X

Viviste engañado, esto es lo que debes evitar para la resaca

Remedios caseros como un buen plato de pancita, birria o café con azúcar han estado entre las "curas" más populares para aliviar la resaca, pero ¿realmente funcionan?, ¿qué se puede hacer para evitarla? Aquí te damos algunas recomendaciones

resaca
La resaca es una de las consecuencias del consumo excesivo del alcohol / Foto: Pixabay
Menú 10/05/2022 14:52 Julián Vásquez Actualizada 15:05
Guardando favorito...

Despertar con cruda o resaca es una de las peores sensaciones que alguien puede tener después de haber bebido demasiado alcohol; la sensación de cansancio, debilidad, mareo, dolor de cabeza, sensibilidad a la luz e irritabilidad en general, hacen que más de una persona no quiera tomar nunca más, y no los culpamos.

Por décadas (o tal vez más tiempo), se han propagado de boca en boca diversos remedios para “curar” estos síntomas; sin embargo, muchos de estos son simples mitos, o no los entendemos del todo bien, así que en Menú preparamos te explicacamos qué es exactamente la resaca, por qué se manifiesta y cómo podría evitarse, ¡salud!
 

¿Qué es la cruda?

Aunque la conocemos como resaca o cruda, el término médico correcto es “veisalgia”, y no es más que una serie de síntomas que se manifiestan a consecuencia del consumo excesivo de alcohol.

De manera más específica, "la resaca es una intoxicación etílica donde el cuerpo sufre daños e inflamaciones", asegura al portal UNAM Global, la académica Nayeli Ortíz Olvera de la Facultad de Medicina de la UNAM.

Que alguien tenga mucha o poca resaca depende de la cantidad de gramos de alcohol que se ingiera y de características biológicas y físicas como la altura, peso y padecimientos médicos como obesidad, desnutrición o diabetes. La académica agrega que todos pueden tener cruda, no importando si se es bebedor constante o no, lo único que varía es el grado de malestar.
 
 

¿Por qué ocurre la resaca?

 Es obvio decir que la cruda se da por beber alcohol de manera excesiva, pero la académica Ortíz explica con mayor exactitud que el organismo digiere esta bebida por medio de la enzima “deshidrogenasa-alcohólica-gástrica”; convirtiendo al alcohol en “acetaldehído”, que llega a la sangre y este es el causante de todos los malestares.
 
El acetaldehído está presente en todas las bebidas con alcohol, así que ni el mojito más suave se salva. Llega al sistema nervioso central (dilatando los vasos del cerebro), y es el responsable de que muchas personas se sonrojen al tomar y de que el cerebro se inflame, ocasionando el característico dolor de cabeza.

El National Institute on Alcohol Abuse and Alcoholism indica que el exceso de alcohol también causa sueño pero de manera pausada, dando la sensación de cansancio; al igual que inflamación del cuerpo y órganos como el hígado (órgano encargado de procesar el acetaldehído a la sangre) y abstinencia (lo que explica por qué aunque se tenga cruda, existe la necesidad de seguir tomando).

Otro de los síntomas insignia de la cruda son las náuseas y vómitos generados por el alcohol que está en el estómago; lo que provoca que se produzca irritación y más ácidos de lo normal en esa zona.
 

resaca-1.jpg
(Foto: Pixabay)

Leer también: Qué tipo de chocolates debes comer para ser más feliz.


¿Cuánto puede llegar a durar la cruda?

Todo depende de la cantidad de alcohol que se haya tomado. El  National Institute on Alcohol Abuse and Alcoholism menciona que los síntomas pueden durar entre 24 horas o más, dependiendo del alcohol en la sangre, y si bien no es peligrosa en sí, la inhibición de toma de decisiones y coordinación podría crear accidentes fatales, así que lo mejor es descansar, si se presenta resaca.
 

La cruda no se cura exactamente con una pancita picante o chilaquiles 

Si bien hemos escuchado o hasta intentado curar la resaca con ciertas recetas o hábitos, lo cierto es que no hay una “cura” milagrosa. El hecho de que un buen consomé, agua de limón o leche nos haga sentir mejor después de estar crudo, no es cosa de magia, sino que ayudan a rehidratar el cuerpo o mitigar la inflamación en el estómago; dependiendo de cómo se encuentre el organismo, se recuperará más o menos rápido.

Una de las maneras de “curarse la cruda” más famosa en el país es a base de consomés o caldos calientitos. Este método ayuda, pero no por el hecho de que estén calientes, sino que los líquidos del plato de la pancita, birria o cualquier otro consomé ayudan a rehidratar el organismo, principalmente por su alto contenido en sodio, según una investigación del Journal of Applied Psychology.

De hecho, un caldo caliente realmente no aporta nada a la resaca, al contrario, como lo menciona la institución Mayo Clinic, el alcohol aumenta la producción de ácido en el estómago y lo irrita, si consumimos comida caliente, es probable que el estómago se inflame más de lo que ya estaba.
 

 

Evita esto si no quieres resaca

- Comer mal (o poco) antes de beber: Comer bien y en cantidades suficientes antes de beber alcohol es clave para atenuar la cruda. Una buena comida ayuda a mantener niveles constantes de azúcar en la sangre: Un estudio del Journal of Clinical Medicine arroja que mantener niveles adecuados de azúcar en la sangre podría mitigar la saturación alcohol en la sangre.

Por otro lado, la Universidad de Oxford sugiere consumir alimentos como huevos, yogur o avena, ya que contienen un aminoácido llamado L-cisteína, beneficioso para la salud.
 
- Si no te hidratas, la cruda pegará más: Como lo vimos, beber alcohol causa deshidratación. Aumentar la ingesta de agua puede aliviar algunos síntomas de la resaca, o incluso prevenirlos por completo.
 
Si no quieres cruda, un buen tip sería tomar una vaso de agua o de electrolitos entre copas.
 
- Dormir mal: Un estudio del Korean Journal of Familiar Medicine asegura que el alcohol puede causar trastornos del sueño y puede estar asociado con una disminución de la calidad y duración del sueño para algunas personas.  Lo ideal sería dormir de 7 a 8 horas y tener un buen descanso antes de “enfiestarse”, para evitar ese insomnio tan molesto.
 
- Evita las bebidas con congéneres: Los congéneres son químicos tóxicos derivados de la fermentación del etanol, que está presente en el alcohol. Bebidas como el whisky tienen una alta concentración en congéneres, mientras que otras como el vodka, no poseen altas cantidades. Elegir bebidas bajas en congéneres podría ayudar a acelerar el metabolismo del alcohol, haciendo que la cruda se alivie más rápido.
 
- No mezcles medicina o drogas con alcohol: La académica Nayeli Ortíz Olvera de la UNAM menciona que mezclar medicamentos con alcohol puede acelerar la intoxicación etílica.
 
Si bien medicamentos como el ibuprofeno o paracetamol alivian las molestias del sistema inflamatorio e inmunológico en la resaca, no la previenen.
 
Finalmente, la única forma (y la más eficaz) de evitar la resaca, es no tomando alcohol en exceso. Es importante que como bebedor conozcas tus límites, ya que de no hacerlo, la resaca se verá como un juego de niños comparado a la cirrosis y el cáncer de hígado.
 
Leer también: La cerveza mexicana triunfa en la World Beer Cup.

Recibe todos los viernes Hello Weekend, nuestro newsletter con lo último en gastronomía, viajes, tecnología, autos, moda y belleza. Suscríbete aquí: https://www.eluniversal.com.mx/newsletters.
 

Temas Relacionados
resaca cruda
Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios

El Universal

Las Indispensables

Termina tu día bien informado con las notas más relevantes con este newsletter

Al registrarme acepto los términos y condiciones