Acusan que Semarnat no presentó evidencias por muertes de manatíes

Ernesto Zazueta, presidente de la Asociación de Zoológicos, Criaderos y Acuarios, señaló que la dependencia no dio ningún tipo de resultado de análisis que demuestren la presencia de cianobacterias tóxicas en los cuerpos de agua de los municipios de Macuspana, Jonuta y Centla
Muerte de un manatí cría en la Ranchería Cañaveralito
La Profepa informó de la muerte de un manatí cría en la Ranchería Cañaveralito, del municipio de Centla. Foto: Twitter @PROFEPA_Mx
23/08/2018
16:06
Leobardo Pérez Marín / Corresponsal
Tabasco
-A +A

El presidente de la Asociación de Zoológicos, Criaderos y Acuarios de México (AZCARM), Ernesto Zazueta Zazueta, afirmó que no hay evidencia que sustente la hipótesis de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), que una alga tóxica sea la causante de la muerte de manatíes en Tabasco.

Zazueta Zazueta dijo que lo informado por el titular de la Semarnat, Rafael Pacchiano, es simplemente una hipótesis que no tiene ningún sustento, asegurando que las autoridades no presentaron durante la reunión de trabajo que tuvo el Comité para la Atención de la Contingencia por la Mortandad de Manatíes en el estado, ningún tipo de resultado de análisis que demuestren la presencia de cianobacterias tóxicas en los cuerpos de agua de los municipios de Macuspana, Jonuta y Centla.

“Lamentablemente después de cuatro meses de contingencia ambiental y social, seguimos sin tener certeza sobre las causas de la muerte de manatíes, peces, reptiles y aves, ni de los daños en la piel de los habitantes de la zona. Hecho que es muy grave porque si aún no pueden dar las causas científicas, menos darán la solución a la emergencia”, señaló el titular de AZCARM.

En tanto que Ricardo Aguilar, coordinador de Acuarios de la AZCARM, precisó que el sábado 14 de julio, el equipo de especialistas de esta asociación realizó un muestreo de fitoplancton del agua de los caudales que atraviesan los municipios de Macuspana, Jonuta y Centla, y aseguró que en todos los resultados hubo ausencia de cianobacterias.

“Sólo se encontró presencia de algunas células de cianobacterias (alga verdeazul), pero células que no significan ningún riesgo de toxicidad, pues se encontró una baja densidad celular que no puede considerarse un florecimiento algal nocivo de cianobacterias. Y en tres muestras de la zona de Bitzales, en donde se han encontrado varios manatíes sin vida, no se halló un solo rastro de alga verdeazulada”, apuntó.

Sobre este tema, el maestro en Toxicología Industrial por la Universidad Católica de Lovaina de Bruselas, y ex trabajador de Pemex, Francisco Antonio Mercado Calderón, afirmó que la falta de mantenimiento de instalaciones petroleras podría ser una causa de la toxicidad del agua de los ríos de Tabasco.

MÁS MUERTES

Por su parte, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) y Secretaría de Energía, Recursos Naturales y Protección Ambiental de Tabasco (Sernapam), informaron de la muerte de un manatí cría en la Ranchería Cañaveralito, del municipio de Centla.

En un comunicado, se informó que en atención de un reporte recibido el 21 de agosto por la noche, por parte del delegado de la citada ranchería, se localizó el cadáver de un manatí (Trichechus manatus), por lo que personal de ambas dependencias se trasladaron a la zona para confirmar el hecho.

“Los inspectores buscaron entrevistarse con dicho Delegado en su domicilio, el cual estuvo ausente, sin embargo, se percataron que en el patio de la casa se localizaba el cadáver de una cría de manatí macho, de 1.20 metros de longitud en avanzado estado de descomposición”, indicaron.

Precisan que debido al estado de descomposición en que se encontraba esta especie no se le pudieron tomar muestras de ningún tipo para establecer la causa de este deceso.

afcl