Gobernadores de la Alianza Federalista solo estiran la mano para pedir dinero: Mario Delgado

El aspirante a la presidencia nacional de Morena señaló que los gobernadores deben replicar en sus entidades la austeridad del gobierno federal y ejercer sus facultades recaudatorias

Mario Delgado
Foto: Emilio Vasquez / EL UNIVERSAL
Estados 27/09/2020 17:47 David Carrizales / Corresponsal Nuevo León Actualizada 18:01

Monterrey.- El aspirante a la presidencia nacional de Morena, Mario Delgado Carrillo, afirmó que en su partido están dispuestos a discutir un nuevo federalismo fiscal; pero no aceptan la actitud cómoda de los gobernadores de la Alianza Federalista, que ante el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, asumen la postura del hijo que nunca ha trabajado y sólo estira la mano para exigir más dinero.

El también presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) en la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión, expuso que los gobernadores mencionados deben replicar en sus entidades la austeridad del gobierno federal, y ejercer sus facultades recaudatorias, que no han querido poner en práctica para no pagar un costo político.

En una conferencia de prensa que ofreció en esta ciudad, como parte de una gira para promover su candidatura a la presidencia nacional de Morena, Delgado dijo ante la exigencia de más recursos por parte de los gobernadores de la Alianza Federalista, como Javier Corral, Francisco García Cabeza de Vaca, Enrique Alfaro y Jaime Rodríguez Calderón, “yo creo que no les gusta el tema de la austeridad, están muy molestos con el cuestionamiento que hace el presidente al respecto, ellos piensan que pueden seguir gastando como si no pasara nada”.

Agregó que su actitud “es un poco como la de los hijos que nunca han trabajado y piensan que nada más es de estirar la mano”, aunque ya cuando empiezan a trabajar se dan cuenta que la realidad es diferente.

“Así son algunos gobernadores comodinos, que lo que quieren es estirar nada más la mano y pedirle a la federación más recursos; pero hay que hacer un esfuerzo de austeridad, hay que revisar cada peso que se está gastando, sobre todo cuando se tienen épocas de vacas flacas como ahora”, puntualizó Delgado.

Lee también: O dan más recursos o acudimos a la vía jurídica: Alianza Federalista

Mencionó, estamos en la crisis económica mundial más grande desde 1932, entonces evidentemente también esto ha impactado a nuestra economía, tenemos una caída en el producto interno bruto y eso no se puede esconder, pero aquí la diferencia que se hace es cómo se responde frente a la crisis.

“Los gobiernos neoliberales privilegiaban siempre su caja, si querían más recursos endeudaban al país, daban gasolinazos o cobraban más impuestos afectando el ingreso de las familias; ahora el gobierno federal primero protege los ingresos de las empresas y de las familias, y para completar su caja aplica una austeridad republicana muy dura, además recauda mejor utilizando las facultades que nosotros le aprobamos”, señaló.

“Ahora falta que esa austeridad se replique en los gobiernos estatales, porque si no, pues no habrá recursos que alcancen. Lo más fácil es pedir, lo difícil es recaudar, y los estados tienen algunas facultades recaudatorias que no ejercen porque no quieren pagar un costo político”, dijo el diputado morenista.

Admitió, hay que discutir el federalismo fiscal en serio, pero no en una actitud cómoda de nada más exigirle más recursos al gobierno federal, no se puede continuar con el mismo plan de gasto cuando tenemos circunstancias difíciles, y la prioridad del gobierno de la República será siempre proteger a quien menos tiene y más lo necesita.

“Por eso lo que no cae el siguiente año y se protege muy bien, es toda la inversión social; todos los programas sociales tienen los recursos garantizados porque además ahora son derechos constitucionales”, asentó.

Lee también: Seguridad en estados no puede ser rehén de disputas políticas: Alianza Federalista

Ante declaraciones de Jaime Rodríguez, en el sentido de que el presidente López Obrador “está gobernando para Morena”, comentó Delgado que el gasto para 2021 no es un presupuesto inercial, porque está proyectado para una situación económica extraordinaria, y evidentemente no alcanzará para todo, de ahí que debe haber un esfuerzo de todos para que alcance, y para eso los gobiernos estatales tienen que apretarse el cinturón y que haya austeridad como en el gobierno federal.

Además, señaló que los partidos políticos podrían ahorrar tres mil millones de pesos para la atención de la salud, y recordó que el primero de septiembre Morena volvió a presentar la iniciativa para reformar la Constitución y cambiar la fórmula que asegura a los partidos políticos ser los únicos que tienen garantizado recibir cada vez más recursos, sin importar que el país sufra la peor crisis económica desde 1932, algo en lo que Morena no está de acuerdo, y propone que las prerrogativas se reduzcan a la mitad.

Los gobiernos estatales deben apretarse el cinturón, porque “hay algunos gobernadores que no se ponen a pensar la disyuntiva que están enfrentando, y ellos protegen su caja, la bolsa del gobierno, mientras el presidente Andrés Manuel López Obrador prefiere proteger la bolsa de las familias, y por eso no se endeuda al país, porque las deudas son los impuestos del mañana, dijo Delgado.

Algunos gobernadores, señaló Mario Delgado, voltean hacia el otro lado y piden deuda, para mantener una realidad que no existe y llevar un tren de gastos que es insostenible, “porque no están dispuestos a verse en el espejo, y a ver qué se cortan, y no hablo de la mano”, comentó entre risas de los presentes, al recordar la propuesta de Rodríguez Calderón durante la pasada campaña presidencial, de “cortar la mano” a los corruptos.

Lee también: Cuatro grupos en pugna por la dirigencia de Morena

En otro orden, en respuesta a la exigencia de los simpatizantes del Frente Nacional Antiamlo (Frenaa), plantados en el Zócalo, para que el presidente López Obrador, renuncie antes del primero de diciembre, expresó que tienen una postura medio fascista, porque Morena, por iniciativa del presidente, modificó la Constitución para aprobar la revocación de mandato.

Y ante el discurso de Frenna que llama dictador a López Obrador, señaló, “somos tan demócratas que no nos basta con que la gente elija al presidente, sino que además lo puedan quitar si hace falta, y ahí está la reforma constitucional que está vigente; ellos pueden organizarse para 2022 para la revocación de mandato, y Morena se va a organizar también porque queremos que este movimiento siga”.

En una democracia es preciso que se respeten las vías democráticas para acceder al poder, y que se respeten para cambiar a los representantes en el poder, concluyó Delgado Carrillo.

afcl/nv

Comentarios