Con la mota, estábamos equivocados

Luis Cárdenas

Paso a pasito, podría antojarse simplón el cambio de un paradigma, combatir con prevención y no con reacción el tema de la marihuana sonará como un lugar común para muchos, no atacar a los consumidores y pegarle en las finanzas a los grupos del narco se puede considerar un tema viejo, de la agenda… De la agenda que nunca se había aplicado.

El anuncio que dará hoy Enrique Peña Nieto marcará un giro importante, más no radical, en la manera de cómo México afronta la problemática de las drogas. Es un hecho que en breve, quizá tan pronto como el siguiente periodo de sesiones en Septiembre, se legislará para permitir el uso de marihuana con fines medicinales y el incremento a la dosis para consumo personal, seguramente de 5 a 28 gramos. Paso importante, pero que se queda corto.

Vendrá una lenta evolución en la aplicación de la norma, imagino que en algún momento llegaremos al ridículo que pasa hoy día California que receta churros de cannabis por insomnio, con el pretexto medicinal para una realidad lúdica, hay más gente con ataques de carcajadas que muertos en las calles por una bolsita de hierba y además pagan impuestos. Entonces, ¿porqué no ir por todas las canicas?

Como todo, perfectible, valdría la pena que la Presidencia tomará en consideración la propuesta de Roberto Gil, ya lo dijo Peña Nieto, la clave está en la “regularización integral”, no se trata de una calca de la delantera uruguaya, ni de un frankestein de la experiencia europea y canadiense, sino de una propuesta ecléctica con lo que mejor se adecúe a la realidad mexicana.

Como sea, timorata o libérrima, habrá una propuesta sólida sobre la mesa que marcará el cambio del paradigma que ha nacido en el mundo. Qué lástima que tuvimos que pasar por tantas vidas para darnos cuenta que estábamos equivocados.

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios