27 | FEB | 2020
Arte mixteco le da vida a una serie en Estados Unidos
Las obras de Carlos Bazán que fueron utilizadas para los promocionales de la serie, ahora se exhiben en grandes ciudades de Estados Unidos. CORTESÍA

Arte oaxaqueño le da vida a una serie en Estados Unidos

14/01/2020
02:53
Alicia Pereda Martínez
-A +A
Carlos Bazán fue elegido de entre un grupo de artistas latinoamericanos para trabajar en el diseño gráfico de Party of five; hoy su obra se exhibe en Nueva York

Ciudad de México

“Mis cuadros también son migrantes, mi trabajo generalmente no se queda en mi tierra, en Oaxaca, sino que va a otros estados o países”, dice el pintor chocholteco Carlos Bazán Ramos al hablar de cómo su obra pasó de los trazos tangibles a la televisión estadounidense e, incluso, a exhibirse en Los Ángeles y Nueva York.

De mirada vivaz y un estilo basado en lo que él llama “ecosistema de color”, Bazán Ramos fue elegido de entre una lista de pintores latinoamericanos para participar en el diseño gráfico y promoción de la serie Party of five, que se estrenó el 8 de enero en el canal estadounidense Freeform, propiedad de Disney.

Entre 1994 y 2000, una serie con el mismo nombre fue transmitida en la Unión Americana, abordando la historia de una familia conformada por cinco hermanos que enfrentan la muerte sus padres.

No obstante, en esta ocasión Party of five fue renovada.

“La serie se centra en la lucha de los hermanos Acosta, quienes quedan en desamparo tras la deportación de su padre y madre, quienes son de origen mexicano”, platica el pintor oaxaqueño.

Para Bazán Ramos, el reto no fue fácil. Según narra, tuvo dos meses para realizar dos obras de gran formato, con dimensiones de entre 1.5 y 3 metros, en las que el artista recreó a los integrantes de la familia, así como la historia que enfrentan.

En las imágenes rescató elementos emblemáticos de Estados Unidos, de México y, por supuesto, de su tierra chocholteca: “Me contactaron y me dijeron que querían que mi obra hiciera parte del proyecto, que tenían una lista de pintores latinoamericanos y yo era el primero en ella. Me alegré mucho de que reconocieran mi trabajo”.

Las obras de Bazán Ramos fueron utilizadas para los promocionales de la serie, que ahora se exhiben en ciudades como Nueva York y Los Ángeles, donde desde las alturas es admirado el trazo oaxaqueño inspirado en la migración, que para algunas familias es una bendición, pero para otras, condena.

Gorriones y montañas

Según narra el también muralista, la primer pieza que le solicitaron —en formato horizontal— destaca por los integrantes de la familia protagonista, cuyos padres aparecen separados de sus hijos por un árbol con un tronco similar al del tule.

Sin embargo, esa no es toda la inspiración oaxaqueña que poseen las obras que realiza.

“Ese cuadro también tiene unas nopaleras inspiradas en México; unos magueyes, como los que hay en Oaxaca, y unas montañas que quise hacer en honor a las de mi región: la Mixteca y choholteca”, explica el artista.

Asimismo, la otra obra, en formato vertical, destaca por mostrar a una familia de gorriones durante un abrazo fraternal.

Esas aves también son características de la región chocholteca.

“Quise contar la historia y la trama también me tocó, porque tengo familiares migrantes en Estados Unidos y porque mis obras también lo son”, confiesa.

Tras su participación en el arte de la serie, el pintor originario de San Cristóbal Suchixtlahuaca asegura sentirse agradecido, puesto que además de llevar sus trazos y cosmovisión a territorio estadounidense, estas intervenciones le han abierto más puertas.

“Por ahora, ya tengo previstas exposiciones en Nueva York, Los Ángeles, Ciudad Juárez y en la ciudad de Oaxaca, también espero poder llevar mi trabajo a Europa”, afirma el artista oaxaqueño, quien también —gracias a su creatividad— es un migrante en este mundo a través de sus pinturas.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios