Se alistan para final de concurso de oratoria

Concluye primera eliminatoria; 17 van por certamen nacional; todos serán líderes del futuro, afirma Enrique Bustamante

Se alistan para final de concurso de oratoria
El director de la Fundación Ealy Ortiz, Enrique Bustamante Martínez, se mostró satisfecho por el conocimiento de los participantes, no sólo de los temas que incluye la convocatoria, sino por la cultura general que mostraron. (EMILIO VÁSQUEZ EL UNIVERSAL)
Estados 27/07/2018 02:41 David Carrizales / Corresponsal Actualizada 03:29

[email protected]

Monterrey.— Con la demostración de capacidad argumentativa, conocimientos y habilidad para exponer y convencer —aun si les tocó el turno de hablar por sorteo o abordar temas contrarios a sus convicciones—, los participantes en la semifinal del Concurso Nacional de Oratoria y Debate EL UNIVERSAL 2018 concluyeron ayer la primera etapa de la eliminatoria, de donde surgirán los 17 finalistas que disputarán el campeonato nacional.

Los hombres y mujeres contendientes participaron ayer en un entretenido y a ratos acalorado ejercicio de debate parlamentario sobre el lenguaje inclusivo. En el encuentro se demostró que podrían participar, y quizá en algunos casos hasta con ventaja deliberativa, en cualquier Congreso local del país. Al final, todos los jóvenes se fundieron en abrazos con sus compañeros de “bancada” y sus aguerridos adversarios.

Enrique Bustamante Martínez, director de la Fundación Ealy Ortiz, se mostró satisfecho por el conocimiento de los participantes, no sólo de los temas que incluye la convocatoria, sino por la cultura general que mostraron. Aseguró que todos ellos serán grandes líderes en el futuro inmediato.

“Sin lugar a dudas se ha demostrado una vez más la calidad, la capacidad que tienen los concursantes que llegan a este certamen que convoca EL UNIVERSAL, y que opera la Fundación Ealy Ortiz”, dijo Bustamante Martínez.

Crece nivel de preparación. Este certamen demuestra, año con año, que el nivel de preparación de los jóvenes va en aumento. La necesidad que tienen los concursantes de estudiar todos los temas de la convocatoria los obliga a una preparación seria y profunda para la parte del discurso y del debate, donde también demuestran sus habilidades para generar el diálogo a partir de la inteligencia, que se pone a prueba cuando se enfrentan a ideas contrarias.

Precisamente, el modelo parlamentario que se recrea el encuentro de ideas obliga a que un grupo argumente a favor y otro en contra de las posiciones y de los temas que se presentan.

Incluso, les puede corresponder hablar en contra de los principios personales, y ése “es un reto intelectual muy importante, porque todos tenemos una posición y quizá no sea tan difícil defenderla, como cuando te toca ir en contra de tus propias convicciones”, dijo Bustamante Martínez.

Este viernes terminará la etapa semifinal, por la noche se conocerá en la ceremonia de clausura quiénes son los 17 jóvenes que pasan al certamen nacional y que llegarán a Querétaro para disputarla.

“Mientras tanto, nos sentimos profundamente agradecidos con demostrar que los jóvenes que llegan a este concurso son de los mejores oradores que tiene nuestro país en este segmento de edad (de 18 a 29 años)”, señaló el director de la Fundación Ealy Ortiz.

Osiris Ramírez, presidente de uno de los dos jurados que califica la participación de los oradores, dijo estar contento por la organización a cargo de la Fundación Ealy Ortiz y el periódico EL UNIVERSAL. También señaló su complacencia por el nivel de los contendientes.

“Son una voz con carácter, contundentes, tienen ideas actuales, frescas y están destinados a ser los líderes de este momento y del futuro inmediato”, los describió.

Estos jóvenes, expresó, “merecen mayor visibilidad de todo lo que están haciendo, por eso celebramos que este certamen se extienda a todos los estados, porque además enriquece el diálogo de todos los jóvenes y la agenda cultural y pública del país”.

De los 17 concursantes que pasarán a la siguiente etapa del concurso, uno será de “reserva”, en caso de que alguna situación impida a otro de los 16 participantes continuar.