¿De qué culpan a Xóchitl Gálvez? - Lorenzo Córdova: no me río

Katia D'Artigues

No sé si lo comparte, pero a mí estas campañas electorales me están dejando con una creciente, mmm… sorpresa.

Parece que ahora no van en decir: soy honesto, el otro es corrupto, ojo; sino más bien: sí yo soy corrupto, sí señor… ¡ah, pero el otro es peor!

Ejemplos hay para echar para arriba y eso creo que es bueno pese a mi sentimiento de desesperanza: se está documentando (¡y vaya que los políticos en campaña ayudan a hacerlo en sus contrincantes! Ojalá lo sigan haciendo, ¿verdad?). El primer requisito para salir del hoyo —cualquiera que este sea— es reconocerlo.

En esta guerra de lodo andamos cuando ayer en la mañana se publicó un desplegado anónimo firmado por quien dice ser el hijo de una víctima: “Enrique O.”

En este desplegado “acusan” a Xóchitl Gálvez, candidata a una delegación del DF, la Miguel Hidalgo, de portación de hermana prohibida.

Le explico: Gálvez tiene una hermana que está, sí, en la cárcel. Desde hace 3 años. Se llama Jacqueline Mallinali y la acusación contra ella —que no ha sido sentenciada, incluso hay evidencia de afectación a su debido proceso, la misma razón por la que salió Florence Cassez— es pertenecer a un grupo de secuestradores. Lo único que queda claro hasta ahora es que ella se enamoró de un delincuente; si es culpable o no está por verse.

Ahora, ¿qué ha hecho Gálvez? Visitarla, hacerse cargo de sus hijas (una ya terminó una carrera, otra está por hacerlo) y no meter las manos por ella. Ella asegura que no sabía de los pasos en los que andaba su hermana.

“Me da gusto que mi delito”, dijo una Gálvez ayer en larga entrevista con Óscar Mario Beteta, “Sea mi credencial (basada en Hidalgo) y mi hermana. A mí no me encuentran nada”. En otro momento dice: “Yo no la estoy solapando. El buen juez por su casa empieza…”, en referencia a que ella no ha abandonado a su hermana, pero tampoco ha movido un dedo por hacer algo ilícito, mover alguna palanca. “Si es culpable, que pague. Yo no voy a ser cómplice”.

Fiel a sí misma dice: “la pendejez de mi hermana de irse con ese tipo”…

Suena a un bumerán que beneficiará a Xóchitl. Pienso que al menos ella sí es una candidata que dice con palabras y hechos, contrario a la tendencia generalizada: a mí que me esculquen.

 

Curioso timing. Justo cuando en el INE se está por discutir el tema de la pérdida de registro del Partido Verde (ese que tiene una multa diaria pero que los consejeros no ven que violente la ley con dolo), alguien filtró un audio de Lorenzo Córdova.

Se volvió hashtag inmediato: #TuRenunciaLorenzo porque justo en esa conversación, privada, Córdova se burló de la manera de hablar de un grupo indígena con el que se había reunido. Con su interlocutor, incluso dijo que era una parte más de las Crónicas marcianas (pobre Ray Bradbury) que algún día escribiría sobre su paso por el INE y que también incluiría reunión con padres de Ayotzinapa.

Sí, Córdova fue políticamente incorrectísimo. Luego dijo que sus palabras habían sido jocosas (es discutible) y desafortunadas.

El gran Bef, novelista gráfico, tuiteó al respecto: “Condenamos que intervengan nuestros teléfonos, pueden escuchar nuestras auténticas opiniones”.

Para muchos podrá ser una discusión tonta y banal. Ayer leía que defendían su derecho a decir lo que quisiera siempre y cuando no fuera público o que el decir se tradujera en acciones en contra de un grupo vulnerado, lo cual, sin duda es otro nivel.

Yo creo esto: sólo a quienes no han vivido las burlas constantes de un grupo reiteradamente discriminado (como los grupos indígenas; como las personas con discapacidad, en mi caso) les podría parecer simpático. Público o privado.

Por la tarde, Córdova dio un mensaje a medios disculpándose.

Así como no me río de su humor, tampoco me río de la “coincidencia” de esta divulgación en el día previo a que discutan si al Partido Verde le quitan su registro; que renunciara sólo beneficiaría a ese partido que se burla de la ley. Ni me hace gracia la creciente “normalización” del balconeo de las conversaciones pri-va-das.

 

El 5 de junio de 2009 se registró una de las peores tragedias en el país: el incendio de la Guardería ABC, en Hermosillo, Sonora, donde murieron 49 niños. La entidad era gobernada por Eduardo Bours, del PRI-- cuya gestión está señalada por presuntamente provocar el incendio en la bodega de la Secretaría de Finanzas, que estaba junto a la estancia infantil-- partido que perdió esa entidad en las elecciones de julio de ese año, llegando al gobierno el panista Guillermo Padrés.

A punto de terminar su gestión, Padrés ha estado envuelto en escándalos, lo que podría provocar que el PRI regrese. Ahora al asunto de la presa que curiosamente "el agua de Odile se llevó", se suma otro que debe aclarar el gobernador.

El lunes pasado, vía desplegados de doble plana (sin duda fruto de la intelligencia de la campaña de Claudia Pavlovich, la candidata priista) se le habría descubierto en otra "mentirita".

Su rancho en San Pedro El Saucito, en Hermosillo, no mediría 15 mil metros cuadrados (como dijo) sino 65 mil metros cuadrados. No está valuado en 5 millones 208 mil pesos sino 50 millones de pesos junto las caballerizas, en la que hay caballos valuados entre 15 mil y 60 mil dólares.

Guillermo Padrés se defendió y culpó a Manlio Fabio Beltrones de estar detrás de estas acusaciones. Que no es un rancho como se hace creer, sino una casa adquirida mediante un crédito hipotecario.

Sobre los caballitos, no son de él, sino que como es un criadero, pues los llevan ahí sus dueños.

A eso hay que sumarle el perdón fiscal que dio a 14 empresas, algunas de ellas, cercanas al mandatario estatal.

En total, su patrimonio -que dice ya lo tenía desde antes de ser gobernador-- junto con el de su familia suma 218 millones de pesos.

Desde el PRI estatal argumentan que en el negocio de los caballos también están inmiscuidos varios personajes como Javier Gándara Fernández, hijo del candidato panista a la gubernatura.

Y si el PRI saca desplegado a dos planas contra Padrés-PAN, ayer el PAN sólo tuvo para p(a)egar con una plana. Publicaron un desplegado firmado por Pedro Pablo Chirinos Benítez, representante legal del PAN en Sonora, en contra de Manlio Fabio Beltrones:

--Gasta Beltrones "millonada" y viola la ley electoral.

Publican una bitácora de al menos 9 viajes que ha hecho el coordinador de los diputados priístas a Sonora para apoyar la candidatura de Pavlovich, y atender asuntos personales. Bueno, él es de Sonora, ¿no?

En total, los panistas hacen sus cuentas y dicen que son 3 millones 200 mil pesos, los cuales, piden al INE tomar en cuenta como gastos de campaña de la candidata priísta.

Y pensar que con este ríspido clima, Guillermo Padrés envió una carta al Presidente Enrique Peña Nieto la semana pasada, en la cual le hace ver que "Hoy más que nunca Sonora requiere el apoyo decidido de su Gobierno, con mayores obras y acciones". A buena hora lo pide, ¿no?

La disputa por la gubernatura también se da en medio de escándalos de presuntos actos de corrupción entre los dos candidatos punteros.

Por el PRI está Claudia Pavlovich acusada de gestionar apoyos federales para empresarios ganaderos de la entidad, así como pedir favores a concesionarios de flotillas aéreas para hacer viajes a Las Vegas.

Seguramente es la cercanía con Estados Unidos y sus constantes viajes en avión a ese país por lo que en 2014 su esposo compró al contado un departamento en Scottdale, Arizona. Ojo: esto sale porque ella ya publicó su #3de3 y no así su adversario panista.

El candidato panista Javier Gándara está en la misma pista. Su campaña también ha estado salpicada de escándalos por el uso de aviones y helicópteros. Lo más raro (y absurdamente legal) de este caso es uno de los aviones rentados es propiedad de su esposa. A eso súmele las 9 propiedades que él y sus familiares tienen en San Diego California y Arizona.

Desde sectores del PRI también se ha criticado la Fundación Ganfer-- la cual presiden él y su esposa Marcela Fernández, la cual en noviembre pasado conmemoró su XXIII aniversario de fundada-debido a posible desvío de recursos para sus programas sociales. Lo cierto es que él se ha negado a hacer público su patrimonio.

Falta ver si el PRI local reaviva la acusación que en diciembre de 2014 hizo contra Gándara por peculado por 147 millones de pesos cuando fue alcalde de Hermosillo.

Por el PRD va Carlos Navarro, mientras que Jaime Moreno Berry, candidato del PT al gobierno de Sonora no cuenta ni con el apoyo de su senadora, Ana Gabriela Guevara (quien apoya a Pavlovich)

 

Jorge Camacho es el candidato del PAN a la gubernatura de Guerrero. Me consta que ha recibido apoyo de destacadas mujeres panistas en sus actos de campaña y precampaña.

De ahí que me sorprenda lo que declaró en un evento en Tierra Colorada, donde hizo una analogía entre las encuestas y las mujeres:

--Las encuestas son como las mujeres, ¿de quién son las mujeres? De sus maridos...y ¿quién las trabaja? Pues uno...las encuestas son de quien las paga.

Ahí no terminó su desliz. Se refirió sobre el apoyo que daría a las madres solteras. Les advirtió que no les daría un esposo, porque "en lugar de facilitarles la vida se las voy a dificultar, porque van a tener que lavarles los calzones, la ropa", por lo que les ofreció darles mejores guarderías y escuelas de tiempo completo para sus hijos.

Camacho, ex comentarista de televisión, pidió disculpas en su cuenta de Twitter.

-- Ofrezco una disculpa por la declaración que hice sobre las mujeres, reconozco su individualidad, lo dicho no concuerda con mi forma de pensar.

Luego también posteó el mensaje:

-- Total y absoluto respeto a las mujeres, se ha confundido una declaración mía. Pretendo tener el total cariño de mi mujer, en eso trabajo!!

[email protected]
http://twitter.com/kdartigues
http://blogs.eluniversal.com.mx/camposeliseos/ 

TEMAS RELACIONADOS

Comentarios