera, sobre Paseo de la Reforma, los esperaban dos cómplices y escaparon en un vehículo rumbo a la zona poniente de la Ciudad.

El atraco se perpetró sin realizar un solo disparo, por lo que no hubo heridos.

“Esa tienda de la Casa de Moneda, había sido asaltada hace un par de años con el método del mazo, lo que demuestra que la colaboración interna fue determinante”, indicó el abogado penalista en entrevista con Luis Cárdenas, en MVS. 

En 10 minutos, los tres presuntos asaltantes ingresaron al edificio de la Casa de Moneda, ubicada en Paseo de la Reforma 297, y se robaron mil 567 centenarios, con un valor estimado de 50 millones de pesos, así como relojes de colección con valor indeterminado.

Según los primeros peritajes obtenidos por la Fiscalía General de la República, los delincuentes ingresaron alrededor de las 9:30 horas y a las 9:40 salieron con el botín en las manos.

En imágenes de las cámaras de vigilancia se ve cómo uno de los atracadores somete al guardia de seguridad con un arma de fuego.

El segundo entra y amaga a dos hombres y tres mujeres, empleados del lugar.

Un tercer participante se dirige directamente a una de las bóvedas para robarse las monedas de oro y los relojes. Afuera, una cuarta persona vigilaba y otra espera en un auto.
Todos operaron con precisión y sin mostrar nervios.
 

Las autoridades no descartan que el golpe se haya planeado desde dentro del edificio, perteneciente a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Los delincuentes sabían que sólo había un guardia de seguridad y conocían a detalle el lugar, pues inmediatamente se dirigieron a una de las bóvedas donde estaban las monedas de oro.

Las monedas de oro de 50 pesos fueron acuñadas por primera vez en México en 1921 para conmemorar el primer centenario de la Independencia. Actualmente son comerciadas por inversionistas de acuerdo a las fluctuaciones en el mercado.

Será fundamental seguirle el rastro a los centenario, mencionó Regino.

Los centenarios, expuso, no son moneda de uso común, se utilizan más como sistema de ahorro, para coleccionistas o para tener dinero invertido. "Estas monedas no tienen una marca, pero en el mercado negro, seguramente en unas semanas o en unos meses, se van a poner a la venta".

El caso fue atraído por la Fiscalía General de la República (FGR), dependencia que puso bajo custodia a ocho empleados.

Dos de estos empleados asegurados habían salido juntos a desayunar, lo que a la hora en que ocurrió el atraco no está permitido.

Otros dos, encargados de la bóveda de alta seguridad donde estaban los centenarios y que dejaron abierta.

Y otros cuatro dependientes que nunca alertaron del robo, sino hasta que los delincuentes ya se habían retirado del lugar.

De acuerdo con las imágenes obtenidas, los sospechosos son jóvenes de entre 25 y 30 años.

Uno de ellos vestía de manera formal, con corbata y suéter de color gris, mientras que el otro usaba suéter blanco.

El tercer implicado tenía camiseta oscura, chamarra tipo camuflaje y gorra beisbolera negra.
 

Tres empleados de la Casa de Moneda de México, incluido el guardia de seguridad, fueron interrogados para esclarecer el multimillonario robo.

También fue llevado a declarar ante la Procuraduría capitalina el guardia de seguridad, quien fue desposeído del arma por los atracadores.

A pesar de la magnitud del robo, transeúntes y comerciantes de esta emblemática avenida capitalina dijeron no haberse percatado de los hechos hasta la llegada de la Policía.

A lo largo de la mañana, fueron llegando investigadores de la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México y agentes de la Policía Federal.

Dos horas después del asalto en esta institución, se registró un ataque armado en el vestíbulo de un edificio de oficinas ubicado a tan solo 350 metros de la Casa de Moneda de México.

Una discusión entre dos hombres derivó en disparos que hirieron a uno de los dos sujetos, aunque las autoridades no han confirmado si existe relación con los hechos del organismo monetario.

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo esta mañana que la Fiscalía General de la República atraerá el caso del robo.

En su conferencia de prensa en Palacio Nacional, explicó que el robo fue en una de las casas que venden monedas, y explicó que se tienen elementos de prueba de lo que realmente sucedió, por lo que se deben esperar los resultados de las indagatorias.

Al ser cuestionado sobre la presunta participación de exelementos de la policía en este ilícito, dijo: “no lo puedo decir yo”, y pidió esperar los resultados.

 

Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios