Migración: el talón de Aquiles de la 4T, denuncia Solalinde

Sacerdote pide que se retire del cargo a Alejandro Encinas; critica política para ese sector; INM quita prohibición para que organismos sociales entren a estaciones migratoria s

Migración: el talón de Aquiles de la 4T, denuncia Solalinde
Alejandro Solalinde advirtió que la migración es una “bomba de tiempo” que puede estallar si no se toman las medidas necesarias. Foto: Especial
Estados 30/01/2020 03:31 Alberto López Morales / Corresponsal Actualizada 03:35

Juchitán.— El sacerdote Alejandro Solalinde pidió al gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador que valore la pertinencia de retirar a Alejandro Encinas de la Subsecretaría de Derechos Humanos, Población y Migración de la Secretaría de Gobernación, y advirtió que la migración se ha convertido en el talón de Aquiles de la 4T.

En el marco de la polémica por la prohibición del Instituto Nacional de Migración (INM) para el ingreso de religiosos y activistas a las estaciones migratorias, el religioso y defensor de los derechos de los migrantes dijo que Encinas ha fracasado.

“El señor Encinas ha fracasado en materia de migración. Si las autoridades de Migración hablan ahora de que en México existe una ‘contingencia’ y nos ven como obstáculos, ¿por qué nunca admitieron la existencia de esa contingencia?”, cuestionó.

Indicó que por las presiones de Donald Trump y de las caravanas de Centroamérica, el fenómeno migratorio en México se ha convertido en el talón de Aquiles de la 4T y en una “bomba de tiempo” que le puede estallar al Presidente si no se toman las medidas necesarias.

Indicó que la prohibición del INM para el ingreso de religiosos y activistas a las estaciones migratorias deja en la indefensión a los migrantes y traiciona los principios migratorios del propio Presidente.

“Yo insisto que el gobierno de México no debe improvisar en ese aspecto. Hay que atender a los mexicanos que viven en el exterior, a la migración forzada, al fenómeno de la transmigración, a la migración en retorno y a la circular. No es fácil, es complejo”, dijo y añadió que esto debe tratarse con “una dinámica de respeto a los derechos humanos, no sólo como un tema de seguridad nacional”.

Recordó que desde 2019 él advirtió que en la Segob no se tenía definida una agenda migratoria. “Si persiste el desorden en ese ámbito, la errática política migratoria será el talón de Aquiles de la 4T”, insistió.

La prohibición

El martes, el titular de la Dirección General de Control y Verificación Migratoria del INM, Antonio Molina Díaz, envió el oficio 118/2020 a todos los encargados de las estaciones migratorias y otros mandos medios, donde informa que, derivado de la actual contingencia migratoria que se vive en el país, se suspende temporalmente el ingreso de las asociaciones religiosas y de los integrantes de organizaciones de la sociedad civil a las garitas migratorias.

Ante la polémica generada, el INM emitió ayer un comunicado en el que informaba que “organizaciones religiosas y de la sociedad civil” podrán entrar a partir del 1 de febrero a estaciones migratorias; sin embargo, ratificó la suspensión de ingreso para el Centro de Derechos Humanos Fray Matías de Córdova (CDH FRAYMACO) a la estación Siglo XXI.

En el documento, el INM no explica qué organismos entrarán ni a que instalaciones lo harán.

Por su parte, Enrique Vidal Olascoaga, coordinador de Procesos del Frayba, indicó que recibieron la notificación por parte del INM que les autoriza visitar en 2020 sólo las garitas migratorias de Huehuetán, ubicada en el poblado del mismo nombre; El Hueyate, en el municipio de Huixtla, y Echegaray, en la localidad de Pijijiapán; en cuyas instalaciones se mantiene de forma temporal a un promedio de entre 50 a 60 extranjeros retenidos.

Indicó que el 13 de enero se les negó el permiso “por conductas poco profesionales” como: ingresar a lugares no autorizados, dar información que confunde a los extranjeros; además de no respetar los horarios de visitas, esto de acuerdo con un comunicado del INM difundido el domingo pasado.

El coordinador consideró que esta negativa es en represalia a denuncias que han realizado ante violaciones a los derechos humanos en México.

Ante la negativa del INM de permitir el ingreso del Frayba a la estación Siglo XXI, interpusieron una demanda de juicio de nulidad ante el Tribunal Federal de Justicia Administrativa, una queja ante la CNDH y ante el Órgano Interno de Control del INM.

“Creemos que nuestra presencia combate a la impunidad; pero estos bloqueos alimentan a la corrupción en el Instituto Nacional de Migración”, aseveró el defensor de derechos humanos de migrantes.

***Con información de María de Jesús Peters

 

 

Temas Relacionados
Migración Alejandro Encinas INAM AMLO

Comentarios