19 | NOV | 2019
Recopilan ADN para identificar cuerpos en Nayarit y Guerrero
La jornada es realizada por la Procuraduría General de la República (PGR), la fiscalía estatal, la Policía Federal y la Secretaría de Salud. (FOTO: Archivo. EL UNIVERSAL)

Recopilan ADN para identificar cuerpos en Nayarit y Guerrero

20/02/2018
02:51
Raúl Torres, Arturo de Dios y David Carrizales / Corresponsales
-A +A
Inicia en Nayarit y Guerrero semana de toma de muestras en Semefos; cotejarán datos de familiares de desaparecidos con restos hallados

[email protected]

Ante la violencia que padecen Guerrero y Nayarit y las numerosas fosas clandestinas que han sido encontradas, autoridades de ambos estados, en coordinación con autoridades federales, realizan esta semana la toma de muestra a familiares de desaparecidos para recabar muestras de ADN y cotejarlas con los restos que se han encontrado.

En Nayarit, la fiscalía, con apoyo de la división Científica de la Policía Federal, recabará muestras de ADN a las personas que tengan algún familiar desaparecido para compararlas con las tomadas a los cuerpos rescatados de las fosas localizadas desde septiembre pasado en San Blas y Xalisco.

Petronilo Díaz-Ponce, fiscal del estado, informó que hasta el momento se han localizado 12 fosas clandestinas, de las que se han extraído 67 cadáveres, de los que 28 corresponden a mujeres; hasta el momento sólo se han identificado 15 cuerpos.

Señaló que la cifra de desaparecidos en la entidad asciende a 400 personas y que hasta el momento se han tomado 600 muestras a familiares de personas desaparecidas en Nayarit y otros 10 estados para iniciar con el proceso.

Díaz-Ponce reconoció que los recientes hallazgos de fosas han saturado las gavetas de conservación de cuerpos con las que cuenta el Servicio Médico Forense (Semefo) en la entidad, por lo que después de tomar muestras de ADN y sacar fotografías a los cadáveres se colocan los restos en bolsas adecuadas y se inhuman en fosas individuales con una ficha de registro.

Para recabar las muestras, esta semana el gobierno de Nayarit dispuso cinco puntos de recolección simultánea en los hospitales de San Blas, Ixtlán del Río, Rosamorada, Bahía de Banderas y en Tepic.

En Guerrero, también arrancó la semana de toma de muestras en las unidades de Servicio Médico Forense (Semefo) de Chilpancingo, Iguala y Acapulco, la cual concluirá el sábado.

La jornada es realizada por la Procuraduría General de la República (PGR), la fiscalía estatal, la Policía Federal y la Secretaría de Salud de la entidad.

En el caso del centro de salud de Chilpancingo, hasta la tarde del lunes acudieron 20 familias para tomarse la muestra.

La coordinadora del Colectivo de Familiares de Desaparecidos de Chilpancingo, Guadalupe Rodríguez Narciso, señaló que esta toma de muestras es parte de los acuerdos que se llegó con las autoridades del gobierno federal luego de que realizaron una huelga de hambre en la Ciudad de México. En Guerrero, según el Registro Nacional de Datos de Personas Extraviadas o Desaparecidas, en los últimos tres años han desaparecido mil 374 personas; mientras que en la última década se ha vuelto de los estados más violentos del país. Los Semefos están saturados, pero al día se matan siete personas.

Demandan reparación de daño. Familiares de las víctimas de desaparición presentaron ayer ante la Procuraduría General de Justicia de Nuevo León tres solicitudes de reparación de daño, que en conjunto ascenderían a cerca de 20 millones de pesos. Dijeron: “Veamos si el dinero les duele más que las personas y se ponen a
trabajar para que no les lleguen
otras demandas”.

Irma Leticia Hidalgo, madre de Roy Rivera Hidalgo; Maricela Alvarado, esposa de César Carmona, y María Luisa Castellanos, esposa de Nicolás Flores, destacaron que su solicitud se basa en una determinación de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, a raíz de que en 2016 denunciaron la dilación y omisiones de la procuraduría, en la búsqueda de sus desaparecidos.

La petición se presentó también ante el despacho del Ejecutivo estatal, ante la Comisión Estatal de Víctimas y en la Comisión Estatal de Derechos Humanos.

La procuraduría tiene un plazo de tres meses para resolver; los demandantes esperan que con esta acción se abra la posibilidad de que más familias utilicen el recurso y las autoridades se vean forzadas a cumplir.

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios